Diputados aprobó la reforma de la ley de mercado de capitales

En una sesión maratónica la Cámara de Diputados aprobó en general por 136 votos a favor y 65 en contra el proyecto de reforma a la ley de mercados de capitales. También se aprobó la reforma a la Ley de defensa de la Competencia, por 140 votos afirmativos, contra 72 negativos.

El oficialismo logró su cometido sin el apoyo del kirchnerismo ni el Frente de Izquierda, en tanto que otros bloques opositores plantearon objeciones parciales. La norma apunta a contar con nuevas herramientas para financiar a las pymes, como la emisión de facturas de crédito que podrán venderse y el apuntalamiento del mercado de hipotecas.

Al abrir el debate, el presidente de la comisión de Finanzas, el macrista Eduardo Amadeo, dijo que la iniciativa busca generar “previsibilidad fiscal y nuevas reglas para el empleo”. “Hoy estamos debatiendo sobre la carencia de ahorro e inversión. No se puede sostener el empleo sin inversión. Estamos proponiendo estas reformas que cambien estas tendencias y permitan empleo sustentable”, agregó el titular de la Comisión de Finanzas.

En tanto, mencionó que este proyecto se funda en “potenciar el financiamiento de las pymes a través de nuevos instrumentos, para lo que propone la factura electrónica mi pyme”. El texto busca, según Amadeo, “crear instrumentos para la vivienda; fortalecer al regulador y a la regulación de modo de proteger a la inversión; y fomentar la canalización del ahorro nacional hacia inversiones de largo plazo”.

El diputado misionero Maurice Closs reconoció que “la ley es bastante modesta”, valoró “el descuento de las facturas”, pero consideró como negativas el ambiente actual de inversiones financieras y “cuales son las políticas reales y efectivas que se están implementando desde el Estado hacia las pymes”.

Consideró que las altas tasas de interés que fija el Banco Central, hará que “cualquier instrumento que nosotros vayamos a crear va a terminar pagando esa tasa, que es malísima”. También crítico que no hay políticas para el fomento de las pymes, alertó que los bancos quitan lineas financieras de crédito y también planteó como negativa la igualación de las cargas patronales de las pymes y las grandes empresas.

Por su parte el Diputado Jorge Franco consideró positiva la factura electrónica, sin embargo pidió debatir sobre “el sector de la salud privada”, que da trabajo a más de 260 mil personas calificadas y carecen de financiamiento o ayuda desde el Estado.

Diego Bossio del bloque justicialista dijo que “hay cosas de este proyecto que son positivas porque es muy bueno crear el sistema de factura electrónica” y destacó que la importancia “de la securitazación de las hipotecas” para que las “familias puedan acceder a créditos hipotecarios”.

En tanto, desde el kirchnerismo, el diputado Axel Kicillof dijo que “todas las leyes con títulos preciosos luego fueron desastrosas” y alertó que el gobierno “propone estas cosas y después hace todo lo contrario”.

El proyecto incorpora las letras hipotecarias y crea una factura de crédito electrónica para MiPyMEs, que permitirá descontar ese documento en el mercado, ya que tendrán un plazo legal como si fuera un cheque, y así evitar las tasas usurarias que afectan a estas pequeñas empresas.

Además, elimina el artículo 20 de la ley de Mercado de Capitales, que permitía que la Comisión Nacional de Valores tuviera injerencia en cualquier empresa cotizante.También crea las condiciones legales para el funcionamiento de fondos cerrados de inversión, incluyendo eliminación de impuestos.

Antes, se aprobó en general por 140 votos a favor y 72 en contra el proyecto de reforma a la ley de Defensa de la Competencia, que incorpora la figura del arrepentido y la creación de un Programa de Clemencia, entre otras cuestiones. La iniciativa contempla la incorporación de la figura del arrepentido como forma de combatir las prácticas monopólicas de parte de las empresas y la creación de un Programa de Clemencia frente a este tipo de situaciones.

El oficialismo consiguió el aval del bloque Justicialista -que en general responde a los gobernadores de origen peronista- y logró sumar en la votación en general al Frente Renovador, a pesar que ese bloque liderado por Sergio Massa pedía incorporar la ley de góndolas al texto, cuestión que no fue contemplada finalmente en el texto.

En sesión especial, la Cámara de Diputados de la Nación aprobó por 140 votos afirmativos, contra 72 negativos, el proyecto que establece la reforma de la ley de defensa de la competencia. La iniciativa fue modificada en la votación en particular, donde el oficialismo aceptó cambios al proyecto original pedidos por la oposición. Ahora el texto será girado al Senado para su debate.

Al presentar la iniciativa, la diputada María Liliana Schwindt, quien preside la comisión de Defensa del Consumidor, del Usuario y de la Competencia, aseguró que “ésta norma es una herramienta para transparentar al mercado”.

“Es un gran beneficio para la defensa de los consumidores y para que realmente exista la competencia. Argentina pide integrar la OCDE y esta ley es sumamente importante para eso”, agregó la diputada de Federal Unidos por una Nueva Argentina.

En tanto, el diputado Mario Negri, titular de la bancada de Cambiemos y autor de uno de los proyectos en juego, destacó que “la ley tiene una significación en la economía que no tiene precedentes” al evitar la concentración para manejar el mercado y es “un paso gigantesco que va a estar por encima de quien esté en el gobierno”.

Por ello, valoró que “va a contribuir para terminar con la cartelización”, además de “defender a las PYMES”. “Es un aporte de la sociedad en defensa de la sociedad, para que finalice el negocio de los vivos para con el Estado”, concluyó el presidente del interbloque oficialista.

• Sesión maratónica

Desde antes del medidía, la Cámara de Diputados debate en una sesión maratónica una batería de proyectos encabezados por la iniciativa que crea un nuevo régimen de subrogancias para jueces y designación de conjueces, por el que se establece que los magistrados subrogantes siempre se deberán cubrir mediante sorteo, con lo cual se busca cubrir un vacío legal que quedó cuando la Corte Suprema declaró inconstitucional el régimen diseñado en el kirchnerismo.

La iniciativa impulsada por el Gobierno nacional fue incorporada en el temario de la sesión maratónica que se realiza en la Cámara de Diputados, en cuyo transcurso ya se aprobó la reforma de la ley de defensa a la competencia y la de mercado de capitales. Resta debatir Compre Nacional y subrogancias.

El Gobierno nacional impulsó esta iniciativa para tener un nuevo régimen de subrogancias ya que el sistema diseñado por el kirchnerismo -declarado inconstitucional por la Corte Suprema- “dejaba al arbitrio de los gobernantes, a través del Consejo de la Magistratura, la posibilidad de cubrir cargos vacantes y completarlos con subrogantes designados por fuera de los mecanismos constitucionales, carentes de toda independencia y sujeto a la voluntad de mayorías circunstanciales“.

El dictamen de mayoría emitido por la comisión de Justicia -que conduce el radical Diego Mestre– establece que “los magistrados subrogantes y los conjueces deberán ser siempre elegidos por sorteo”. La iniciativa legislativa también otorga al Consejo la facultad de confeccionar las listas de conjueces, a fin de que el Poder Ejecutivo, con acuerdo del mencionado cuerpo parlamentario, proceda a su selección conforme con la Constitución.

Respecto al modo de designación de los jueces subrogantes, propone dotar a las Cámaras competentes de un modo de selección de los mismos en cumplimento de las normas constitucionales. Entre los aspectos más relevantes, confiere a las Cámaras competentes de las “herramientas necesarias para que procedan a la designación de los jueces subrogantes“, según se precisó.

En lo relativo a los jueces de Primera Instancia y Tribunales Orales, el proyecto prioriza que la vacante sea cubierta por un juez de igual grado y competencia, siempre y cuando los juzgados de los que resulten titulares no registren atrasos significativos”.

En cuanto a los casos en los cuales no es posible cubrir transitoriamente la vacante con jueces de igual grado y competencia, establece mecanismos de designación de conjueces y, por otro lado, determina mecanismos para conformar las listas de conjueces con aspirantes que ya hayan concursado, siempre que hubieran obtenido un resultado adecuado.

Por último, establece reglas objetivas para la subrogancia de las distintas Cámaras Federales y Nacionales de Apelaciones, así como en lo atinente a la Cámara Nacional Electoral con asiento en la Ciudad de Buenos Aires.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password