Autor: Miguel Iglesias

COLUMNISTAS

La imputación penal de menores como discurso de emergencia

La inmensa e inagotable tarea de todos y cada uno de nosotros, es apostar a la educación familiar y pública, recuperar las buenas costumbres, contener a los niños y niñas que serán el futuro de la sociedad toda, rescatar a nuestros adolescentes de la llamada generación NI NI (ni estudia ni trabaja) apostando a darles un futuro promisorio para ellos. Es muy fácil y altamente cínico, creer que bajando la edad de imputabilidad penal solucionaremos los gravísimos problemas sociales que presenta nuestra Nación.