Lanziani sostuvo que la Provincia tiene una de las tarifas más bajas “debido a los costos internos”

El ministro explicó que “hay que discriminar dos grandes costos para los de energía: la energía mayorista cuyo precio lo determina CAMMESA, que hoy es igual para todos los distribuidores del país, y la energía que dentro de la provincia, jurisdicción provincial, es el famoso VAD (valor agregado de Distribución)”. Afirmó que los costos nacionales son cada vez mayores porque están en dólares y aún falta un incremento del 50%.
En una visita al programa radial“Pasa de Todo”, de Radio República, el Ministro de Energía de Misiones, Sergio Lanziani, nos contó que su lugar en el mundo es el “Paraje del Tigre”, su deporte favorito el fútbol y desde muy joven fue becado por Presidencia de la Nación para estudiar Ingeniería Nuclear en el Instituto Balseiro, Bariloche, siendo la cuarta generación de egresados en una carrera que estaba en boga. Contó que el estudio era prácticamente las 24 horas del día “como en el Templo Shaolín de la serie kungfú donde hay que vivir para la física, la química y la matemática” ya que podían estar mirando la tv en un espacio en común cuando entraba un profesor con algún problema para resolverlo.
Lanziani se decidió a participar en política porque “o participas en política o la política en algún momento se mete con uno” ya que determina los montos de los servicios que uno paga.
Sostuvo que para comprender cómo está organizado el sistema de energía de la Argentina tuvo que estudiar derecho y que le faltan cuatro materias para recibirse. Decidió hacer esta carrera porque “es el derecho el organiza el sistema” y que la visión que le aporta su formación de ingeniero sólo le mostraba “la mitad de la pirámide”. Dijo que esto le permitió advertir que el régimen del sistema energético del país esta sostenido por “una pleya de leyes que vienen de la década de los 90´. El negocio eléctrico está segmentado en generadores como Yacyreta, unidades térmicas, usinas nucleares, siendo las unidades generadoras autónomas del sistema”. Luego ubicó “al sistema central de transporte de energía, de extra-alta-tensión, que cuando llega a las provincias de todo el país, para ser distribuidas, se baja por cuestiones de seguridad y cuestiones técnicas en 132 kw”. Explicó que “las redes de extra-alta-tensión está en manos de la empresa Transener S.A y después están los distribuidores” que en el caso de Misiones hay 9 cooperativas eléctricas y EMSA, “el 33 % del territorio está distribuido por las cooperativas y el resto por EMSA” siendo parte final del negocio la distribución de la energía.
El Ingeniero Nuclear explicó que en el caso de Transener “existe un gran debate y problema nacional al respecto” porque “históricamente ha tenido mayoría estatal y hace poco tiempo, con la renuncia del ex Secretario de Energía, miembro del Consejo de Energía de la Nación, el Ingeniero Lapeña, ex Ministro de Energía de la Nación del Presidente Alfonsín, se ha decidido vender la mayoría del paquete accionario a empresas privadas”. El Ministro de Energía de Misiones cree, junto con un grupo de personas interesadas, que el núcleo de transmisión de energía tiene que “estar en manos del Estado porque es un monopolio natural que tiene que ser gobernado, no por la simple o complicada regla del mercado, de la oferta y la demanda, sino que tiene que haber un componente estratégico” reconociendo que “es un pensamiento distinto a lo que piensa el actual Ministro de Energía de la Nación, Aranguren”.
Lanziani también se refirió a que la Comercialización está manejada por la empresa CAMMESA S.A., con participación de todos los distribuidores y de todas las empresas que participan en el negocio eléctrico. CAMMESA “Es la que administra el mercado y fija los valores a la que acceden las distribuidoras, como la provincia de Misiones y las demás 28 del país” y también aclaró que “CAMMESA es la que determina las reglas de juego del mercado tanto comercial como operativo”. El ministro explicó que “hay que discriminar dos grandes costos para los de energía: la energía mayorista cuyo precio lo determina CAMMESA, que hoy es igual para todos los distribuidores del país, y la energía que dentro de la provincia, jurisdicción provincial, es el famoso VAD (valor agregado de Distribución)”. Así graficó que el usuario tiene que pensar que “hay tres cajas apiladas donde va su dinero. Una verde, que es lo que uno deposita para transferir a la Nación; una roja donde va lo depositado para pagar costos internos; y una caja gris que es lo que se deposita para el Estado nacional, provincial y municipal en rubro impuestos”. Utilizó esta analogía para explicar que “la caja gris se está llevando cada vez más dinero porque esas tarifas mayoristas tienen precios en dólares y siguen un sendero de aumentos en el cual aún falta transitar un 50% de aumento”.
Respecto a si existe algún tipo de regulación del precio que establece CAMMESA, Lanziani sostuvo que “hay una conducción política sobre la política energética nacional” y explicó que “cuando asumió el Presidente Macri el costo del megavatio/hora (paquete de energía mayorista) los distribuidores pagaban, en el caso de EMSA, U$S 8 el magavatio. Pero generar eso salía U$S 70 en 2015, y esa diferencia la pagaba el Estado nacional con un subsidio. Aranguren dijo que cuando él se vaya (2019) el monto de los subsidios, que alcanzaba en el 2015 U$S 9 mil millones, va a valer U$S 0. Quiere decir que las distribuidoras van a tener que pagar el precio pleno de la energía en dólares y que hoy son U$S 75. Es decir, arrancamos en 8 dólares, estamos en 50 dólares y tenemos que llegar a 75 dólares, esa caja verde en dólares al precio del tipo de cambio”.
Combustibles
El Ministro explicó que lo mismo sucede con los combustibles. Cada vez que uno va a cargar nafta puede calcularlo, “si ponen U$S 1, 30 por el tipo de cambio del día, van a estar muy cerca de lo que marca el medidor” ya que han liberado el precio de los combustibles, aclarando que esto no ha sido la política histórica nacional administrada por YPF, que es otra visión, y que por cuestiones estratégica buscaba despegar los costos internos de los vaivenes internacionales: “Cuando el petróleo costaba más de lo que se podía extraer en el mercado nacional, dejábamos de exportar y le cobrábamos un impuesto a la exportación porque ese impuesto formaba parte de un fondo anti-cíclico que cuando ocurriera lo contrario, cuando el petróleo era más barato, pagar un precio de sostén a los que generan en la Argentina siendo esto así desde Irigoyen”.
Recordó el libro escrito por el ex presidente Arturo Frondizi “Petróleo y Política” para resaltar la importancia en la relación de estas dos cuestiones, y donde se sostiene que la matriz energética de nuestro País dependió, depende y dependerá del petróleo por mucho tiempo explicando que cada vez que suba el gas va a subir la tarifa eléctrica porque se produce quemando gas.
Precio de Nafta más cara menos inversión
Sobre si con las tarifas más altas que se paga hoy en los surtidores de nafta hay más inversión en el desarrollo de los hidrocarburos, Lanziani hizo un repaso de lo que sucede históricamente en nuestro País.
El ministro coincide con la concepción de que “Gobernar es repartir los recursos” y él identifica que hay dos grandes visiones de cómo gobernar: “Una visión que dice que hay que repartir todo el PBI, la torta que genera un país, lo más equitativamente posible porque así hay más consumo, y al haber más consumo se generan mejores condiciones de inversión porque las empresas van a querer satisfacer la demanda. La otra visión, más propia del liberalismo, dice que la torta hay que repartirla desigual y hay que darle las mayores porciones a los que más tienen porque esta gente que más tiene, tiene mayor capacidad de inversión. Entonces, va a invertir más en el país y se va a adelantar el ciclo de crecimiento de la economía. Es decir, va a subir el PBI, porque va a haber más inversión porque le das más recurso al que puede invertir”.
Para Lanziani “eso no ocurrió nunca en la historia de la Argentina porque los que acaparaban la renta llevaban la plata afuera, hay más plata afuera que adentro. La teoría del derrame nunca ocurrió” sentenció. Además, hizo alusión a un informe de Unicef que sostiene que las economías que más rápido crecieron fueron las que mejor repartieron la renta, contraponiendo nuevamente a la teoría del derrame liberal.
