ENTREVISTAS, SELVA VIVA, Ultimas Noticias

Patricio Lombardi: “Somos acreedores y buscaremos que nos paguen por el cuidado ambiental”

Patricio Lombardi: “Somos acreedores y buscaremos que nos paguen por el cuidado ambiental”
Compartí este articulo en:

La palabra rock sobrevuela la entrevista en varias oportunidades. No es para menos. Se hizo visible en Misiones cuando trajo a su amigo Charly Alberti a hablar sobre medioambiente allá en el lejano 2008. Fue entonces cuando el presidente de la Legislatura, Carlos Rovira, los invitó a cenar para hablar de la biodiversidad y la re(e)volución que significaba pensar en su protección. No es apenas una letra de más. R21, la sociedad que armó con el baterista de Soda Stereo se planteaba ese desafío. Re-evolucionar hacia un mundo más amigable para dejar un mejor legado a las generaciones venideras. R21 importó desde Misiones la idea del juramento ambiental que hacen los estudiantes de primaria ya en varios países del hemisferio. Con Alberti comenzó a interesarse por la cuestión ambiental de la mano de Al Gore, vicepresidente de Estados Unidos que metió el tema en la agenda política, pese a que el país hoy gobernado por Donald Trump ha despreciado cada uno de los protocolos para mitigar el daño irreversible a la naturaleza. Pero, reconoce, el músico quedó mucho más prendado de las ideas del candidato presidencial demócrata. Por esos años, él mismo estaba más encandilado por los entretelones de la política de Washington. Sin apenas saber hablar inglés cuando pisó las tierras del norte, en poco tiempo fue funcionario de Bush gobernador y comenzaba así una larga carrera política alimentada por una elegante forma de saber relacionarse. Ese saber le abrió innumerables puertas a lo ancho del mundo y entablar vínculos que se pueden traducir en inversiones y en verde, verde naturaleza y verde billete.

Al contrario de lo que podría pensarse, Patricio Lombardi revela que no era fana de Soda Stereo, sino amigo personal de Norberto “Pappo” Napolitano, el capo del blues argentino, con quien se dio el lujo de recorrer la mítica ruta 66 en Estados Unidos, en un viaje que emprendieron cuando el hoy primer ministro de Cambio Climático de Misiones, vivía en Washington. Su estadía en el país del norte fue truncada por un forzoso paso por el quirófano: el cuerpo le pasaba factura a un ritmo frenético de trabajo que se había iniciado a los 19 años, como secretario de Carlos Ruckauf en el Congreso argentino. 

Vivir en Misiones fue una elección sencilla. La tierra colorada ya era un imán irresistible. A los 9 años su primer viaje en avión fue desde Buenos Aires a Posadas. Solo, emprendió un viaje a la casa de su tío posadeño, recorrido que se repitió durante varias vacaciones. Marcado por el destino, su primer viaje como funcionario del Congreso lo hizo a Iguazú, trayendo a unos eurodiputados a conocer a las Cataratas, emblema de la protección de la selva. 

Fue allí donde se estableció para bajar el ritmo sin perder la sensación cosmopolita de escuchar hablar en idiomas varios, tal como acostumbraba en Washington. Ahora ya es un misionero más, casado con Victoria Jilek, una posadeña que lo apuntala en todos los ámbitos. 

Tiene fotos con Pappo y con el Pope. Lombardi asegura que quedó prendado del conocimiento y del interés del Papa Francisco por la “casa de todos”. En febrero de este año, apenas unos días antes de la parálisis por la pandemia, acompañó al gobernador Oscar Herrera Ahuad a una reunión exclusiva en la Residencia de Santa Marta. El Papa es un entusiasta defensor de las políticas de protección medioambientales y en su última encíclica volvió a alertar sobre los peligros de la sobreexplotación de la “casa de todos”.

Ese respaldo implícito le da fuerzas a la idea de ponerle valor a la protección de la biodiversidad. “Un árbol hace un servicio, pero tener una selva, hace que el ambiente pueda vivir. Tigre se llama Tigre, porque antes vivía el yaguareté ahí (menciona sobre el pueblo de Sergio Massa), hoy no queda nada. Solo en Misiones hay yaguaretés en libertad y buen número. Las Naciones Unidas dicen que para el 2050 nos vamos a quedar sin peces, si vos tenés un hijo y querés que vea un pez, va a tener que ser pes-cado o va a tener que ser “Buscando a Nemo”, porque no habrá peces en el océano, por la polución. La contaminación, el cambio climático y el coronavirus, tremendo panorama. En el 1800, teníamos al planeta y vivían 900 millones de personas, en diciembre de 2020 vamos a ser 8 mil millones, gastando a lo loco, subiendo, bajando, quemando. Nosotros nos creemos la especie en la punta de la pirámide y no, somos uno más, Somos animales que a veces pensamos, porque muchas veces, evidentemente no pensamos”.

¿A quién vamos a ir a pedir recursos?

Cuando fuimos a Italia con el gobernador Oscar Herrera Ahuad a Italia, -que está buenísimo trabajar con él porque tiene la camiseta puesta del ambiente-, nos reunimos con el vicepresidente de Alitalia, para buscar vuelos para Misiones. El Gobernador saca el mapa y empieza a contar qué hay. Y además de los aeropuertos, le cuenta de la selva y de los yaguaretés. Y el ejecutivo nos contesta: “Esto es muy interesante, porque donde volamos, dejamos una huella en el ambiente y queremos aportar para reparar”.

¿Cómo medir ese valor?

Hay diversas formas. Una ya la adelantó el secretario de Hacienda, Adolfo Safrán: “Tengo una hectárea de monte, los arbolitos llegan hasta acá (señala un metro de altura). En esa hectárea talás todo y plantas soja, esa soja te da un número, una renta. Si 25 mil productores se dedicaran a la soja, la renta sería de 79 mil millones de pesos año. La otra es el famoso bono de carbono, o bono verde. No tumbo el monte, no pongo soja, la selva captura carbono, me dan un certificado de emisor responsable, eso existe hace 20 años, pero me mide el carbono del árbol, no lo otro que yo te mencionaba, como los bichos, la fijación de suelo, la humedad. Esto es muy revolucionario, muy rockero. La propia Naciones Unidas está buscando la manera de medir la biodiversidad, lo estamos trabajando codo a codo. Después de mi nombramiento, vos no sabes la cantidad de mensajes que recibí de las Naciones Unidas, de hecho han tuiteado ellos mi nombramiento felicitándome, destacando que sea el único ministerio de Cambio Climático en América Latina.

Naciones Unidas destaca a Misiones…

Hoy por hoy, todo es información y el ejemplo de Misiones en visión ambiental, lo toma Naciones Unidas y lo pone en su página en inglés, todo esto con foto, mejor explicado de lo que estoy explicando yo, felicitándonos la ONU en inglés en Naciones Unidas. Ellos están viendo algo, que nosotros no veíamos, definitivamente. Quiero seguir trabajando con ellos para obtener ese número del valor de la selva, que que me mida todo lo otro. Después tengo el otro bono verde, que yo le digo bono verde a la jujeña, ¿qué quiere decir? “Quiero hacer un parque fotovoltaico para usar energías renovables”. Entonces emito un bono, voy al mercado internacional y me los recursos. Eso hizo Jujuy con su parque fotovoltaico, pero semana tras semana hay que pagar, es así. Yo no quiero pagar. Quiero que me paguen por la biodiversidad. Misiones es acreedora y vamos a salir a cobrar. 

¿Crees que va a tener resultados a mediano plazo?

Creo que sí, esto que estamos pasando, la quema del Amazonas, Australia, California… Se prende fuego Córdoba y no le importa a nadie, ahora se prende fuego California y lo están viendo todos. Hace 200 años éramos parte del bosque atlántico, de la selva paranaense. Pero primero estaba Brasil en cantidad de hectáreas, después Paraguay y por último Argentina. Hoy se dio vuelta eso. La mayor parte del bosque atlántico lo tiene Argentina, últimos quedaron Brasil y Paraguay. Ahí hicimos una diferencia.

Cuánto puede jugar el Papa, que está tan comprometido con el ambiente, ya que en la última encíclica volvió a poner al ambiente como.
Muchísimo. Me escribió del Vaticano, Marcelo Sánchez Sorondo, canciller de la Pontificia Academia de Ciencias del Vaticano. Tenemos una comunicación muy seguida con ellos, muchísima. Para mi la reunión de Oscar Herrera con el Papa fue muy consistente, ahí se habló de algo que para mí marca el liderazgo de Misiones en materia ambiental, un par de aspectos que marcan el liderazgo que excede al presente. Primero, hay un ministerio de Ecología que es líder en Argentina, Misiones ya dijo hace 30 años que trabajamos esto, 30 años. Hoy es la primera provincia en contar con la secretaría de Cambio Climática, única en Latinoamérica. Evidentemente Misiones es una provincia de avanzada. Como dice Oscar: “Desde nuestros ancestros tenemos ese gen de amor por la naturaleza”. Lo del Papa es muy importante, porque es un líder moral, más allá de lo religioso, más allá si uno es de un lado o del otro, lo que sí podemos decir que es un líder moral, que hoy esté del lado ambiental es un golazo… (y ríe) En la reunión entre Herrera Ahuad y Francisco, hubo gastadas futboleras. El Gobernador y el Papa comparten su pasión por San Lorenzo de Almagro. Lombardi es de Ferro Carril Oeste.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Un Comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*