En medio de la internación de Silvina Luna, el misionero Aníbal Lotocki afirmó: “No soy cirujano plástico”

Compartí esta noticia !

Silvina Luna se encuentra internada, sedada y con respirador en el Hospital Italiano, el centro donde se hace diálisis y siguen de cerca su camino hacia el trasplante de riñón. Fue hace una década cuando la modelo comenzó a experimentar el calvario de las consecuencias por las cirugías estéticas realizadas por el cirujano misionero Anibal Lotocki.

Años después, y tras un duro proceso en el cual su salud se deterioró progresivamente, actualmente la situación de Silvina es tan delicada que necesita hacerse diálisis tres veces por semana durante cuatro horas cada vez para poder filtrar la sangre, ya que sus riñones no lo pueden hacer porque han dejado de funcionar. En este estado, la única solución para que la modelo pueda volver a tener una vida normal es recibir un trasplante de riñón.

Todo esto producto de los procedimientos médicos realizados por el cirujano Anibal Lotocki, el cual le inyectó biopolímeros (polimetil metacrilato) en glúteos y muslos, lo que le provocó una hipercalcemia e insuficiencia renal a la exparticipante de Gran Hermano.

Desde entonces, su calidad de vida empeoró. Primero comenzó con varios análisis mensuales y algunas intervenciones para extraer las piedras que se le formaban en el riñón, pero luego necesitó diálisis y finalmente un trasplante de riñón, que todavía no sucedió.

Que dijo Lotoki

Se esperaba la palabra de Aníbal Lotocki y finalmente rompió el silencio. El médico volvió a estar en la mira de la opinión pública después de que conociera el delicado cuadro que atraviesa Silvina Luna, quien lo denunció por mala praxis y lo señaló como el responsable del calvario que atraviesa desde hace más de una década.

Te puede Interesar  Misiones discute con Nación el impacto del plan de ajuste

“No soy cirujano plástico”, aseguró al comienzo de la charla con Nelson Castro y Dominique Metzger. Luego, sostuvo que no tiene responsabilidad en el cuadro que atraviesa la ex Gran Hermano y lanzó: “Ella es mi única paciente que tiene insuficiencia renal”.

Fue hace doce años que “el cirujano de los famosos” operó a la modelo. Se trató de un tratamiento estético en las piernas y los glúteos, donde le habría inyectado metacrilato. “Es un producto que está aprobado por la ANMAT, tiene un testeo clínico que determina que no produce ninguna enfermedad. (…) En Argentina estaba aprobado en glúteos”, aseguró Lotocki en referencia al “plástico o material de relleno” que ha sido objeto de controversia.

Por otra parte, el médico remarcó que en ningún momento le ocultó a Luna que le iba a inyectar metacrilato y explicó cuándo fue que la notificó al respecto: “Estaba en el consentimiento informado. (…) Yo se lo expliqué con claridad.”,

A partir de esa intervención, la salud de Luna se deterioró: empezó a sufrir de insuficiencia renal crónica y tuvo que comenzar un tratamiento de diálisis. Incluso, en el último tiempo, se conoció que necesitaba un trasplante de riñón, pero que no podía recibirlo hasta vencer una bacteria que tiene en su organismo.

Luna se encuentra internada en terapia intensiva en el Hospital Italiano. Según lo que trascendió, está sedada y con respirador. Todos sus seres queridos se encuentran en el lugar acompañándola.

Foto de portada ilustrativa.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin