Neuquén: debut para el voto electrónico

Este domingo 10 de marzo, la provincia de Neuquén pone en marcha el calendario electoral 2019, con una doble novedad: será la primera en elegir Gobernador y lo hará -por disposición de su nueva ley electoral- a través del sistema de Boleta Única Electrónica (BUE). Marcelo Bermolén, especialista en Acceso a la Información Pública, Calidad Institucional y Transparencia Electoral y director del Observatorio de Calidad Institucional de la Universidad Austral, explica los puntos a tener en cuenta a la hora de evaluar la incorporación de este nuevo sistema de sufragio en el país:
¿Por qué se aplica esta modalidad de sufragio en Neuquén?

  • “Con un padrón habilitado de casi medio millón de neuquinos (493.700), la provincia elegirá los cargos de Gobernador y Vice. Mientras que en 119 localidades se votarán cargos provinciales, en 21 municipios (grandes y medianos) se elegirán intendente y concejales, en 10 localidades a integrantes de la Comisión Municipal, y en otras 21 al Presidente de la Comisión de Fomento. Algunos municipios decidieron desdoblar su calendario electoral y realizar la elección de intendente en conjunto con las elecciones nacionales de octubre próximo, tal es el caso de la ciudad de Neuquén”.
  • “Por disposición de la nueva Ley Electoral Provincial Nº 3053, sancionada el 14 de diciembre de 2016, los municipios mas pequeños (de tercera categoría) y las comisiones de fomento podrán utilizar de manera excepcional para esta elección la clásica boleta partidaria de papel. En consecuencia, convivirán en el territorio provincial ambos sistemas, BUE y boleta partidaria en papel, aunque éste ultimo de forma minoritaria. De un total de 1.541 mesas habilitadas, 1.397 lo harán con BUE (474.173 electores) y apenas 144 con boleta partidaria de papel (23.275 electores). En ambas modalidades habrá mesas para extranjeros”.
  • “El cargo de Gobernador se elige por voto directo, no existiendo -por tanto- segunda vuelta (ballotage). La ley electoral neuquina habilita el uso de listas colectoras que usarán la misma candidatura de Gobernador y Vice, pero ofrecerán listas diferenciadas de legisladores provinciales”.
  • “La ciudad de Neuquén ya había utilizado Boleta Única Electrónica (BUE) en anteriores comicios a nivel local, pero es la primera vez que el sistema se aplica en casi toda la provincia. Nuevamente, la empresa ganadora -y única oferente- ha sido MSA (Magic Software Argentina S.A.) quien ya realizara experiencias similares en CABA, Salta y Chaco, entre otras jurisdicciones. También la provincia de Córdoba modificó su ley electoral y habilitó la incorporación de tecnología a las diferentes etapas del proceso, estando prevista su aplicación parcial en las próximas elecciones a Gobernador”.

 
La mirada sobre un nuevo sistema, con sus fortalezas y debilidades

  • “A nivel mundial, solo cuatro naciones utilizan el denominado voto electrónico en toda su geografía para elegir autoridades a nivel nacional. Brasil y Venezuela en el subcontinente (con urna electrónica)  e India, listado al que se incorporó en enero de este año la República Democrática del Congo que utilizó -en un cuestionado proceso eleccionario- máquinas de BUE fabricadas en Corea del Sur. En EEUU algunos Estados, Condados y Alcaldías eligen autoridades nacionales con el sistema de voto electrónico -en sus diversas variantes-“.”Los sistemas de votación con incorporación de tecnología al momento de emitir el voto -o el instrumento de sufragio- se encuentran en franco retroceso a nivel mundial porque exponen a los ciudadanos al riesgo de que se vulnere el secreto de su voto”.
  • “No alcanza con repetir o insistir con el discurso de celeridad y transparencia que aportan las nuevas tecnologías y sus respectivos sistemas de aplicación. Deben reforzarse los controles sobre la seguridad de la información y la trasmisión de los datos”.
  • “Los órganos electorales encargados de controlar los desarrollos de las empresas -y su uso en los comicios- exteriorizan un evidente retraso en materia de equipamiento y cuadros técnicos idóneos, mientras que los partidos políticos carecen de fiscales informáticos entre sus formaciones. El resultado es -mucha veces- la confianza ciega en el proveedor y en sus técnicos”.
  • “El informe final de la auditoría realizada sobre la BUE por la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA, a pedido del Tribunal Superior de Justicia de la CABA y entregado con posterioridad a la realización de las elecciones de 2015, constató -entre otras debilidades- que: “…el código fuente auditado tiene una gran cantidad de debilidades de distinto tipo (…) no sigue pautas de programación segura, ni hay una metodología o conjunto de convenciones unificadas en la escritura de las distintas partes del código…”. También, un reciente estudio encargado por el Ministerio del Interior al Conicet referido a la BUE recomendó no avanzar con la incorporación de ese sistema, al no poder garantizarse de manera concluyente el secreto, la auditabilidad y la integridad del mismo. Lo mencionado, no pone en duda la validez ni la efectividad de los resultados que se han generado en los comicios en los que se aplica o se ha aplicado la BUE. De hecho, no han existido mayores cuestionamientos a los mismos. Pero sería erróneo entender que la ausencia de controversias graves sobre los resultados finales constituya per se una garantía plena de la fortaleza del sistema y de la integridad del mismo”.
  • “Los países desarrollados han evitado, incluso en el último tiempo, la utilización de software para la transmisión de datos o el recuento provisorio de votos por temor a la injerencia externa y ataque de hackers entrenados por fuerzas foráneas a la elección”.
  • “Debe escucharse y atenderse sin limitaciones a los técnicos y expertos informáticos en sus observaciones a los sistemas de votación electrónica, abandonando la lógica de amigo/enemigo por el solo hecho de que algunos puedan expresar posiciones militantes de oposición al uso de las tecnologías”.
  • “Valorando al federalismo electoral que permite que cada jurisdicción adopte el sistema electoral que estime adecuado, y frente a la aceptación de que hay que cambiar y superar el sistema electoral que ha regido por décadas la vida de los argentinos, se requiere adoptar nuevos sistemas que aseguren la integridad electoral. Para ello es indispensable el pleno consenso político, diálogos abiertos, fluidos y plurales, tiempos apropiados para su implementación, buenos diagnósticos, Poderes Ejecutivos resignando su intervención -al menos- en el escrutinio provisorio de los comicios, la sanción de normativas desvinculadas a tecnologías específicas, y -aunque parezco obvio- contrataciones transparentes”.

 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE