Dengue: síntomas y prevenciones

Compartí esta noticia !

Es muy importante prestar atención a los síntomas de quienes regresan de vacaciones hasta 15 días después de llegar. Desde Dim Centros de Salud, la doctora Silvina Ivalo, infectóloga (MP 444316 // MN 86191) y las doctoras Verónica Bramajo (MP 333764 MN 97448) y Mercedes López (MP 333760 MN 97453) ambas médicas clínicas, explican 5 puntos que todos debemos conocer para prevenir y tratar esta enfermedad.

1)     ¿Qué es el DENGUE?

Es una enfermedad viral transmitida por un mosquito llamado Aedes aegypti, de prevalencia en las áreas tropicales y subtropicales. En zonas urbanas y suburbanas se puede encontrar en espacios con malas condiciones de higiene y regiones de agua estancada. También puede transmitir otras enfermedades como Zika y Chicunguña. Millones de casos ocurren anualmente en todo el mundo, es más frecuente en el sudeste asiático y las islas del Pacífico, pero la enfermedad se ha extendido significativamente en Latinoamérica y el Caribe.

El dengue es una infección viral, transmitida por la picadura de las hembras infectadas por el género Aedes. Hay cuatro serotipos: DEN 1, DEN 2, DEN 3 y DEN 4. Los mosquitos proliferan dentro y alrededor de las viviendas, es decir tienen hábito peri-domiciliario. 

Cuando el insecto pica a una persona infectada con un virus del dengue, este ingresa al mismo, por lo que, es portador del mismo y al picar a otra persona, el virus entra en el torrente sanguíneo de la víctima. Cuando una persona se cura del dengue, es inmune a ese tipo de virus que la infectó, pero no a los tres restantes. El riesgo de contraer dengue grave, aumenta si se infecta por segunda vez.

2)    ¿Cuáles son sus síntomas?

Los síntomas se presentan, por lo general, entre el cuarto y séptimo día después de la picadura de un mosquito infectado

El dengue provoca fiebre alta (≥ 38.5 °C) y por lo menos, dos de los siguientes síntomas:

  •        Dolor de cabeza.
  •        Dolor focalizado en el abdomen, los músculos, espalda, huesos y las articulaciones.
  •        Dolor detrás de los ojos.
  •        Inflamación de los ganglios.
  •        Escalofríos, fatiga, fiebre o pérdida de apetito.
  •        Gastrointestinales: náusea o vómitos.
  •        Piel: erupciones o manchas rojas.
  •        Otros síntomas: dolor de garganta, facilidad para desarrollar hematomas o sangrado
Te puede Interesar  Última semana para presentar proyectos del Presupuesto Participativo de Posadas

IMPORTANTE:
Si aparecen síntomas de DENGUE NO deben tomar aspirinas, ibuprofeno, ni aplicarse medicamentos inyectables. Es imperativo que, en cualquier caso, ya sea por síntomas leves o no, siempre se CONSULTE AL MÉDICO.

La mayoría de las personas se recuperan en aproximadamente una semana. En pocos casos, los síntomas empeoran y pueden ser potencialmente mortales. Los vasos sanguíneos a menudo se dañan y pierden sangre, se disminuye la cantidad de células formadoras de coágulos (plaquetas) en el torrente sanguíneo. Esto puede provocar una forma grave de dengue llamada «fiebre hemorrágica del dengue» o «dengue grave».

Los signos y síntomas del dengue grave, que representa una urgencia y puede poner en riesgo la vida, comprenden:

  •        Dolor abdominal intenso.
  •        Vómitos constantes.
  •        Sangrado de encías o nariz.
  •        Sangre en la orina, la materia fecal o el vómito.
  •        Sangrado debajo de la piel, que podría tener el aspecto de un moretón.
  •        Dificultad para respirar o respiración rápida.
  •        Piel fría o húmeda (signos de shock).
  •        Fatiga.
  •        Irritabilidad o desasosiego.

3)    ¿Cuál es el tratamiento?

No hay un tratamiento específico, pero la detección oportuna y el acceso a la asistencia médica temprana disminuyen la mortalidad por debajo del 1%. El procedimiento es fundamentalmente sintomático. A las personas infectadas se les recomienda tomar abundante agua para reponer líquidos y realizar el seguimiento médico diario, ya que puede ser una enfermedad leve o, en algunos casos,  fatal.

4)   ¿Se puede prevenir el DENGUE?

Una vacuna contra esta enfermedad, está aprobada para su uso en personas de 9 a 45 años de edad que ya tuvieron un primer episodio de dengue y viven en zonas con alta incidencia (~70%). La Organización Mundial de la Salud (OMS) hace hincapié en que la vacuna no es una herramienta efectiva por sí sola para reducir el dengue en las zonas en donde la enfermedad es frecuente. El control del mosquito y la exposición de los seres humanos es la medida de prevención más importante. Así que, por ahora, la mejor manera de evitar el dengue es eludir las picaduras del mosquito que transmite la enfermedad.

Te puede Interesar  Infantería prepara a través de cursos de alto rendimiento a nuevos instructores de la Policía

5)    ¿Qué podemos hacer en casa?

En tal sentido, se debe proceder a la eliminación de todos los criaderos de mosquitos. Es decir, de todos los recipientes que contienen agua tanto en el interior de las casas como en sus alrededores, donde el mosquito se cría. No son de utilidad las  latas, botellas, neumáticos, trozos de plástico, lona o bidones cortados, estos recipientes deben ser eliminados. Si no pueden eliminarse, debe evitarse el acceso del mosquito a su interior. Dándoles vuelta para que no acumulen agua (baldes, palanganas, tambores), vaciándolos y cepillando frecuentemente (portamacetas, bebederos), o poniendo los mismos al resguardo bajo techo.

Se recomienda, asimismo, cambiar el agua de bebederos de animales, colectores de desagües de aire acondicionado o lluvia, dentro y fuera de la casa, cada 3 días. Frotar las paredes de los recipientes con una esponja o cepillo a fin de desprender los huevos del mosquito que puedan estar adheridos. Además, podemos colaborar al:

  •        Rellenar los floreros y portamacetas con arena húmeda.
  •        Mantener los patios y jardines limpios, ordenados y desmalezados.
  •        Limpiar canaletas y desagües de lluvia de los techos.
  •        Tapar los tanques y recipientes que se usan para recolectar agua.
  • También es importante para prevenir las picaduras del mosquito:
  •        Usar siempre repelentes.
  •        Utilizar ropa clara que cubra los brazos y las piernas, especialmente durante las actividades al aire libre.
  •        Colocar mosquiteros en puertas y ventanas, y cuando sea posible usar ventiladores o aire acondicionado en las habitaciones.
  •        Proteger cunas y cochecitos de bebés con telas mosquiteras.
  •        Utilizar repelentes ambientales como tabletas y espirales.

La fumigación no es suficiente para eliminar el mosquito. La aplicación de insecticidas es una medida de control destinada a eliminar a los mosquitos adultos, pero no es útil para eliminar los huevos ni las larvas. Su implementación debe ser evaluada por las autoridades sanitarias ya que no se recomienda en momentos de emergencia sanitaria, cuando se detectan casos con sospecha de dengue, y siempre debe ser acompañada por acciones de control y eliminación de todos los recipientes que acumulan y puedan acumular agua en las casas y espacios públicos.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin