La ultra maratón Yaboty pone la selva misionera en el foco del deporte mundial

Yaboty se convirtió gracias a su convocatoria en tan solo 8 años, en la mayor Ultramaratón de selva del mundo, con una participación esperada de 2.000 corredores no existe otra carrera que en esta geografía convoque tanta cantidad y diversidad de corredores.

Su ciudad anfitriona es nuevamente El Soberbio, frente a las costas de Brasil, donde la selva paranaense se alza en medio de cerros, valles y quebradas.

Desde el Ministerio de Turismo de la provincia, José María Arrúa destacó que la actividad generó un movimiento económico de 7 millones de pesos para la zona y significó la llegada de 4 mil visitantes a la zona.

Yaboty es mucho más que una competencia de aventura, es un encuentro entre corredores de todo el país y el mundo, en un lugar especial, donde las culturas se fusionan, por lo que el idioma local es una mezcla entre el español y el portugués, de colores, sabores y contrastes fabulosos.

Según palabras de su Director Federico Lausi, hoy y en referencia al evento que se comenzó a desarrollar: “Esta carrera va a quedar en la historia de un pequeño pueblo a orillas del Uruguay… cuya avenida principal es una ruta que termina en el río, donde una balsa vincula ambos países “solo cuando funciona”. Por la tarde, se cierra el portón que separa la ruta del acceso al río y el pueblo queda en silencio… los 6 o 7 comercios se cierran y sus dueños se sientan afuera a tomar una cerveza esperando que caiga la noche. Alguna vez funcionó allí un hotel, de dos plantas y con vista al Uruguay…, pero cerró y quedó abandonado.

Federico Lausi, el gestor y organizador del evento

De repente, años más tarde, “alguien” tuvo la idea de organizar allí una carrera y 350 corredores se prendieron (migraciones Argentina registró más de 500 personas que cruzaron, es decir, más de 100 personas acompañaron). Fue una fiesta, quedamos en la historia de Porto Soberbo, y tengo la sensación, aunque quizás sea mucho más que eso, de que esta historia recién comienza”.

Luego, dijo: “Y paso el Brasileirao…. una alegría inmensa haber cumplido. Una locura de gente… 350 corredores… (era el cupo máximo, no teníamos más nada… ni remeras finisher Makalu Outdoors, ni Cerveza Barraca… todo agotado. Prainhia una locura sobre el río… gracias a todos por venir, participar y difundir y por la paciencia ya que en estos casos cuando uno genera algo totalmente nuevo y en un país con otro idioma, gente nueva…. es difícil… pero no imposible ¡GRACIAS!

Fotos Federico Lausi

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password