Javier Milei diseñó un nuevo impuesto al salario para reemplazar Ganancias.

Javier Milei diseñó un nuevo impuesto al salario para reemplazar Ganancias.

Jamoncito, entre cargos, el ajuste, merluza y ¿usted qué hace, dónde vive, usted quién es?

Compartí esta noticia !

Saludos, estimados lectores de esta modesta columna, escrita desde la tierra donde el mal no existe

Empecemos por lo esencial. Como fervientes libertarios, desde aquí, condenamos y repudiamos enérgicamente a la “casta política” que tanto daño nos ha hecho; y reafirmamos lo prometido durante la campaña y ejecutado en estos primeros cien días en el poder: el “ajuste” lo están sufriendo y lo seguirán sufriendo los miembros de esa “casta”. El que no quiera aceptar el cambio que vinimos a dar, es un traidor a la patria, una basura, un ladrón, una rata inmunda.

Por ello, nos complace otorgar el premio “Jugador/a destacado/a del partido de la Libertad Avanza” a la senadora Vilma Facunda Bedia, quien, al igual que el vocero Manuel Adorni o los Benvenuto, considera que la familia es lo primero

Sin lugar a dudas, sin objeciones morales, Vilma Facunda de “La Libertad Avanza” ha decidido militar el cambio y otorgar empleos remunerados, con la plata tuya, amigo lector, a prácticamente todos sus familiares. En la planta del Senado, ha colocado a sus tres hijos, varios hermanos, sobrinos e incluso a una cuñada. Por supuesto, para ello, contó con la colaboración de otros senadores del bloque de “Avanza Libertad”, quienes contrataron a una gran parte de esta extensa familia “anticasta” como sus asesores personales, a cambio, por supuesto, de futuros favores. ¡Aplausos, nada más que aplausos para el clan, para el bloque de senadores de la libertad y obvio, para ella, Vilma “Fecunda”!

La vida siempre nos brinda nuevas oportunidades, y en esta inspiradora historia, que estoy a punto de relatar, hay un mensaje de esperanza. Tiene a una protagonista destacada. Sí, se trata de Eliana Scialabba. Era el año 2019 y Eliana estaba buscando un escaño como senadora nacional, formando parte de la lista de José Luis Espert (ese individuo que parece el típico vendedor de autos usados, pero ¡cheee, no te dejes engañar!). Bien, el frente político de José Luis se hacía llamar “Despertar”, y en ese despertar a la pobre Eliana le adormecieron su sueño, cuando la atraparon haciendo sus compras “al estilo ladrona” en un Coto de Barrio Norte. Sí, la agarraron choreando. En serio esto, no es joda. Bueno, sigo con la bonita crónica, si bien no logró llegar al Senado en esa ocasión por atrapantes razones del super, la persistencia de Eliana, que continuó militando y luchando para sacar a los políticos corruptos del nido de ratas, hizo que finalmente -esta semana justamente- haya conseguido entrar al Senado como asesora de la mano de… ¡ta tán, ta tán! ¡La senadora Bedia

Te puede Interesar  Propuestas económicas

Gente, la libertad hace que las personas cumplan sus sueños. Estuvo detenida -un rato- por choreo al menudeo pero ahora que está libre, nosotros le vamos a pagar el sueldo. ¿No es simplemente maravilloso ser libertario del cambio y aplicar la motosierra?

Pero no todo es color de rosas en una gestión distinta. Marzo parece ser temporada alta de renuncias en el Gobierno. El “bolonqui” que se armó por las presiones de Cancillería para evitar que se sancione a un buque de capitales chinos, trajo marejada.

Resulta que el barco factoría “Tai An”, de capitales chinos, ha estado pescando merluza negra sin permiso en nuestras aguas. Sí, señores y señoras, estamos hablando de la codiciada merluza negra, ese manjar marino casi único en el mundo.

