El martes quedaría habilitado el aeropuerto de Iguazú

El martes quedaría habilitada la pista del aeropuerto de Iguazú y en el primer vuelo llegaría el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich.
Así lo confirmó el Ministro de Turismo de la provincia, José María Arrúa. Quien agradeció el acompañamiento de las autoridades del aeropuerto de Foz, donde fueron derivados los vuelos durante el cierre de la pista de Iguazú.
El funcionario explicó que con la llegada de Dietrich quedarán habilitadas las operaciones de los vuelos en el aeropuerto, mientras continuarán con el resto de las obras, cuyo plazo de ejecución es de 18 meses.
Ayer se realizó una reunión en la que se decidió que la operatoria sería la misma que se aplicó desde el principio de las obras, con cabecera desplazada y 1.950 metros de pista, más 5 posiciones de estacionamiento (la pista en sus medidas normales tiene 3.300 metros de extensión y 50 metros de ancho, lo que la convierte en una de las más largas del país).
El lunes, faltaría ver que dicen los inspectores de la ANAC, pero en principio ya está todo prácticamente organizado, incluidos los sectores de uso público, área de check-in, locales comerciales, baños y bar. También se indicó que por el momento habría solo una puerta habilitada para arribos y embarques.
Los containers van a estar funcionando, pero como oficinas operativas, nada más. La atención a los pasajeros va a ser como siempre, excepto por los espacios reducidos que se van a habilitar.
“Las obras de remodelación del aeropuerto de Iguazú avanzan según los plazos establecidos. No se puede hablar de finalizar la construcción, porque el plazo de obra final es de dos años, ya que se trata de una obra muy grande. Lo que hay que destacar y aclarar es que el aeropuerto está cerrado por los trabajos que se están haciendo en la pista, por eso no pueden aterrizar los aviones; pero una vez que terminen los trabajos de repavimentación y bacheo en la pista los vuelos van a volver a operar en Iguazú”. La información fue proporcionada por una alta fuente de la Empresa Argentina de Navegación Aérea (EANA), la sociedad del estado que funciona en la órbita del Ministerio de Transporte de la Nación y que surgió como necesidad de completar el traspaso de los Servicios Nacionales Aeropuertuarios de la Argentina al ámbito civil.
La misma fuente indicó que, una vez que finalicen los trabajos en la pista, la terminal podría funcionar en una forma reducida, donde se va a atender a los pasajeros en lugares provisorios. “Las líneas aéreas y las otras empresas que trabajan en el aeropuerto ya tienen directivas sobre los lugares asignados en otro espacio físico, que son containers. Así van a ser las oficinas hasta que se termine la obra, porque la estructura está prácticamente desmanteladas”, se informó desde la EANA.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password