“La clave es diseñar una experiencia de aula que capte la atención del estudiante”

Hugo Pardo Kuklinski es una voz reconocida en temas como redes sociales, tecnología y educación digital. Este doctor en Comunicación de la Universidad Autónoma de Barcelona nació en Argentina pero hace más de una década que está radicado en España.

El especialista visitó Misiones para colaborar en el codiseño de ideas innovadoras con los trabajadores de la Plataforma Guacurarí, de las Escuelas de Robótica y de Innovación y de la Dirección de TIC y Centro del Conocimiento Parlamentario. 

Pardo Kuklinski es director ejecutivo y fundador de Outliers School, un proyecto de design thinking (pensamiento diseñado) que ayuda a grupos y empresas a resolver problemas concretos y avanzar en sus planes. En 2007, mientras trabajaba en Stanford, desarrolló una aplicación para dispositivos móviles que se llamó Campusmovil.net. “Y ahí empecé a meditar sobre el tema educativo, que finalmente es muy parecido al tema de la comunicación”, afirma.

Cree que la desintermediación y masificación de la información a través de internet han desbancado al Estado y a las instituciones como únicas dueñas del conocimiento, permitiendo así que el mundo entero sea un aula.

En una charla con Economis explicó que durante su visita buscó encontrar “soluciones concretas, tangibles, que agreguen valor a la educación y al mercado”. Para ello se enfocó en procesos de diseño curricular donde se “minimice la planificación para maximizar la acción”.

“Vinimos invitados con cuatro retos específicos, que debían tener una respuesta que sea de rápida ejecución. Uno fue con respecto a la Plataforma Guacurarí, que buscaba amplificar las estrategias de innovación que están haciendo y aprendizaje inverso. Luego, la Escuela de Robótica tiene el reto de mejorar los procesos de formación a formadores. El reto de la dirección TIC es mejorar el propio trabajo de equipo de la dirección. Y la Escuela Secundaria de Innovación, que debe sistematizar las prácticas innovadoras de la escuela para que tenga más visibilidad hacia afuera” explicó. 

Remarcó que no hay soluciones mágicas ni recetas, sino que se trata de soluciones de “codiseño”, con lo cual los actores (docentes y profesionales de cada institución) se sienten comprometidos en llevar adelante porque han sido parte de la gestación de los proyectos. “Estas soluciones deben ser baratas de hacer, innovadora, que tenga algún elemento diferencial de valor y que sea escalable, que pueda crecer”, comenta.

Reconoce que es difícil mantener la motivación del docente en una idea innovadora, “si el docente ve que la idea le resuelve el problema que tiene, lo sigue haciendo y eso es un buen motivador. Por otro lado la conciencia de que estás haciendo que no lo estás haciendo bien, esto le permite ver que si no está haciendo las cosas como debe y lleva adelante una pequeña idea para cambiar y ve resultados entonces ve que está en el camino correcto”.

En cuanto a los alumnos en la actualidad, Pardo Kuklinski explica que “hay un problema con los diseños curriculares del aula que no son eficientes, que no captan la atención de los estudiantes. Estos hoy tienen demasiadas pantallas a su alrededor y el docente es una pantalla más. Y si el docente no está a la altura de esa competencia los chicos hacen un switch off (apagan su atención de esa pantalla). Antes lo hacían, pero no había forma de visualizarlo, hoy lo vemos claramente”.

“La clave aquí es diseñar una experiencia de aula que sea más interesante, que capte la atención del estudiante. De la misma manera yo habló de diseño de interfaz, por qué un chico está todo el día metido en Instagram, porque hay un diseñador o un equipo que captaron la atención del usuario. En el aula no hay esa conciencia de diseño”.

Como ejemplo dio a un profesor de Geografía que enseña su clase pensando que “con su conocimiento alcanza para brindar una experiencia de usuario. Pero no alcanza, porque hay muchas pantallas de geografía en la red y entonces es un fracaso, el estudiante no conecta con el mensaje, con la experiencia ni con la persona. Esto pasa muchísimo y para esto son los tipos de procesos que nosotros codiseñamos”.

Remarcó que se trata de rediseños de las experiencias del aula para que el docente deje de ser un divulgador de contenidos y pase a ser un “diseñador de experiencias de usuario”.

En la misma linea que Alejandro Piscitelli, Hugo Pardo Kuklinski considera que “la tecnología no es relevante, por si sola no soluciona los problemas del aula, ese es el error”.

Afirma que “la tecnología nunca es la solución, la solución está en los procesos. Por eso para nosotros lo importante es el design thinking, saber resolver problemas y adquirir habilidades. Obviamente el desarrollo tecnológico ha ayudado mucho, si pensamos en la educación antes y después de Internet la diferencia es abismal, pero creer que la transformación que requiere la educación se alcanza con eso es un grave error”.

Pardo Kuklinski considera que “poner la herramienta por delante del diseño de la experiencia de usuario no soluciona los problemas en el aula“.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password