Insólito: Una iguana apareció en la redacción de Economis

A veces la rutina cotidiana en el ámbito laboral se ve alterada por hechos insólitos, que se salen de lo común.

Nos tocó vivir una situación así en la mañana del miércoles, cuando entramos a la oficina y encontramos con una iguana sentadita en plena redacción de Economis.

Inmóvil, sobre una silla -son excelentes trepadoras- al principio pensamos que se trataba de un juguete que había dejado alguien. Pero el bicho empezó a moverse, algo asustado.

Preferimos no detallar en este espacio las distintas reacciones del staff de esta redacción. Lo cierto es que uno de nosotros, con gran aplomo, se hizo cargo de la situación. Fue hasta la veterinaria que está en la otra cuadra y consultó: “¿Se les perdió algo?”, sin dar más pistas. “Si, una iguana”, fue la respuesta.

Así fue como nuestra iguana se volvió a su veterinaria de origen, antes de que pudieramos ponerle un nombre (ya había un par de sugerencias) a la espera de sus nuevos dueños. Una manera insólita de terminar un año muy especial.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password