El pecarí de collar sigue recuperando terreno en el Parque Iberá: el inicio de nuevas poblaciones en Carambola y San Nicolás

Con el inicio de dos nuevos núcleos de población, el proyecto de reintroducción del pecarí de collar en el Parque Iberá sigue creciendo.
Por Talia Zamboni, Fabián Yablonsky y Héctor Ortiz – Las reservas de San Nicolás (vecina a la localidad de San Miguel y donada a la Administración de Parques Nacionales en 2017) y Carambola (vecina a la localidad de Concepción) recibieron sus primeros grupos de pecaríes.
Luego de un largo viaje desde el zoo de Mendoza hasta el Centro de Reasilvestramiento Aguará en Paso de la Patria, donde  atravesaron la fase de cuarentena, los pecaríes fueron trasladados a sus destinos finales en las mencionadas reservas. Siete y diez  ejemplares fueron liberados en San Nicolás y Carambola respectivamente, en corrales de pre-suelta para que pudieran aclimatarse  progresivamente al nuevo ambiente. Los corrales de pre-suelta están construidos con paneles de enrejados móviles, que permiten  ensamblarlos, modificar sus tamaños y desarmarlos completamente para moverlos a otro sitio. Así se van colocando corrales en  distintos puntos de las reservas, para que cada nuevo grupo que arriba se “ancle” o asiente en un territorio distinto.
Con la llegada de los pecaríes a San Nicolás, son ya cinco los lugares donde han sido reintroducidas especies dentro de este ambicioso
proyecto de traer de vuelta a la fauna que había desaparecido en Iberá.
El regreso de estas especies al ecosistema del que habían desaparecido permite que se recuperen procesos ecológicos que se habían
perdido y, además, brindan nuevos atractivos al Parque Iberá que, en los últimos años, se está convirtiendo en uno de los destinos
de avistaje de fauna más importantes del continente.
Hasta el momento, este pequeño chancho silvestre ya está presente en Rincón del Socorro, San Alonso, Carambola y San Nicolás
y su número es el de mayor crecimiento respecto a las otras especies reintroducidas. En sólo 3 años trabajando con esta especie,
ya son más de 100 los ejemplares que viven en libertad en el Parque Iberá.

El equipo de monitoreo abriendo las cajas de transporte de los pecaríes
dentro del corral de pre-suelta en Reserva San Nicolás. (Rafa Abuin)

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password