Para el Ingeniero Nuclear “hoy hay una visión que está más del otro lado de la utilización del coeficiente Gini (método utilizado en el informe de Unicef que mide la igualdad: más cerca de 1 menor igualdad; más cerca de 0 mayor igualdad), más cercana a 1, y que hay que darle más recursos a los que más tienen para anticipar el ciclo de inversiones. Esto es lo que pasa hoy, la visión de que si vos no pones tarifas altas no hay capacidad de inversión, y el tema es que al poner tarifas altas se estas sacando más gente del mercado porque está destinando mayor porcentaje de sus ingresos para pagar servicios y no tiene poder de consumo, que es claramente lo que estamos viviendo y está pasando hoy. La inversión no está ocurriendo porque, también en estos dos años, hemos tomado mucha deuda y la mayor parte de esa deuda ha sido para financiar fuga de capitales. No bajó el déficit fiscal, no hay inversión, no hay crecimiento, la gente tiene que pagar cada vez servicios más caros y las inversiones no ocurren” dando a entender que la historia se repite.
Tarifas en Misiones
Sobre las tarifas eléctricas de Misiones, Lanziani sostuvo que la Provincia está entre las cinco que más barata tiene la tarifa en el país debido a los costos internos (caja roja) que EMSA traslada a sus usuarios, y contó que este esfuerzo que hace Misiones le fue planteado al Presidente Macri en la reunión que se hizo en Iguazú. Respecto a los impuestos provinciales (caja gris) dijo que “solamente hay 3 provincias que tienen menos impuestos que Misiones”.
En referencia al anuncio que hizo la Gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, dijo que fue un “gran show” porque es la que más altos impuestos cobra y que “es fácil bajar cuando cobras mucho”. Lanziani aseguró que los datos que maneja son los elaborados por el Ministro Aranguren dentro del Pacto Federal Energético y que son oficiales. La propuesta que hizo el Ministro de Energía de Misiones en “Pasa de Todo” es que las boletas de luz tengan 3 secciones: una verde que corresponda a lo que va a la comercializadora por el precio mayorista (CAMMESA); una roja para que se conozca los costos internos de las distribuidoras provinciales (EMSA en Misiones); y una gris con los impuestos provinciales y nacionales que se le cobra a los usuarios. De esta manera los usuarios podrían saber perfectamente a quien va cada porcentaje del dinero que paga por la energía que utiliza.
Aclaró que “por una decisión del Gobernador”, Misiones hará un esfuerzo aún mayor para los sectores de menor consumo de energía y que se encuentran en condiciones más vulnerables, reduciendo un 5% más de lo que corresponde a la provincia y beneficiando aproximadamente a 100 mil habitantes, subrayando que misiones está por debajo del promedio nacional y ya subsidia un porcentaje de la energía con recursos provinciales. Espera que los subsidios sigan hasta septiembre/octubre, cuando cree el Ministro, que estarían equilibrando la situación económica de EMSA.
Misiones, explicó Lanziani, “al ser electro-dependiente tiene un consumo eléctrico en correlación directa con el producto bruto geográfico”, siendo lo que produce misiones. Respecto a las declaraciones del Presidente Mauricio Macri de que debemos consumir menos Lanziani contó que “el consumo promedio actual de un argentino son 3150 kilovatios hora por año, es el promedio mundial del 2011. Si nos comparamos con un español, este consume el doble, si nos comparamos con Alemania se consume casi tres veces, si nos comparamos con un norteamericano consume casi 12 veces”. Aclarando que “el consumo per capita es el consumo nacional dividido la cantidad de habitantes”. Es decir, que influye la capacidad industrial de cada país, dejando entrever que deberíamos querer consumir más, y no menos, si es que queremos desarrollar el país a partir de industrias, elevando los índices de desarrollo socioeconómicos que permiten comparar entre la calidad de vida de los habitantes de distintos países, dado que el consumo de energía permite valorar la calidad de vida.
