Catalunya declaró la Independencia y Rajoy ya pidió la intervención

La propuesta de Junts pel Sí y la CUP sale adelante en una votación secreta y con la ausencia de la oposición

ElPaís y ABC – El Parlament ha aprobado, por 70 votos secretos a favor, diez en contra y dos abstenciones, la propuesta de Junts pel Sí y la CUP que propone declarar la independencia y abrir un proceso constituyente que “acabe con la redacción y aprobación de la constitución de la república”. El texto insta, además, al Govern a desplegar la ley de transitoriedad. La oposición se ha ausentado en el momento de la votación.

El voto secreto ha sido apoyado tanto por la Cup como por Junts pel Sí, cuyo portavoz adjunto,  Roger Torrent, ha pedido una votación nominal y en urna con el fin de evitar posteriores acciones penales, tras la advertencia de los servicios jurídicos del parlament de que el texto no podía votarse debido a que la ley en la que se sostiene está anulada por el Tribunal Constitucional.

Además de los diputados de Junts pel Si y la CUP han participado en la votación los 11 diputados de Catalunya Sí Que Es Pot, encabezados por Joan Coscubiela, que han votado no. Todos ellos han mostrado su voto excepto los tres de Podem, Albano Dante Fachín, Joan Giner y Àngels Martínez Castells que no lo han enseñado.

Antes de producirse la votación, la presidenta del parlament, Carme Forcadell, ha leído la propuesta de Junts pel Sí: “En virtud de lo que se acaba de exponer, constituimos la república catalana, como Estado independiente y soberano, de derecho, democrático y social”, ha dicho.

Al igual que ayer, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, no ha intervenido en el pleno de este viernes y ha sido la portavoz del grupo de Junts pel Sí, Marta Rovira (ERC), quien ha reprochado con crudeza al PSC, PP y Ciudadanos de querer intervenir las instituciones democráticas, de haber querido rechazar el diálogo y de haber impuesto una mayoría que existe en el Congreso y que no es tal en el Parlament (47 diputados sobre 135, aunque los partidos no independentistas superan a los soberanistas en porcentaje de voto). La diputada les ha achacado no haber explicado los efectos del 155 y de haber torpedeado sistemáticamente cualquier debate para después denunciar que se les vulneran sus derechos. “Señora Arrimadas: diga a la policía de paisano que deje de perseguirnos”, ha señalado Rovira que ha asegurado que le hacen fotografías cuando acompaña a su hija al colegio.

Carles Riera, diputado de la CUP, ha asegurado que el Parlament dará un paso “histórico” al empezar a poner fin con el régimen de 1978 y con la monarquía borbónica. “Ha llegado la hora del pueblo. Nos autodeterminamos ante el Estado y ante las oligarquías catalanas”, ha afirmado el diputado que ha afirmado que Cataluña aún carece de estructuras de Estado y que deberá, por tanto, arrancar ese proceso constituyente con un contrapoder catalán frente “al poder autoritario del Estado. “Queremos una república de acogida. Y deseamos un tierno abrazo para quien desea un mundo mejor sea quien sea su identidad. Y damos el paso de pie y con la cabeza bien alta. Ni de rodillas ni como súbditos. Como personas libras y son miedo. Hoy es un día feliz. ¡Visca la terra!”, ha concluido.

“Ha llegado la hora del pueblo, sin estructuras de Estado, para construir la república desde abajo, desde la autorganización, desde los Ayuntamientos, y para todo eso reclamamos hoy que el Parlament asuma el resultado del 1 de octubre y vote las propuestas de resolución y declare que Cataluña es un Estado independiente en forma de república”, ha afirmado el portavoz de la CUP, Carles Riera, quien ha comenzado su intervención recordando a los líderes de las entidades soberanistas, ANC y Ònnium, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, encarcelados por un presunto delito de sedición.

La propuesta de Junts pel Sí y la CUP propone la apertura de un proceso constituyente que “acabe con la redacción y aprobación de la constitución de la república” e insta al Govern a desplegar la ley de transitoriedad. El texto fija un plazo de 15 días para la constitución de un “consejo asesor del proceso constituyente” y convocar elecciones constituyentes una vez culminadas todas las fases del proceso. Según han indicado fuentes de Junts pel Sí antes de que se iniciara el pleno, el texto no dispone la declaración y votación de la independencia, aunque en la exposición de motivos señala: “Constituimos la república catalana, como Estado independiente y soberano, de derecho, democrático y social”, al citar la declaración que firmaron los diputados separatistas tras el pleno del día 10 de octubre.

El PSC, PP y Ciudadanos ya habían anunciado que sus diputados abandonarían el hemiciclo si se votaba la propuesta. Pese al informe en contra de los servicios jurídicos de la Cámara, la Mesa del Parlament ha admitido a trámite la propuesta. Poco antes ha trascendido que la Fiscalía General del Estado prevé una querella por un delito de rebelión contra los miembros de la Mesa en caso de que admitieran a trámite una declaración de independencia.

El último punto del texto anima a los Ayuntamientos “a impulsar los debates constituyentes desde el ámbito local promoviendo la participación de la sociedad civil, facilitando los recursos y espacios propios necesarios para el desarrollo correcto del debate ciudadano”. Fuentes de Junts pel Sí aseguran que no es necesario votar explícitamente la independencia de Cataluña porque, según ellos, esto ya lo votaron los ciudadanos en el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre. Estas fuentes insisten en que lo que debe votarse hoy son las “consecuencias” de la aplicación de los resultados del referéndum.

Rajoy pide «tranquilidad» a los españoles

El presidente del Gobierno ha publicado un mensaje en su cuenta oficial de Twitter donde pide calma a los españoles instantes después de proclamarse la independencia en el Parlamento de Cataluña. «Pido tranquilidad a todos los españoles. El Estado de Derecho restaurará la legalidad en Cataluña», ha señalado el presidente del Gobierno.

El jefe del Ejecutivo ha seguido desde las 10.00 horas en el Pleno del Senado siguiendo el debate que dará autorización al Ejecutivo para aprobar las medidas del 155, entre ellas la destitución del presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y todo su gobierno

El Consejo de Ministros podría reunirse esta misma tarde para aprobar las medidas excepcionales que buscan la restauración de la legalidad en Cataluña, una vez autorizadas por el Senado. El presidente y la vicepresidenta han estado trabajando toda la mañana en el primer decreto, que podría incluir el cese del presidente de la Generalitat, el vicepresidente y todos los consejeros. El Gobierno también recurrirá ante el Tribunal Constitucional la declaración de independencia aprobada este viernes.

En función de lo que se considere finalmente más oportuno, en vez de uno podrían ser varios los decretos que se aprobaran. La aprobación es competencia del Consejo de Ministros. En principio, la intención es que esa reunión pueda celebrarse esta misma tarde, pero la prolongación del pleno o la necesidad de algo más de tiempo para que el Gobierno cierre el decreto o decretos necesarios para aplicar el 155 puede hacer que se aplace hasta mañana. A la espera de ello, los ministros ya han sido avisados para que liberen su agenda en función de la evolución de los acontecimientos.

El independentismo en la calle: pícnic hoy, mambo mañana

Puño en alto, como celebrando un gol en el Camp Nou, el independentismo ha gritado por fin el nacimiento de la república catalana. En la sesión del día 10, el gozo duró apenas ocho segundos, en la de hoy la supensión no será tan inmediata y no vendrá del propio presidente catalán, sino del Estado… y sus consecuencias, nadie parece que lo percibe hoy a pie de calle entre banderas y pancartas, van a ser mucho más graves.

En el Paseo de Lluís Companys, a las puertas del parque de la Ciutadella donde se ubica el Parlament, varios miles de independentistas, convocados pr la ANC y Òmnium, han seguido el pleno de este mediodía como si se tratase de un partido de Champions, abucheando cuando el contrario se acervaba al área y cuestionaba la legalidad de lo que se estaba debatiendo, excitándose cuando eran los propios los que les enseñaban el contorno de la inminente república. A los de Catalunya Sí que es Pot, entre unos y otros, se les ha sibado y aplaudido a partes iguales: están donde quieren estar.

«Ahora sí, ahora sí», gritan algunos mientras se acerca la hora de la votación. A diferencia de la sesión del día 10, donde nadie sabía por dónde saldría el president Puigdemont, este mediodía la confianza era general entre los congregados, convencidos de que, ni como el 10, ni como el giro inesperado del día anterior, habría sorpresa. «¡Vamos de cara a barraca, DUI!», señala una mujer de que dejó atrás ya hace bastante la edad de jubilación, un perfil muy habitual en las conentraciones soberanistas. No obstante, y más allá del tópico de las «iaies de la ANC», esta mañana en el «rodea al Parlament» secesionista, había un poco de todo: muchos estudiantes, autónomos, medianda edad… el tipo de gente que uno define como «normal».

Como en un partido de fútbol, la excitación ha ido creciendo a medida que se acercaba el momento de la votación. Y al proclamarse los resultados, lo previsible: abrazos, gritos, lloros… «¡DUI, república, Catalunya…!».

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password