COLUMNISTAS, POLITICA, Ultimas Noticias

Tractores y jangadas

Compartí este articulo en:

Bajo el impiadoso sol de la siesta misionera, junto al reflejo del río Paraná, un grupo de diputados comenzó a recordar, para matar el tiempo, la génesis de la Renovación, que tuvo su bautismo electoral el 28 de septiembre de 2003. Curiosamente, en el grupo memorioso de este viernes, en el amplio playón del puerto posadeño, había varios que en ese entonces, estaban en veredas opuestas, lo que habla de la diversidad de la que se nutrió la coalición gobernante. El país estaba sumergido en una de sus peores crisis políticas y económicas y la Renovación se fundaba sobre bases hasta entonces antagónicas, para darle forma a un pensamiento que fue evolucionando hacia una síntesis misionerista que nunca antes se había expresado con tanta nitidez. 

Poco más de un año después, el 18 de marzo de 2005, Carlos Rovira anunciaba el plan ProTractor, para darle una mano a la chacra que venía golpeada por la crisis y los bajos precios. “Fue una manera de acercarnos a la chacra y entablar diálogos que estaban rotos”, recordó uno de los que estuvo entonces y sigue estando ahora. 

Los desvencijados tractores venían de ser protagonistas de una de las más intensas luchas agrarias. La política, arte de lo posible, juntó en el presente de la Renovación a quienes estaban rodeando la Casa de Gobierno con quienes eran inquilinos de sus oficinas. 

Quince años después, el programa Tractor sigue activo, refrescado con una inversión de 500 millones de pesos, anunciada esta semana por el gobernador Oscar Herrera Ahuad para renovar unidades y humanizar el trabajo en la chacra. 

Antes, como ahora, la chacra necesita de políticas que les generen las condiciones para poder producir y ganar en competitividad en una provincia alejada de los principales centros logísticos y relegada por la miopía unitaria que rige la distribución de recursos en la Argentina. Si antes eran los productores los que pedían un auxilio, hoy son los industriales los que están reclamando atención, por el aumento de la materia prima y el techo impuesto en góndolas por la Nación para controlar la inflación. Recién ahora autorizaron un mínimo 6 por ciento de aumento, escaso si se compara con el 75 por ciento de incremento que impuso “el mercado” a la materia prima. En la industria además están preocupados por un proyecto que ingresó a la Legislatura para crear al menos cuatro núcleos molineros e industrializar en Misiones la yerba que se empaqueta en otras provincias. La iniciativa no es nueva. El propio Rovira había impulsado la ley de Envasado en Origen que fue frustrada por la Corte Suprema. Pero en un contexto de escasa rentabilidad, los industriales advierten que una inversión estatal de semejante envergadura, podría significar un golpe de nockout. Por eso son del más alto nivel las gestiones para mostrar el estado de la industria, jaqueada por costos financieros, precios congelados y el precio de una materia prima que no detiene su marcha alcista. 

La llegada de Sergio Massa, junto al ministro de Transporte, Mario Meoni, interrumpió el ejercicio de la memoria y las disquisiciones. 

Los enviados nacionales trajeron recursos para poner operativo al puerto posadeño y la confirmación de que Misiones tendrá por primera vez un servicio de tren interurbano, primero entre Posadas y Garupá, pero después hasta Apóstoles y con conexión con Encarnación, en Paraguay, pensando a la región como una sola metrópoli de 553 mil habitantes. Los 300 millones prometidos por la Nación para la compra de grúas, escaners y maquinaria necesaria, reparan un poco los años perdidos para la economía misionera. “Empezamos nuestra historia de cara al río, pero por esas cuestiones de la historia eso se fue dando vueltas, se fueron perdiendo nuestras vías navegables. Hoy la estamos poniendo de nuevo de cara al río, no sólo por la belleza sino también para el agregado de valor y la producción. Estamos honrando ese momento en el que pasaba la jangada con la madera”, recordó Herrera Ahuad. 

Los detalles son necesarios. Misiones, donde el agua abunda y los ríos son parte del paisaje, estaba fuera de la hidrovía federal y no tenía puertos para trasladar la producción que desde siempre pagó el costo de estar lejos del centro porteño del país. Recién ahora se incorpora, con posibilidad de decisión sobre el uso del río y el dragado necesario para sacar con fluidez la producción. “Son decisiones políticas, que se dan cuando se escucha y se mira a un país federal. En esa reivindicación histórica está el ferrocarril, que se fue perdiendo con gobiernos que no acompañaron. Hoy podemos retomar la historia, con el primer tramo del transporte de pasajeros. Ya lo dimos con el de cargas”, agregó Herrera Ahuad. 

El impacto económico de contar con el tren de cargas es enorme. A tres meses de la recuperación del tramo norte de la línea Urquiza, Misiones representó en septiembre el 25 por ciento del volumen de carga total transporte ferroviario de cargas en la Mesopotamia. Se cargaron en septiembre casi 9 mil toneladas con destino y origen en Misiones, con pasta celulosa de ida y cemento de vuelta -lo que explica que la tierra colorada haya aumentado la demanda por cuatro meses seguidos, con un aumento del 27 por ciento del cemento en bolsa-. El contraste salta a la vista. Misiones se había quedado sin tren de cargas en 2018 y el entonces ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, descartaba su vuelta: “No podemos hacer todo junto”, decía el funcionario de Cambiemos. 

Después del acto protocolar al borde del río Paraná, el propio Massa se encargó de marcar las diferencias. “Vamos a trabajar para poner a Misiones absolutamente competitiva”, dijo el presidente de la Cámara de Diputados de la Nación ante una pregunta de Economis. Era la certeza que faltaba para fortalecer el planteo de Misiones ante la Nación para transformarse en una zona aduanera especial y poder competir en igualdad de condiciones con Brasil y Paraguay, que tienen políticas fiscales mucho más laxas y regulaciones económicas y sociales mucho más benévolas para con las empresas. 

Hasta ahora el pedido de Misiones no había recibido ninguna respuesta tan contundente. De hecho, el presidente Alberto Fernández gambeteó una respuesta formal cuando vino hace unos meses. Pero Massa le dio al aire al planteo que en las próximas horas será formalmente ingresado al Congreso por la Cámara baja. 

Los pormenores del proyecto están todavía siendo pulidos, pero podrían conocerse en la semana próxima. Los siete diputados por Misiones participaron de una reunión con Massa, en una inédita muestra de solidez. En la mesa se habló de la coparticipación, de la automatización de los envíos del Fondo Especial del Tabaco y de la reglamentación del artículo 10 de la ley Pymes -de la que el tigrense es uno de sus autores y que nunca se consolidó durante la gestión macrista-. De todos modos, la sintonía fina no garantiza un debate sin escollos. Habrá que convencer al resto de los diputados de lo que pide Misiones y conseguir todo el volumen que requiere la provincia. Massa puede aceitar el debate parlamentario, pero también habrá que convencer a los ministros nacionales de que, con las herramientas justas, Misiones puede dar un salto económico beneficioso para todo el país. “Si algo mostró la pandemia y el cierre de fronteras es que la economía de Misiones, cuando tiene condiciones, es muy potente.Si uno mira el nivel de actividad en estos meses, la potencia es alta, salvo cuando se ve condicionada por desventajas macroeconómicas”, detalló el propio Massa, haciendo suyo los argumentos locales. No fue el único guiño. Apenas llegó celebró que el aeropuerto de Posadas ya tiene listo el protocolo para recibir a los vuelos de cabotaje, lo mismo que el de Puerto Iguazú que espera por turistas argentinos para comenzar a recuperar un poco de la actividad perdida en los meses de pandemia. 

El ex candidato presidencial también elogió a Misiones por el liderazgo en materia ambiental, que tiene a la provincia como la primera en contar con un ministerio de Ecología y ahora una secretaría de Cambio Climático, inédita en Latinoamérica. En un escenario global de desastres naturales, el punto verde que significa la selva misionera es un oasis que debe ser respaldado, reconoció Massa en una reunión privada con Herrera Ahuad, Rovira y el ministro Meoni, donde se habló de política y del escenario nacional, con la primera prueba de fuego parlamentaria a la vuelta de la esquina. 

Más de una hora de análisis en la que varias veces Massa elogió el manejo de la pandemia que hizo la provincia, custodiando la salud, sin descuidar la economía, que recuperó rápidamente dinamismo y aprovechó el inédito cierre de las fronteras. 

No fue el único. Alberto Fernández, mientras anunciaba la extensión de las restricciones por la pandemia hasta el 25 de octubre, puso como ejemplo a Misiones por el manejo de la cuarentena. “Hay cuatro provincias que han podido manejar muy bien el problema, que se han podido anticipar: La Pampa, Misiones, Formosa y Catamarca”, dijo Alberto. 

Massa llevó una carpeta con pedidos varios para engrosar el Presupuesto nacional y también el compromiso de acompañamiento de los diputados por Misiones -los de Cambiemos exigen que el tratamiento de la ley sea en forma presencial-.

La carpeta entregada por Herrera Ahuad incorpora una Asignación Extraordinaria Compensatoria por la baja coparticipación que recibe Misiones, la creación de los bonos verdes por medio de los cuales la Provincia pueda recibir una compensación por la protección de la biodiversidad y la creación del territorio con tratamiento impositivo diferencial. Según detallaron funcionarios provinciales, el costo fiscal para la Nación sería de 12.400 millones, equivalente al 0.3% del total de los recursos recaudados. También aparecen obras viales y eléctricas por más de cien mil millones de pesos. 

Rovira remarcó que la idea de Misiones libre de impuestos busca generar empleo y oportunidades a los jóvenes que se están formando en espacios como la educación disruptiva, la robótica, el futuro Silicon Misiones y el Polo Tic, proyectando un horizonte de crecimiento inédito, con crecimiento e inclusión. En el Gobierno provincial quedaron conformes con la respuesta de Massa. Destacaron la predisposición al diálogo y haber entendido rápidamente el contexto en el que Misiones está inserta. “Así se gestiona”, elogió públicamente el bonaerense cuando recibió la carpeta con pedidos de manos del Gobernador.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*