En el caso de Misiones, “la población está por debajo en un 38% del promedio nacional consumiendo 2100 kilovatios hora por año”, explicando que la Provincia viene recuperando ese terreno y creciendo casi al doble de la tasa nacional, y aclaró que Misiones “no necesita ahorrar energía”, si ser más eficiente, y desarrollar más sus indicadores socioeconómicos aumentando su capacidad de producción de energía.
Frase que dejó
“Todos los golpes militares de la Argentina estuvieron vinculados al manejo de los recursos de los hidrocarburos. La guerra del Chaco entre Brasil y Paraguay fue una guerra entre dos petroleras. Cada una bancaba a un gobernante de cada País. Energía es política y la manera en que cada uno maneja los recursos energéticos de un país es cómo concibe a la política. Es bueno que se escuche hablar sobre aquello que no se escucha habitualmente. Todas las guerras de medio oriente son porque tienen el 66% de los hidrocarburos del planeta y siempre las guerras que sucedieron en medio oriente fueron por el control de estos recursos”.
Proyecto que presentó a Aranguren
Lanziani confirmó que le presentó un proyecto al Ministro de Energía de la Nación y al Presidente Macri porque Misiones tiene la necesidad de aumentar su Producto Bruto Geográgico (PBG), que es el total de todo lo que se reparte entre los misioneros porque cada vez hay más misioneros y se necesita seguir creciendo para que los misioneros tengan el mismo consumo que el promedio nacional y exista equidad.
Para generar más producto bruto geográfico, “Misiones necesita más energía eléctrica porque nuestros indicador está linealmente correlacionado con nuestro consumo de energía eléctrica. No hay actividad humana que uno no deba consumir energía eléctrica”. Como se viene creciendo el doble que la nación tiene la necesidad de seguir acercándose al promedio nacional.
El ministro explicó que “si agarras las proyecciones de las tasas de crecimiento de los últimos 25 años, y la proyectas a 10 años, nosotros tenemos un crecimiento que supera en energía consumida, y en los picos de potencia, del 6,5% anual”. Así, Lanziani usó el ejemplo de colocar “en el banco $100 al 6.5% anual y dejan pasar 10 años, en 10 años van a retirar $200, quiere decir que le va a crecer el capital, en este caso la demanda de energía, el 100%. Si ya no podemos mantener nuestro sistema porque no tenemos el dinero para hacer las inversiones que necesitamos, imagínense lo que va a ser abastecer una demanda que va a ser el doble en 10 años”.
Para hacer una referencia contó que “en la década de los 90 se construyó la Represa Uruguaí y que en esa época, con un Uruguaí y medio se abastecía todo el consumo de misiones. Hoy se necesitan 7,2 (represas) y en 10 años vamos a necesitar más de 14 represas como la de Uruguaí” dando cuenta la magnitud del problema y el desafío que tiene Misiones. Lanziani aprovechó para contar que es amigo personal del Presidente electo, Mauricio Macri, con quién discutió estas cuestiones personalmente.
Desde que asumió como Ministro, para hacer una verdadera política pública, Lanziani contó que instó a diseñar el Plan de Obras que necesita Misiones para abastecer su demanda en los próximos 10 años. Por eso, hizo una convocatoria a todos los técnicos especialistas en la materia que integran diferentes espacios: PRO, UCR, Colegio de Ingenieros, cooperativas, EMSA y de la Universidad para juntarse y unificar diagnósticos y criterios, y a partir de ahí diseñaron un plan estratégico, por si mañana le toca a otro conducir el área todos puedan acompañar ya que lo hicieron entre todos.
Respecto al plan elaborado, reconoció que es “un plan de inversiones costoso porque duplicar la oferta de la demanda no es poca cosa”. De manera urgente dijo que hay que “prorrogar la red de alta tensión que va de San Isidro hasta el norte de la Provincia porque como nos crece la demanda en todos lados ya la tensión de 132kw no la podemos transmitir con tanta potencia”.
Costo del Plan Estratégico de Energía para Misiones
El Plan Estratégico que necesita desarrollar Misiones cuesta U$S 600 millones, y la pregunta que surge es ¿Cómo se va a financiar?. Desde el Gobierno provincial se reconoce que a las tarifas no se le puede agregar nada porque la gente no tiene capacidad para afrontar un nuevo recargo. El camino por el que se está avanzando es por el reclamo de las regalías de Yacyreta y que la provincia considera que la Nación le debe. El Ingeniero Lanziani, explicó que “ley dice que de la energía que sale de una represa hidroeléctrica y que se vende en el mercado nacional corresponde percibir el 12% de impuestos indirectos, que paga el que compra esa energía, y ese 12% está destinado a las provincias que aportan el recurso. En este caso Corrientes y Misiones que decidieron entre las partes que sea la mitad, 6% para cada uno”. El Ministro manifestó que del total que produce Yacyretá siempre se vendió en el país el 90% de la producción y “de ahí que el gobierno nacional cobró ese impuesto indirecto por casi la todo lo que produce Yacyreta pero sólo pagó la mitad”, teniendo en cuenta que la energía que produce la represa es mitad de Argentina y mitad de Paraguay, que históricamente se quedó con el 10% de ese 50%, porque la vendía a nuestro país que lo comercializaba en territorio nacional. Lanziani dio a entender que nación cobró el impuesto indirecto por el 90% de lo que produce Yacyreta pero sólo destinó el 12% (en concepto de regalías) del 50% de la producción de la Represa. Los impuestos del otro 40% restante se lo quedó Nación gracias a un decreto que unilateralmente sostiene que ese porcentaje es de Paraguay.
Por este porcentaje de ragalías, sumando todos los años que no envió a las provincias, es lo que Misiones demanda de manera administrativa y judicial a la Nación y alcanzaría para financiar el plan estratégico necesario. “La demanda es por enriquecimiento indebido de la Nación en detrimento de las Provincias que aportan el recurso”, explico Lanziani, que además adelantó que le pidió al Presidente Macri que haga “una Reparación Histórica por el proceso de Yacyretá” y que misiones fue perjudicada por años, aclarando que no es culpa de Macri, pero es “una buena oportunidad para reconciliar al pueblo de Misiones con el proyecto de Yacyreta”.
Para el Ministro de Energía la clave no está en “pedir descuentos sino reclamar los derechos establecidos por una ley y que le corresponden a Misiones”, porque considera que el objetivo del gobierno actual de la Nación es “cobrar la tarifa plena que dicen es de U$S 75, porque hay que revisar los números también”, dejando algunas dudas de cómo llegan a ese monto.
Paraguay va a dejar de vender energía a la Argentina
El Ministro de Energía de Misiones ya advirtió al Gobierno nacional que Paraguay está creciendo al 9% y cada vez necesita más energía, que su falta de consumo de más energía se da por la falta de redes pero que “las están construyendo”. También comentó que Paraguay hoy no puede abastecer su demanda interna, que está en crecimiento, por falta de capacidad de traslado hacia las nuevas industrias emergentes pero que el Presidente electo del vecino país le confesó que “es la prioridad”. “En un plazo corto, para lo que es la vida de un país, Paraguay estará consumiendo toda la energía que le corresponde por Itaipú y Yacyretá. Primero la de Yacyretá, porque los tratados internacionales le obliga a Paraguay a revender la energía que no usa a los países de los cuales no son socios. El problema para nosotros es que el tratado de Itaipú vence en 2023, queriendo decir que para esa fecha Paraguay va consumir toda su cuota de Yacyretá, y nos va a decir: “quieren energía? Tenemos, pero de Itaipú, y el precio no es el que dice el tratado porque esta la consumimos, va a ser la que dice Itaipú”.