Pero, ¿qué tiene de especial este buque? Pues bien, aparte de su habilidad para esquivar las sanciones como un ninja en una pista de hielo, el Tai An es un verdadero artista de la pesca. Imagínense a un James Bond de los mares, con licencia para pescar todo, menos merluza austral, langostino y las especies cuotificadas. ¡Ah, sí! Solo tres empresas argentinas tienen permiso para la merluza negra, y aquí viene la parte interesante: la supervivencia de la especie depende de un equilibrio delicado. Si se pesca descontroladamente, vorazmente y sin control ni autorización, se altera el ecosistema y puede desaparecer la especie. Cosa que a los chinos, sabemos, les preocupa un montonazo.

Pero no todo es drama y pesca ilegal. No. Aquí entra en escena nuestro querido ex Director de Control y Fiscalización Pesquera, el señor Julián Suárez. Este valiente funcionario denunció las presiones que recibió desde la libertaria Cancillería para que no sancionara al Tai An. 

Pregunto: ¿la libertad no da libertad a los chinos para pescar y devorar sin tantas trabas del Estado? Bueno, eso lo veremos después y es lo que Cancillería intentó. No hay otra cosa, mal pensados. 

El tema es que la denuncia del pobre Julián, provocó tres renuncias en menos de 24 horas.  Además de él, se tomaron el “buque” Pablo Ferrara Raisberg, coordinador general en el Ministerio de Relaciones Exteriores, y más tarde Guillermo Abdala Bertiche, quien era el director nacional de Acuicultura.

Sobre este tema, les dejo mi reflexión libertaria, la  que viene a cambiar la casta y coso: “En la vida, como en la pesca, hay que saber bailar sin pisar los callos de nadie. Y si eso falla y sos Julián, y si no te bancás las presiones, podés renunciar y abrirte una pescadería en Ushuaia comprando pescado argentino a los chinos”.

Te puede Interesar  Los laicos, testigos de la Pascua

No puedo dejar pasar la propuesta de que los militares argentinos tomen funciones de fuerza de seguridad, de policías, para pedir documentos en las esquinas y combatir el ¿terrorismo?. Así lo anunciaron los “cero castas” Pato y Petri.

Y aquí viene la ironía: los militares se forman para defender la patria, para enfrentar situaciones de ataques exteriores, y para combatir contra otro u otros ejércitos. Pero ahora, en lugar de entrenarse para ese tipo de situaciones como ser una guerra contra alguien que tenga otro color de uniforme, se van a encontrar en la placita del puente, preguntando: “¿Tiene usted algún motivo para estar acá?”. Se me ocurre además, que podríamos asignarles tareas adicionales: “Soldado, necesito que verifique si los conductores respetan la distancia de seguridad en los estacionamientos” o “Coronel, ¿podría inspeccionar si las vacas que van al matadero tienen sus vacunas al día?”. Después de todo, si pueden manejar un tanque, saltar en paracaídas, pilotear un buque o un avión, en lugar de disparar balas, podrían disparar preguntas. ¿Quién necesita un fusil cuando puedes tener un formulario de infracción, pedir un DNI o preguntarnos ¿a dónde va, de dónde viene y qué hace acá? 

Si esta medida sale, amigo lector, recuerden: siempre lleven su DNI, porque nunca se sabe cuándo un militar podría pedírselo en una esquina. Caso contrario, puede ser acusado de narco-terrorista.

Una mala y vamos terminando por hoy. En abril, después de Semana Santa suben las naftas de nuevo. Así que se va a encarecer un poco más la cosa. La buena, es que a este paso estamos más cerca de ser Irlanda, y Papá Noel y los reyes magos existen.

Hay mucho más para contar de las cosas que estamos cambiando. ¡Viva la libertad Carajo!! y ¡las casta están con miedo!! No se cieguen, sepan que el ajuste lo está pagando la política, no Ud. Hay que bancar a “jamoncito” ¿Ok?

Entre una realidad y otra hay un muro. Ese muro es lo único que no es real.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin