ECONOMIA, Ultimas Noticias

El Banco Central renueva hoy $532.000 millones de Lebac

El Banco Central renueva hoy $532.000 millones de Lebac
Compartí este articulo en:

El ala política del macrismo mirará hoy con tanto interés como el sistema financiero el resultado de la megalicitación de Lebac que afrontará el Banco Central. Se trata de la última operación antes de las elecciones del 13 de agosto, con lo que la señal que hoy dé la entidad será la que rija la política monetaria hasta las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO), el primer ensayo electoral del macrismo luego de haber llegado al poder.

En total serán unos $532.000 millones los que intentará renovar al entidad que maneja Federico Sturzenegger, a la espera de la convalidación cerca a las tasas que circularon hasta más de 27,5% en la búsqueda de absorber la suficiente cantidad de pesos en el mercado local. Desde el BCRA y el equipo económico se considera que es necesario sostener estos niveles de intereses para otorgar una doble garantía financiera: evitar la tentación de una dolarización de carteras hasta las elecciones y sostener los límites claros a la expansión de pesos fruto de la cobertura al déficit fiscal que amenaza llegar al 7% este año, más allá de la meta del 4,3% fijada en el Presupuesto Nacional.

Por su parte, los inversores tendrán que decidir si resuelven renovar sus posiciones en Lebac a la tasa que hoy ofrezca el BCRA, o analizar si se elige otro tipo de opciones como la adquisición de divisas. Ayer no hubo señales de parte de los inversores, que sostuvieron el precio del dólar en niveles similares a los de la semana pasada ($17,19), pese a la llegada de las esperadas liquidaciones de los sojeros agremiados en la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC) que la semana pasada subieron un 48,6% interanual a unos u$s664 millones y un 9,4% más que la semana anterior. Sin embargo, los operadores observan que aún la liquidación de divisas se encuentra en un 10,8% por debajo que el mismo período de 2016, lo que le garantizaría al BCRA un ingreso de divisas de no menos de 5.000 millones hasta fin de año.

Inquietud

Los inversores tendrán hoy una inquietud central en los movimientos del Central: si logra o no renovar la totalidad de los $532.000 millones, lo que representa casi un 60% del total del stock colocado por la entidad. Se especula con que una toma muy inferior a esa cifra determinaría una sobreexistencia de pesos en el mercado secundario, lo que luego podría traducirse en una mayor presión sobre la demanda de divisos o la velocidad de circulación de la moneda doméstica. Dicho de otro modo, un dólar con tendencia alcista o una mayor presión sobre los precios. Desde el bunker de Sturzenegger no hay temores: si las tasas no son convenientes, igual aseguran en el BCRA que tienen el suficiente poder de fuego como para seguir operando las Lebac en los mercados secundarios corrigiendo cualquier falta de demanda de hoy; además de la ya probada capacidad de acción sobre el mercado de divisas con el denominado “fuego amigo”.

El movimiento del que hoy el Central será seguido muy de cerca por el ala política del oficialismo y también obviamente la oposición, ante la aceleración de la campaña electoral. Desde el macrismo se considera que, si bien se trata de una tasa extremadamente alta y que dificulta cualquier tipo de mensaje de reactivación de la economía real también garantizará en los días que restan de campaña electoral hasta las PASO una sensación de tranquilidad tanto en la demanda del dólar como en la presión inflacionaria. En el actual escenario, se prefiere dentro del oficialismo un campaña donde se explique el proyecto de crecimiento y control de los precios futuros, antes que salir a defender un modelo en medio de una minicorrida cambiaria como la que se generó hasta unos 20 días luego de haberse conocidos los candidatos a las próximas elecciones. Se sabe en el macrismo que desde los otros costados de las orillas electorales, un nivel alto de Lebac hasta las PASO será uno de los flancos donde más se castigará al Gobierno, a partir de los efectos sobre la actividad económica real. Ya se conocen las embestidas habituales que desde el kirchnerismo y el massismo se lanzan contra el macrismo, por los altos niveles de inversión en Lebac y la poca llegada de inversiones reales. En el macrismo se prefiere argumentar contra estos ataques, antes que explicar movimientos del dólar o una inflación por encima del 2% mensual.

Una de las argumentaciones oficiales será también que parte de las acusaciones de la oposición ya está abortada. Se trata del “carry trade” o “bicicleta financiera”, según la liturgia electoral opositora, basada en la llegada de dólares, su conversión a pesos y su pase a Lebac, para luego, previo vencimiento, volver a los dólares originales. Según el BCRA, el alza de la divisa de las últimas semanas fue un golpe directo a la operación, lo que tendría además sus consecuencias en la calidad de los inversores que se acerquen hoy al mercado.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*