CON SELLO PROPIO, Coronavirus, ENTREVISTAS, Ultimas Noticias

Invertir en pandemia: el Bowling Strike se renueva y redobla la apuesta

Invertir en pandemia: el Bowling Strike se renueva y redobla la apuesta
Compartí este articulo en:

Entre las propuestas de la noche posadeña, el Bowling Strike es una de las opciones más importantes, debido a que es el único local con esta propuesta en la zona.

Hasta hace unas semanas su continuidad era una incógnita, la sociedad propietaria del negocio se disolvía y no encontraban compradores que se hicieran cargo del boliche para mantener sus puertas abiertas. El cierre del icónico lugar, donde centenares de niños, jóvenes y adultos festejaran sus cumpleaños, era inminente.

No obstante, unos empresarios locales decidieron comprar la franquicia, darle un lavado de cara y renovar la propuesta que el bowling ofrecía hasta entonces. Con el mismo concepto, pero con un cambio de aire y personal nuevo, promete brindar una experiencia fresca y amena, para los clientes del lugar.

“El bowling es un atractivo interesante de Posadas, le da un valor a la ciudad y nos parecía bueno que el espacio siguiera, por eso decidimos, junto a los socios, arreglar la compra con los anteriores dueños que ya se disponían a desarmar todo”, señaló Constanza Luján, actual encargada del nuevo salón. los nuevos propietarios son Fernando Portelli y Leonardo Villagra quienes tienen una reconocida empresa distribuidora de quesos y embutidos en la ciudad

La buena voluntad de las partes, junto al deseo de que el lugar se mantenga activo, ayudó a que las negociaciones se realizaran con celeridad y efectividad. “Compartíamos la visión de que el bowling es un ícono importante para Posadas, tanto en lo cultural, como en su valor comercial, por eso pudimos acordar financiamientos y requisitos que agilizó el traspaso”, indicó Luján.

Aunque reconoce que está en los planes realizar reformas estructurales de gran envergadura, las obras se llevarán a cabo recién el año entrante. “Estamos terminando un local en la intersección de las avenidas Corrientes y Centenario, por lo que estamos limitados con los fondos de inversión, pero para enero del año próximo haremos unas refacciones importantes y agregaremos algunas sorpresas”, agregó.

Nuevas caras

Para los actuales propietarios de Bowling Strike, el valor agregado del lugar, es la atención a los clientes. “Entendemos que la mejora más importante que podemos ofrecer ahora, es la atención personalizada, que el cliente que venga se sienta cómodo y recomiende a sus conocidos a venir, que desee volver y que pase un buen momento, ya sea sólo, con amigos, familia o con colegas de trabajo”, remarcó Luján.

La renovación no sólo se dio en los dueños, también en los trabajadores que atienden en los diferentes sectores del salón, ya sean meseros, bar tenders o anfitriones que en la entrada te reciben con una amable sonrisa.

Al disolverse la sociedad que era propietaria del lugar, los empleados que trabajaban en el lugar quedaron desamparados. Por este motivo, los nuevos dueños decidieron reubicarlos en las otras empresas que poseen. “Tenemos la mentalidad de cuidar a los trabajadores misioneros, sobre todo en momentos tan difíciles y hacernos cargo de este lugar nos permitió incorporar más personal y relocalizar a los que estaban acá, para que se sienta realmente la renovación en el lugar”, reflexionó.

Un lugar para la familia

El bowling trabaja en los horarios estipulados por el gobierno provincial y respetando el protocolo higiénico sanitario establecido en toda la provincia. Las dimensiones del lugar le permiten tener varias mesas con la distancia permitida entre sí. Además tienen habilitadas 3 de las 6 pistas de bowling, con una capacidad de cuatro jugadores en simultáneo en cada uno.

“Lamentablemente las mesas de pool no las podemos habilitar,
porque la actividad es considerada entretenimiento, mientras que el bowling es considerado deporte, por eso pudimos habilitar a la mitad de las pistas”, comentó Luján. “Acá no hay límites de edad, pueden venir adolescentes, familias con niños, un grupo de profesionales para una reunión de negocios, el espacio es amplio y se los atiende a todos de la misma manera”, remarcó. En ese sentido, aseguró que tratan de mantener los precios más bajo posible, para que sea un lugar inclusivo, donde todos puedan asistir.

“Sabemos que, por ejemplo en una familia, los chicos comen mucho, que quieren la papa frita, la coca, entonces tratamos de ser razonables con lo que cobramos, con precios que no son superiores a cualquier otro bar; también nos manejamos con diferente marcas de los productos, hasta cerveza de tirada de unos emprendedores locales”, agregó.

El Bowling Strike seguirá formando parte de la noche posadeña. Con nuevas caras, con nuevos aires y con una impronta que garantiza al cliente una experiencia confortante, gracias a la preocupación de los nuevos dueños que consideran que el lugar ya forma parte de la identidad de Posadas y desean que se mantenga en el tiempo. “Sabemos que si este lugar se cierra, es prácticamente imposible que se abra otro igual, debemos cuidarlo y mantenerlo”, finalizó Constanza Luján.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*