Safrán: “La dolarización en el corto plazo va a generar recesión y desempleo”

Compartí esta noticia !

El ministro de Hacienda de Misiones, Adolfo Safrán, publicó en sus redes su opinión respecto de la dolarización que propone Javier Milei y que también es parte de la plataforma de Patricia Bullrich, aunque con una variante, la bi-monetización. 

En primer lugar, se refirió a la idea de que la gente va a cobrar en dólares y los costos serán en pesos: “Va a ser al revés. La historia muestra que cuando se dolarizó, los ingresos quedan a valor dólar pero pasado a pesos actuales, pero los costos no. Entonces se produce empobrecimiento”, detalló en una entrevista concedida a Open1017. Además, explicó que para lograr equilibrio fiscal, se eliminarán los subsidios, por lo que el costo de los servicios públicos quedará a valor dólar, de mercado, y aumentará. 

Sobre la creencia de que 100 mil pesos serán 100 mil dólares, fue contundente: “No es así. 100 mil pesos son menos de 200 dólares. Son sueldos muy bajos por costos muy altos”. 

“A valores actuales, un ingreso de 180 mil pesos será equivalente a 250 dólares; pero a su vez también todos los costos serán en dólares. Los productos y servicios que actualmente cuentan con precios regulados (como la luz, el agua, el gas, internet y los combustibles) también pasarán a dólares, y además sin subsidios, ya que según la lógica anunciada, la dolarización iría acompañada de la quita de subsidios. En conclusión, todos estos servicios estarían dolarizados y también mucho más caros que en la actualidad”, detalló.

Por su parte, los productos exportables serán en dólares y sin retenciones, con lo cual en términos de precios internos en dólares también aumentarán.

“Siguiendo esta lógica de la libertad económica, seguramente las importaciones se abran con total libertad, con lo cual accederemos a todos los productos importados que queramos a bajo precio en dólares. Pero la consecuencia directa de una medida como esta será bajar la persiana de las industrias locales, con lo cual también es posible que muchos argentinos pierdan sus trabajos. Expectativa versus realidad: ingresos en dólares congelados (si es que todavía tenés trabajo), con los servicios públicos en dólares mucho más caros porque no tienen subsidios, con algunos productos exportables más caros porque se exportan sin retenciones, y con productos importados en dólares más baratos (hasta productos superficiales no necesarios) pero que estarán destruyendo la industria nacional. ¿Medidas de este tipo resolverán realmente los problemas de los argentinos? Si tu fábrica o comercio cierra, en lugar de resolver algo vamos a estar frente a un nuevo problema. Si tus costos en dólares aumentaron, pero no así tus ingresos, no se resolvió la ecuación económica sino que al contrario todo ha empeorado. Si el gobierno no cumple con su misión de ordenar con prolijidad sus cuentas fiscales, la única forma de financiar el déficit será tomar deuda, como lo hizo el ex presidente Macri”, argumentó.

Te puede Interesar  En diciembre se registró la inflación más alta de 2017

“Sobre este escenario también hay que considerar un elemento adicional: dolarizar la economía significa que para hacer las compras vamos a necesitar dólares en billete (o en las cuentas bancarias), y si no hay suficientes dólares circulantes la gente no va a poder comprar porque no tiene con qué pagar. En esta situación el comercio no venderá, tendrá que reducir personal, y en el peor de los casos directamente cerrar. Este análisis, que no forma parte de ningún tipo de “campaña del miedo”, busca recordar lo que ya nos pasó para aprender del pasado y entender que dolarizar la economía es un pésimo negocio para la gran mayoría de los argentinos y un buen negocio para unos pocos”.

Además, indicó que “una economía dolarizada no tiene protección ante cualquier shock económico, por lo que impactaría de lleno en la economía local. La dolarización de la economía en el corto plazo va a generar recesión y desempleo”.

También resaltó que la propuesta de la dolarización va de la mano de abrir importaciones, lo que bajaría el costo de vida pero la industria local no podría competir. “Recuerdo hace 30 años, los negocios ‘Todo por 2 pesos’, con productos chinos, ninguno local. Y en la contracara, muchas industrias cerraron y el desempleo llegó a un pico histórico”. 

Por otro lado, el ministro dijo que entiende que “el argentino esté cansado de la inflación, pero remarcó que “tenemos una economía dinámica. Hay puestos de trabajo, hay buen nivel de consumo, patentamiento, construcción. Hay niveles de empleo y actividad que hay que cuidar”.

Por último, Safrán concluyó que “la dolarización no es una panacea, no es un remedio mágico”. Y destacó que el problema de fondo es cómo combatir la inflación “que en algunos momentos de la vida argentina, estuvo provocada por el déficit fiscal pero no ahora es provocado por la sequía y la escasez de dólares que disparó el tipo de cambio. Entonces, hoy la dolarización no es la solución”.

Te puede Interesar  Cáncer de Riñón: por temor al coronavirus, se demoran diagnósticos y tratamientos

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin