Chau mosquito: Misiones fabrica un control biológico para frenar la transmisión del dengue

Compartí esta noticia !

Sin mosquito, no hay dengue. La frase parece una verdad de perogrullo, pero resulta clave para el combate a la enfermedad. Misiones tiene varios frentes de lucha abiertos, con la descacharrización permanente y la vacunación que inició antes que nadie en medio de una feroz epidemia que se extendió a buena parte del país. Ahora sumará una nueva arma letal contra el mosquito, pero a tono con las políticas de cuidado de la biodiversidad que tiene como bandera. 

Este jueves se entregará una primera tanda de insecticida Bacillus Thuringiensis Susp. Israelensis (BTI), una solución innovadora en el control biológico de poblaciones de mosquitos vectores de enfermedades como el dengue, la malaria, la fiebre amarilla y los jejenes.

El BTI, una bacteria ampliamente reconocida en programas de manejo integrado de plagas a nivel mundial y ha demostrado su eficacia en el control de mosquitos de los géneros Aedes, Culex, Anopheles y Simulium. Su capacidad para erradicar estas poblaciones de insectos transmisores de enfermedades es un paso significativo hacia la protección de la salud pública y el bienestar de las comunidades.

El producto, hecho en Misiones de la mano de la empresa Agrosustentable, será distribuido entre 20 municipios, en un acto que será encabezado por el jefe de Gabinete, Héctor Llera, en el Parque Industrial. 

Se trata de un producto biodegradable de rápida acción y altamente selectivo, que no afecta a otros insectos, ni a la flora y fauna y tampoco genera resistencia.

El BTI mata las larvas de los mosquitos en el estadio inicial de su ciclo de vida. El ingrediente activo es ingerido como alimento por la larva del mosquito que se encuentra en el medio acuático.

Te puede Interesar  China confina una ciudad de 20 millones de habitantes por nuevo brote de coronavirus

Una vez que las esporas y los cristales llegan al intestino de la larva, gracias al pH y a la acción enzimática de este medio, la toxina se vuelve activa, lo que produce su parálisis intestinal. Debido a este proceso, la larva deja de comer y muere antes de llegar al estado adulto.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin