Diputado del PRO lloró en repudio al fallo de la Corte que benefició a un represor


El diputado Jorge Ratier, del bloque del PRO, lloró en pleno recinto en la primera sesión ordinaria de la Legislatura provincial, en momentos en que se debatía un repudio general al fallo de la Corte Suprema que benefició con el 2×1 a un represor condenado por delitos de lesa humanidad.

Ratier se emocionó a la hora de recordar a su tío, Hugo Norberto Ratier Noguera, desaparecido durante la última dictadura y consideró que le hubiera gustado “conocer” a la generación desaparecida durante los años de plomo. “Estas cosas duelen, siento el dolor en los ojos de mi viejo. Entonces, repudio esto. Nos vuelve atrás, a discutir algo que habíamos pasado. Yo nací en 1972 y creo firmemente que nunca más se debe practicar la intolerancia en este país y un gobierno militar ni democrático que aplique la violencia para dirimir las diferencias de las ideas. Hay que repudiar esto porque es un retroceso. No hay discusión, en este país hubo un genocidio y los culpables deben ser condenados y cumplir con sus condenas. No debe haber ninguna duda”, argumentó.

Ratier sorprendió al recinto que estaba debatiendo distintos proyectos que coincidían en repudio al fallo de la Corte Suprema que otorgó el beneficio del 2×1 a un represor condenado. “Aunque no soy parte importante de la estructura nacional del PRO, sí lo fui en sus comienzos, cuando éramos pocos, y sé cuál es la ideología del Presidente. No es lo que muchos creen, sé que no tiene nada que ver, sé que no participó en esta decisión de la Corte Suprema”, aseguró.

Después, el legislador contó la historia familiar. Su tío era militante del ERP tuvo que exiliarse en Chile perseguido por la dictadura argentina. En la tierra de Pinochet, finalmente fue asesinado. “Nunca lo conocí. Yo era un bebé cuando ocurrió, pero recuerdo el dolor de mi padre”, se quebró el diputado como antesala de la votación unificada de los proyectos de repudio.

Llamativamente, hubo unanimidad, incluso de los legisladores de la alianza Cambiemos. La única salvedad fue la del radical Gustavo González, quien votó el repudio, pero defendió al ministro de Justicia, Germán Garavano, quien justificó el fallo de la Corte al decir que como “máxima instancia” hay que cumplir sus decisiones y no cuestionarlas, aunque calificó de “perversa” la norma que beneficia con la salida anticipada a las personas que cometieron delitos graves.

La Corte dictaminó que Luis Muiña, represor de un grupo paramilitar en el Hospital Posadas y condenado en 2011, tiene derecho a una reducción de penas.

Los jueces Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz y Elena Highton de Nolasco votaron la vigencia de la ley para el detenido Muiña, quien no estaba preso porque ya gozaba de una libertad condicional desde el 18 de abril pasado.

Además de la polémica que despertó la decisión de la Corte, también generó controversia debido a que otros militares condenados por delitos de lesa humanidad puedan invocar el fallo.

Los diputados unificaron sus iniciativas en repudio al fallo e instaron a que los legisladores nacionales por Misiones adopten idéntica actitud. Los diputados aprobaron sobre tablas, de manera unánime, las iniciativas de los diputados Héctor Escobar, María Losada, Myriam Duarte, Lucas Cácerez y Martín Sereno, que fueron unificadas en una declaración que expresa el repudio contra el fallo pronunciado por la Corte Suprema de Justicia en el que se aceptó la aplicación del cómputo de la pena conocido como “dos por uno” en condena por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura cívica- militar.

 “El momento político permitió este fallo. Esto se soluciona con más política, saliendo de la grieta en la que nos han puesto y de la antipolítica que imponen los medios nacionales”, sentenció el diputado de Vanguardia Radical, Hugo Escalada, uno de los integrantes del interbloque Avancemos. 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password