Urgencias y respuesta negativa
En términos de urgencias Lanziani sostiene que cuanto antes hay que comenzar a construir la red de 132kw de Posadas-Alem-Oberá porque “es la zona más caliente de la Provincia”. Reconoció que le pidió al Gobierno nacional ayuda para “reforzar la generación térmica que hay en la zona de Aristóbulo del Valle, Alem y además, instalar una usina térmica en Oberá, porque si comenzamos mañana (las obras de red) los próximos tres veranos esa zona va a estar seriamente comprometida. La única manera de salvar ese bache es poner generación térmica, que son usinas que se instalan rápido y comienzan a operar en pocos meses”. Acto seguido, Lanzini confesó que cuando le transmitió esto al Ministro Aranguren, y le solicitó los 20 megavatios para Oberá, este respondió: “nosotros no pensamos adicionar generación térmica, es más, le vamos a sacar la que tienen. Si ustedes quieren, paguen el precio pleno de la generación”. El ministro, algo decepcionado ante esta posición, sostuvo que de alguna manera le van a encontrar la solución porque es una de las zonas más poblada de la provincia con mucha influencia de la zona centro y muy industrial.
Energías Renovables: biomasa sin consideración nacional
La Ley 27.191 es la norma que pone en marcha el programa de energía renovable pero explicó el Ministro que “las únicas energías renovables que tuvieron acogida en ese programa es la eólica y la solar” aclarando que cuanto más energía de este tipo se incluya, el precio del mix de megavatios hora, cada vez va a ser más caro debido a que “estos tipos de energías son discontinuas y el factor de utilización de una planta de energía solar en Argentina como mucho alcanza un 35%, quiere decir que de cada 100 horas vos tenés que generar 35% de energía solar y el resto tenés que generar con otra cosa. ¿Cuál es la otra cosa? Energía térmica quemando gas”. Para Lanziani este programa sobredimensiona la capacidad de este tipo de energía y para asegurarse consultó con los que cree los mejores especialistas del sector quienes consideraron que más del 10% de la demanda no va a poder satisfacer este tipo de energía. Además, al referirse a las eólicas de la Patagonia, sostuvo que “están a miles de kilómetros de los centros de consumos. ¿Quién va a hacer las redes?”, se preguntó el ministro, explicando que “así como nosotros queremos que paguen nuestras redes porque no se pueden cargar a la tarifa, a ellos le pasa lo mismo”. Aseveró que “la planificación del sistema eléctrico no se puede hacer en la teoría, sino que hay que planificar en la práctica de la demanda que tenés”.
Lamentó que aún en Misiones “no hemos tenido éxito en la generación con la biomasa, y que nosotros tenemos una gran potencialidad”. Luego continuó explicando cómo se trabaja dentro del programa de energías alternativas, que “en las rondas de este famoso RENOVAR, donde se licitan, se llama a una convocatoria desde la Nación y uno ofrece la construcción de una usina eólica en determinado lugar, la inversión va ser x, la potencia instalada va a ser de tanto, voy a generar tanto por año y quiero que me paguen el megavatio hora tantos dólares”. Así dió a entender que aún no conviene económicamente porque “en el caso de la eólica y la solar si uno suma los subsidios, costos de generación y todo lo que hay que cargarle, ese valor ronda los U$S 90, mientras que el mix de generación tradicional se paga U$S 75”.
En el caso de la posibilidad de Misiones “la energía de biomasa es de otra característica porque sí es despachable, y uno puede planificar en el momento que uno entra a generar porque uno tiene el combustible que es el chip de biomasa”. Pero explicó que “no se puede competir en una licitación con la eólica y la solar por una cuestión práctica. Cuando te presentas a una licitación firmas un contrato a 20 años, y vos podes hacer el análisis de costo y financiera con las otras dos porque el sol y el viento no cuestan nada. Pero en la biomasa hay un combustible, y hoy el combustible en Misiones anda alrededor de los U$S 15, o 16, la tonelada. ¿Cuánto va a valer dentro de 5 años? Ahí hay que cargar el precio del gasoil para fletear ese combustible, el precio de los convenios colectivos de trabajo, y el precio de un montón de variables que no te permiten planificar a 20 años. Y es por eso que no se han presentando proyectos con energía con biomasa. Por eso le decimos a la nación que es injusto poner a todas estas energías en la misma canasta” finalizó Sergio Lanziani.
 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password