Liliana Picazo asumió como ministra del Superior Tribunal de Justicia

Con la presencia de las máximas autoridades del Poder Judicial de la provincia, el gobernador Hugo Passalacqua y parte de su gabinete, el vicepresidente de la Legislatura, Orlando Franco, y la familia y amigos en la primera fila, asumió este miércoles como ministra del Superior Tribunal de Justicia Liliana Mabel Picazo.

El nombramiento de la prestigiosa profesional del Derecho fue aprobado por unanimidad, el pasado 6 de julio por los integrantes del Poder. En esa instancia la Cámara de Representantes prestó el acuerdo legislativo para designar a la entonces titular de la Fiscalía del Tribunal Penal Nº 1 como nueva ministra del máximo órgano judicial misionero. Con su inclusión, el cuerpo vuelve a contar con nueve miembros y una mayoría femenina: se suma a Ramona Velázquez, Cristina Leiva, María Laura Niveyro y Pía Rossana Venchiarutti Sartori. Los ministros son Froilán Zarza, Rubén Uset, Jorge Rojas y Cristian Marcelo Benítez. 

 

En medio de una ovación inédita para este tipo de ceremonias, el acto de jura se concretó en el hall del Palacio de Justicia de la avenida Santa Catalina casi Centenario.

Del acto participaron funcionarios judiciales de toda la provincia, de distintos fueros. Se vio a magistrados de Instrucción, civiles y comerciales, camaristas y, claro está, los demás miembros de la Corte misionera. También estuvieron jefes de fuerzas de seguridad, representantes de la Justicia Federal y el intendente de Posadas, Joaquín Losada.

Primero se leyó el decreto de nombramiento. Y después vino el esperado juramento, que lo tomó el actual presidente del STJ, el doctor Froilán Zarza. Nuevamente la máxima instancia judicial de la provincia vuelve a tener nueve miembros.

La ahora ministra empezó en el Poder Judicial hace 43 años cosiendo expedientes. Fue jueza entre 1987 y 1991, año en que asumió como fiscal del Tribunal Penal Uno, cargo que desempeñó hasta esta semana.

Cuando respondió el “Sí, juro”, decenas de presentes empezaron a corear “Liliana, Liliana”. Muy emocionada, Picazo saludó uno a uno a sus pares, al gobernador y al procurador Miguel Ángel Piñero. Después se ubicó en el estrado al lado de ellos.

Finalizado el acto, la fila para saludarla fue interminable. La acompaño en este emocionante momento toda su familia, incluso su hija que viajó desde Londres, donde está viviendo actualmente.


Fotos gentileza Flavia Zeidel

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password