El costo operativo de las Estaciones de Servicio se duplicó (en dólares) en relación al del 2001

Un estudio revela la magnitud del incremento de los costos de las Estaciones de Servicio
De acuerdo a un sondeo basado en los datos de expendedoras de pequeño porte, enviado a surtidores por el Estudio Contable González Rego, desde el año 2001 los costos se duplicaron en dólares tanto para sueldos, cargas sociales, tarifas y mantenimiento
levado por la preocupación de estacioneros respecto a la notoria baja en la  rentabilidad y con la intención de tener la posibilidad de comparar cifras a través de los años mediante los estados contables de distintas sociedades, el especialista tributario Eduardo González Rego, elaboró un siguiente informe, referido a negocios con ventas mensuales  actuales cercanas a los 320.000 litros y 120.000 m3 de GNC, como así también de $ 1.000.000 en minimercados, en las duales y cerca de 115.000 m3 y  $ 700.000 en tiendas de conveniencia en las de GNC solo, que en todos los casos son considerados comercios con aceptable penetración comercial.
De acuerdo a este sondeo, el incremento de salario  en u$s sin contar el revaluó que recibió el dólar en los últimos años  respecto a otras monedas (Euro)  es del 148.50 por ciento en el periodo 12/2001 (último mes de la convertibilidad) y 01/2018, generando también  mayor costo por cargas sociales.
“Teniendo en cuenta que durante fines del 2017 y en 2018  se producirán aumentos  excepcionales en las facturas de electricidad,  las mismas  incidirán elevando el  porcentaje sobre los gastos. Además en Marzo comenzarán nuevamente las paritarias del sector y cabe presumir que incrementara el porcentual en el costo de sueldos y cargas sociales”, agrega González.
Advierte también sobre la pretensión de algunos municipios de agregar tasas o contribuciones a las ya vigentes, sumado al incremento operado en la Provincia de Buenos Aires, en las valuaciones fiscales que en algunos casos supera el 900 por ciento, asumiendo además otros cargos de diferentes entidades estatales.

 
González Rego alertó sobre la abundancia de bocas propias de las petroleras, en zonas de importante densidad vehicular, en inversiones inmobiliarias y  de infraestructura  que no están al alcance de los privados, compitiendo en algunos casos  con  operadores  que tienen la misma  bandera, con menores precios, claramente  perjudicando al expendedor afectado y en algunos casos propiciando su cierre.
“Más allá del mantenimiento edilicio y de  instalaciones y equipo por el uso y transcurso del tiempo,  las petroleras obligan a continuas mejoras y hasta  reformas totales por  montos imposibles de  recuperar en el tiempo”, alega.
Finalmente, detalla que las obligaciones impositivas vigentes,  incrementadas al considerarnos agentes de  percepción y retención en IIBB,  las informaciones requeridas por las Resol.1104 y 314 de la Secretaria de Energía,  en muchos casos la consideración de agentes de información de AFIP,  y sumado a ello la tarea que generan las tarjetas de crédito, promociones y sorteos, “crean un costo administrativo de magnitud”.
La investigación profesional publicada en el sitio web surtidores.com.ar, concluye que la mayoría de las estaciones no alcanzan ni remotamente el  volumen de venta base de este estudio por lo cual su situación es mucho más complicada.
Al respecto, los estacioneros que participaron de esta iniciativa apelaron a todas las Cámaras empresarias del sector “a unificarse para cambiar el rumbo y  adoptar un accionar conjunto ante esta situación,  caso contrario estamos muy cerca de encontrarnos de frente con la tormenta perfecta”, alertaron.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password