Cómo es el nuevo sistema de transferencias que impulsa el Banco Central

La interoperabilidad del QR y la mayor competencia en infraestructura de pagos son las principales características del proyecto para eliminar el cash

Luego de unas 25 reuniones con la industria financiera, que incluye no solo a los bancos sino también a las fintech, los agregadores de pago, los adquirentes y la infraestructura, el proyecto para renovar las transferencias de dinero vio la luz

“Transferencias 3.0” es el nombre del proyecto del Banco Central (BCRA) que aprobó hoy el Directorio del organismo en su tradicional reunión semanal. Se trata de una iniciativa que busca regular a todos los jugadores del ecosistema según su función dentro del ecosistema de pagos. 

El organismo que conduce Miguel Pesce apunta a equiparar los atributos de pagos digitales con los del efectivo. Para eso deben ser baratos, instantáneos, interoperables, irreversibles y universalmente aceptados. 

Con la puesta en marcha de esta normativa, el BCRA intentará acelerar la adopción de los pagos digitales y ampliar los casos de usos de las transferencias inmediatas para que sean tan versátiles como el efectivo, poniendo en un pie de igualdad competitivo a bancos y nuevos proveedores de servicios de pago.

La idea es que las billeteras digitales -que tuvieron una explosión de uso durante la pandemia- como así también los bancos utilicen las transferencias inmediatas para hacer los pagos, ya sea mediante QR, tarjetas o credenciales biométricas, como la huella digital. 

En el BCRA reconocen que hoy el efectivo es el rey en cantidad de transacciones, con más de 90%. Si bien al medir por montos las operaciones electrónicas mejoran su participación, la apuesta de la entidad es a incrementar los pagos electrónicos minoristas y generar 1.500 millones de nuevas transacciones en los próximos 3 años

Según lo aprobado hoy, la primera fase de Transferencias 3.0 empezará regir desde el 7 de diciembre. En una segunda etapa, se establecerá una mensajería de confirmación y monitoreo de las garantías, a través del estándar ISO 20022.

“Estas medidas forman parte de nuestros objetivos de gestión que apuntan a encontrar modos de facilitarles los pagos a las personas y a los comercios. La decisión de impulsar un sistema interoperable hace que las transferencias sean más baratas y que la gente encuentre modos de pago más ágiles“, explicó Miguel Ángel Pesce, presidente del BCRA, a través de un comunicado. 

Interoperabilidad, la clave

El punto central de toda la normativa pasa por la interoperabilidad, sobre todo, en lo referente a los pagos con QR, que tuvieron una explosión a partir de la expansión de Mercado Pago. 

Con la puesta en marcha de Transferencias 3.0 todos los QR podrán ser leídos con cualquier billetera y los saldos se compensarán entre los jugadores del sistema. 

“Las personas usuarias podrán utilizar cualquier plataforma de pagos. Por ejemplo, al ser un ecosistema abierto, esto hará posible que un mismo código QR permita realizar pagos con transferencias, ya sea desde cuentas a la vista en entidades financieras o desde cuentas de pago de proveedores de servicios de pago no bancarios”, resaltó el BCRA.

Según detalló el organismo, el nuevo sistema garantizará la inmediatez de las transferencias las 24 horas del día, los 7 días de la semana, ya sean entre bancos o entre bancos y billeteras. 

La infraestructura de las compensaciones fue uno de los puntos que generaba preocupación entre los jugadores del sector, ya que varios señalaban que el sistema que opera hoy no aguantaría una explosión en los pagos. 

Si el usuario tiene una mala experiencia porque quiere pagar con QR y el cajero del negocio no recibe la confirmación de la transacción a tiempo, ese cliente no vuelve a operar con este medio de pago”, explicaron fuentes del sector fintech. 

Hasta hoy, la cámara compensadora Coelsa realiza la compensación de todas las operaciones bancarias y entre diferentes billeteras virtuales. El BCRA apunta a que una mayor competencia mejore ese sistema ya que Transferencias 3.0 permitirá que otros jugadores como Interbanking, Link y Prisma se sumen al esquema de compensación actual. 

El nuevo sistema también generará beneficios para los comerciantes, ya que podrán percibir pagos inmediatos con tarjeta de débito. Además, los costos serán menores y las operaciones serán irreversibles. Este último punto significa que el cliente no podrá desconocer el cargo

Hasta hoy, para cobrar con tarjeta de débito, los comercios utilizan las redes de los adquirentes de tarjetas, cuya acreditación demora hasta 48 horas y tiene un costo de 0,9% sobre la transacción

El BCRA listó las principales características del nuevo sistema de pagos:

  • Será Interoperable: se crea la Interfaz Estandarizada de Pagos (IEP), con una arquitectura abierta que permitirá interoperar a todas las cuentas, ya sean bancarias o de billeteras virtuales.
  • Inmediato: los comercios recibirán la acreditación en forma automática y con carácter irrevocable.
  • Económico: termina con los gastos ocultos del manejo de efectivo para los comercios (transporte, almacenamiento, seguridad).
  • Competitivo: abre la competencia para la provisión del servicio a comercios minoristas y barriales. Las comisiones a los comercios tendrán un tope de 0,8%.
  • Flexible: permitirá operar tarjetas, QR, DNI, solicitudes de pago, biometría (por ejemplo, huella digital).

Fuente iProfesional

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password