CULTURA, Ultimas Noticias

¿Se viene un Netflix con contenidos misioneros?

¿Se viene un Netflix con contenidos misioneros?
Compartí este articulo en:

La fase dos del Instituto de Artes Audiovisuales de Misiones estará a cargo del gestor cultural Mario Giménez, quien reemplazará a Axel Monsú. Será una nueva conducción con continuidad y proyectos nuevos. Giménez tiene una larga trayectoria como productor y una especialización en gestión cultural que le permiten tener una visión acabada del mercado audiovisual y los pasos necesarios para su desarrollo como industria en Misiones. Una de las primeras medidas es formalizar un registro de los trabajadores y operadores audiovisuales, que llegan al medio millar. Otra, trascendental, es contar con una plataforma de difusión del trabajo de realizadores misioneros con acceso público o de suscripción para su difusión en canales o salas de cine. 

Giménez junto al ministro de Cultura, Joselo Schuap.

La expansión del Iaavim forma parte del plan “Cultura 2020”, una novedad en si mismo, ya que nunca Misiones había tenido un programa focalizado en la cultura. Giménez conoce bien el trayecto, ya que desde hace años, con la productora Estudio Año Cero trabaja en realizaciones audiovisuales. 

“Con Axel Monsú, fue una etapa fundacional realmente muy importante, que alcanzó logros muy productivos, en el plano institucional, porque se logró desarrollar toda la estructura administrativa y funcional de todo el instituto para funcionar a pleno. Esto naturalmente una vez que se sanciona la Ley hay varios pasos a dar, antes de decir ahora realmente estamos listos para desarrollar todo el sentido de la Ley. El IAAviM, a fin de cuentas, es el órgano de aplicación creado por la Ley de Promoción Audiovisual de Misiones, entonces eso es un punto muy importante, porque hay que ir expandiendo esa estructura para darle el sentido con el que también fue pensada esa Ley.  Te voy a poner un ejemplo, que además es importante en estas circunstancias, el IAAviM, está gobernado por un cuerpo colegiado que está integrado entre otros miembros, por representantes de los trabajadores, que surgen del territorio provincial, dividido en cuatro regiones.

Obviamente que cuando el IAAviM inició su etapa institucional eso todavía no estaba, una de las tareas que tuvo fue conformar ese consejo directivo, llamando a elecciones, para eso se tuvo que hacer un registro de todos los trabajadores de la industria en la zona. 

¿Hoy ya sabemos cuántos trabajadores hay en Misiones?

Exactamente, tenemos un relevamiento, sí, que ronda las 500 personas, más o menos, entre técnicos, directores, productores, entre otros roles que están vinculados a la actividad, como el caso de locutores, etc. Entonces, el punto de inflexión es el cierre de una primera gestión, que afortunadamente logró desarrollar, todo el aspecto estructural, en el plano institucional. Ahora si hablamos del sector, hay que decir que el sector viene trabajando incluso con preexistencia al IAAviM, no es algo que el IAAviM se pueda adjudicar. De hecho, incluso yo creo que el instituto es el resultado de lo que se venía haciendo hace mucho tiempo.

Pero se pensaba, en el nacimiento del Iaavim, que Misiones no podía ser una provincia de cine…

Misiones tiene primero y principal un capital humano formado técnicamente que está a la altura de cualquier producción que vaya a desarrollarse. Ese es el factor fundamental para decir que Misiones es, o está siendo, yo te diría que es, pero que además está caminando para consolidarse todavía más como un territorio de cine y de otras expresiones audiovisuales, eso en primer lugar. En segundo lugar, tiene un espacio institucional, eso es fundamental, porque si queremos tomarnos en serio, cualquier aspecto de la sociedad, la salud, la educación, tenemos que tener un espacio institucional, para que el Estado ejerza su rol, convocar a los distintos sectores que intervienen y de allí motorizar, nosotros tenemos esa mirada del instituto. No somos los que determinamos, sino que lo hacemos junto al sector, de hecho, nosotros venimos de cerrar a fin del 2019 un foro consultivo de políticas audiovisuales que traza el rumbo para los próximos dos años. Entonces, el sector organizado va de alguna manera manifestándose acerca de las demandas y demás. Pero ¿qué pasa? Después necesitas un ámbito específico, con gente formada y capacitada para desarrollar la ejecución de esos planes.

¿Hay gente joven dispuesta a participar de todos estos proyectos?  

Por supuesto, las carreras vinculadas a la educación, esto te lo digo como docente, también en la oferta educativa, todas las carreras que tienen que ver con la educación y particularmente con la comunicación audiovisual siempre son atractivas para los jóvenes, además porque también sabemos que las industrias creativas son las que tienen mayor expansión a futuro. Entonces, no es una mala decisión optar, aquel que tenga inclinación en esto, formarse. Por supuesto, los avances son tan rápidos día a día, que cada vez uno necesita mayor capacitación, mayor especialización. En ese sentido el Instituto ha tenido también una oferta y va a seguir teniendo una oferta de capacitación para el sector. De distintos grados, perfeccionamiento, para aquellos que ya estén en actividad. Inicial, de fortalecimiento, para aquellos que han salido de una casa de estudios, pero tienen que ir, de alguna manera, entrando en contacto. Y también, muy importante, es la alfabetización audiovisual, porque el lenguaje audiovisual y los contenidos simbólicos atraviesan la vida cotidiana de todas las personas. Entonces que el Estado asuma la obligación de alfabetizar a los niños, a los jóvenes, para que puedan hacer una lectura crítica, profunda de todos estos lenguajes, es una función indelegable, que con mucho gusto lo estamos haciendo. Lo estamos haciendo con otros espacios a nivel transversal del IAAviM, estamos trabajando con los municipios, con Educación.

Si hoy viniera un director de los Oscars y quiere filmar en Misiones, ¿tiene las condiciones técnicas como para hacerlo?

Yo diría que tiene todo, pero también tiene exigencias. Eso es importante decirlo, nosotros propiciamos que cualquier director, por famoso que fuere, para trabajar en el territorio provincial, se asocie a un productor local nuestro. No tenemos la potestad de obligarlos, pero sí toda la colaboración que podamos llegar a brindar está condicionada a que se asocie al productor local.

Para que generar trabajo o contenido.

Convengamos que ese productor local es el que lo va a poder acompañar mejor en los aspectos que atañen a cómo desenvolverse en este lugar. A partir de ahí, de acuerdo al apoyo que va recibiendo, nuestro, también tiene porcentajes que cumplir, de acuerdo a cuántos técnicos tiene que incorporar, categorías que tienen que tener esos técnicos, cabeza de equipo, esas cosas están contempladas, porque uno de los aspectos fundamentales, u objetivos del instituto, es generar puestos de trabajo. De esa forma Misiones tiene una oferta atractiva. Durante los últimos cuatro años, que fueron en materia de industrias culturales, un periodo de retracción en muchos puntos del país, Misiones ofrecía un aporte. En Misiones había un pequeño espacio ofertándose donde se puede venir a trabajar, van a tener un acompañamiento financiero, de logística, ahora eso tiene, insisto, sus condiciones, un cupo de nuestras personas, que están en nuestros registros que tienen que integrarse. Con todos los beneficios que eso trae aparejado, no solamente los puestos directos para estas personas el trabajo, sino la experiencia y los antecedentes para estos profesionales, para que puedan ir escalando. Con una inversión cercana a los 7 millones de pesos que hace Misiones, pretendemos generar un movimiento de entre 40 y 50 millones. Tiene que ver con que estos equipos que vienen a Misiones a grabar, además del trabajo, de los honorarios a los técnicos y demás, requieren servicios, van a necesitar alojamiento, alimentación, traslado, entonces hay un movimiento importante en el comienzo de esta industria.

¿Qué te pidió el gobernador, cuáles son sus objetivos?

Yo creo que el discurso del Gobernador, en el lanzamiento del plan y en consonancia con eso, que hemos conversado con el Ministro de Cultura, es muy claro y muy interesante, porque todo esto que hemos hablado acá tiene que ver con el aspecto industrial audiovisual, aspecto que lo tenemos que ir potenciando más y más a futuro, pero también hay otro aspecto, que tiene que ver con garantizar el acceso a la cultura. En ese sentido yo creo que el Gobernador fue muy claro: que el misionero, que el ciudadano tenga acceso a los contenidos propios, a contenidos generados acá con una mirada nuestra, que tenga acceso a lo mejor desde el living de su casa, tenga acceso a una sala para tener un espacio de distensión, tengan la posibilidad que sus hijos conozcan, aprendan este lenguaje, todo eso tiene que ver con un aspecto no tan industrial, sino más bien comunitario, que también es injerencia del IAAviM. Por eso decía que se viene una segunda etapa donde puedan acceder al contenido, porque no es lo mismo, por más que vos puedas ir a una sala, porque no es lo mismo ver una producción que viene de muy lejos, además que seguro tienen contenidos ideológicos que te van a bajar.

No es lo mismo ver Vengadores, que ver la historia de los guaraníes.

Y además nosotros tenemos que poner en valor, estratégicamente, este es un punto donde se juntan estos dos planos, donde se juntan, todas las producciones realizadas, porque hay mucha producción que se viene haciendo hace muchísimos años, que por ahí no llegó al destinatario.

¿Pensar en una base de datos, una especie de Netflix o algo así?

La Ley prevé, un espacio que se denomina AGAM, que las siglas vienen de Archivo General de Audiovisuales de Misiones, que tiene fundamentalmente  la misión de resguardar el patrimonio audiovisual, además gracias al respaldo que tienen las nuevas tecnologías, al apoyo que nos está brindando Marandú Comunicaciones, estamos trabajando en la construcción de un sitio, para que las escuelas tengan acceso al material audiovisual, como material educativo para apoyo de sus clases, que puedan descargar material en alguno casos libre, en otros pago, que el mismo usuario, como vos decís estilo Netflix, que mediante una suscripción o mediante un canon, se suscriba.

Son cambios que se vienen, nosotros tenemos que pensar en ese sentido, que en el que la industria, más allá que es un derecho, que tenemos que ejercitarlo, también es un sector económicamente con mucho potencial, tenemos que superar esa barrera, de que hay que invertir en cultura para sentirnos bien, porque además de eso, es un trabajo.

Es una de las industrias que más ha crecido en las últimas décadas.

Mencionaste a los municipios, pero hay muy pocas salas en la provincia, ¿Por qué, falta inversión privada?

En principio falta inversión privada, por supuesto que toda inversión privada persigue una rentabilidad que hay que garantizar, porque nadie va a poner en riesgo su patrimonio, también el Estado se tiene que ocupar en la medida de sus posibilidades de cubrir esos espacios donde el inversor privado no está. Nosotros tenemos un programa que lo estamos desarrollando con mucho compromiso que se llama “Mirá IAAviM” que suple la falta de salas, hay en Capioví, en San José, donde tenemos en alianza con los municipios un espacio donde con regularidad se pasan contenidos, que provienen del Instituto de Artes Audiovisuales, del AGAM justamente y del INCAA. Esas son líneas que vamos a potenciar, porque nosotros necesitamos y vuelvo a reiterar, lo conversado con el ministro, con el gobernador Oscar Herrera, de darle al ciudadano esa garantía. Tenemos un gran número de productores vinculados a la televisión, en las distintas regiones de la provincia, con los que también queremos trabajar y apuntalar espacios de esa naturaleza, donde semanalmente se puedan producir con condiciones aceptables, rentables para el productor y con contenido de calidad para el público. Porque a veces el contexto económico lleva a una precarización de la producción, entonces, también tenemos que pensar en el público, el público también tiene que acceder a contenidos de calidad.

Muchas veces uno consume más lo de afuera que lo propio…

Eso se construye, para que eso se dé hay que poner recursos y recursos financieros, porque naturalmente tenemos al lado monstruos tremendos que te incitan a ir a ver. Competir con Disney es muy difícil, pero de todas maneras está comprobado que la comunidad quiere verse reflejada. 

Pero quiere verse reflejada con calidad…

Totalmente, al público no le podemos decir que consuma algo solamente por una identificación, tiene que sentirse satisfecho con lo que está viendo. Por eso yo hablaba de empezar a trabajar líneas de producción regional, en condiciones que permitan crear contenidos de calidad. Es un desafío largo, en esto también a mí me toca, afortunadamente hoy tenemos un equipo muy comprometido, muy apasionado, que hoy me toca a mí coordinar, pero cuando a alguien le toque la posta seguramente esto va a estar en desarrollo todavía, no es algo que vamos a hacer de la noche a la mañana. Pero sí tenemos una gran certeza que nos hace creer que esto es posible, que es el capital humano capacitado.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*