Las cinco claves económicas de la semana que pasó: Los pros y los contras de otra pastera en Misiones

A continuación, repasamos cinco noticias económicas de impacto nacional y local en la semana que concluyó ayer.

# Uno.

¿Qué hará MM en lo que le queda de mandato?

El tiempo pasa rápido y mañana lunes arranca “lo que queda” del mandato de Mauricio Macri. Empieza la cuenta regresiva.

La gran pregunta es: ¿Macri va a aprovechar la probable consolidación de su autoridad que tendrá con los votos de hoy para encarar reformas profundas? ¿Quizás no simpáticas en el corto plazo, pero que intenten cambiar la suerte de un país en el largo plazo?

¿O vamos a empezar a escuchar en unos días las especulaciones sobre el 2019? ¿Vamos a vivir en un eterno tiempo electoral pensando en una eventual reelección?

De las medidas de alto impacto, profundas, una es la reforma a la ley de Coparticipación. Es una discusión donde Misiones tiene mucho que ganar y poco que perder. A Misiones, sin dudas, le conviene que mañana arranque un Macri reformista, al menos desde ese punto de vista.

Cambiar la Coparticipación y alinearla con las necesidades de cada provincia significará para distritos como Misiones sí o si un aumento importante de recursos respecto de sus pares del NEA. Además el sistema que se propone premia a los distritos que saben recaudar y penaliza a los que son algo “perezosos” en ese aspecto. Otro punto donde Misiones es una provincia de referencia para muchas.

Igual no hay que ilusionarse mucho. Todo parece indicar que todo lo que pase desde mañana, va a seguir teniendo una palabra que lo define: “gradualismo”. Una posibilidad intermedia es que el Presidente proponga reformas y después, ante las primeras dificultades, deje los planes de lado y siga con lo mismo que propuso hasta ahora. Los brotes verdes, una economía que está rebotando y una capacidad todavía importante para seguir endeudando el país antes de que “suenen las alarmas”, conspiran para el “siga-siga”.

# Dos.

Anuncios para el Parque Industrial I: fábrica de casas de madera

El jueves se firmó un acuerdo entre el Gobierno de la provincia y Apicofom para un proyecto que constituye uno de los intentos más interesantes de los últimos años para agregarle valor a toda esa madera misionera que está presente en todos los rincones del país. Después de la yerba, no debe haber otro producto misionero que tenga tanta presencia en toda la Argentina como la madera. Pero hay que agregarle valor, transformación y generar trabajo acá. Es una gran cuenta pendiente.

Este nuevo intento viene con recursos. Los madereros aglutinados en Apicofom y el Gobierno van a poner unos 12 millones de dólares para montar una fábrica de casas de madera que va a funcionar como una automotriz, es decir, va a ensamblar partes que se producirán en aserraderos más chicos. No es un cuento chino, la nave ya se empezó a construir, y una enorme máquina alemana que cuesta 7 millones de dólares ya fue elegida y será traída a la provincia. En 14 meses estaría funcionando este proyecto. El Iprodha va a encargar casas, será un cliente importante. Se apunta a venderle a otras provincias también, pero no solo para sus planes de vivienda, sino también para la “alta gama”.

Casas lindas, de dos o tres pisos, como las que se ven en películas. Acá hay un gran desafío. La fábrica tendrá que tener un cerebro comercial para poder crecer en este aspecto. Cuando uno habla de casas de madera en Misiones, la imagen que primero viene a la mente son casas muy precarias, para un segmento de bajos recursos. Misiones tiene capacidad para hacer casas “para countries”, como dijo Pedro López Vinader, de Apicofom. Pero habrá que trabajar mucho.

# Tres.

Anuncios para el Parque Industrial II

El viernes se firmaron los acuerdos para el desembarco de RETSA, una firma de origen entrerriano que fabricará baterías y ensamblará motos que funcionarán con esas baterías. Se trata de baterías de litio, también producirán centros de almacenamiento de electricidad de alta tecnología.

 La planta en el Parque Industrial Posadas, tendrá 1025 metros cuadrados. Allí se produciría su moto eléctrica Voltu y conjuntos de almacenamiento destinados a empresas o centros de salud, etc.
La Voltu es un vehículo alimentado con batería de litio que le otorga una autonomía de hasta 350 kilómetros, que para uso semanal permite cargar la moto cada par de días o inclusive una vez por semana. Desarrolla 100 caballos de potencia y no tiene caja de cambio. Lleva una batería de Ion-litio de 16,4 kWh de acumulación constituido con más de 1800 pilas individuales. La carga al 80% se logra en solo 40 minutos.
# Cuatro.
¿Pastera sí o no? Misiones sabe los pros y contras…
Esta fue una semana clave para las grandes inversiones forestales impulsadas por las grandes multinacionales del sector (chilenas, brasileñas o finlandesas). Estas inversiones en la Argentina estaban paradas tras el conflicto por la instalación de Botnia. Pero el sector se está descongelando poco a poco tras diez años de ostracismo en el país.
El millón de hectáreas que suman Corrientes y Misiones “llaman” a los inversores. En una entrevista exclusiva con Economis, el CEO de Arauco Argentina, Pablo Mainardi, aseguró que hay espacio para “dos o tres plantas de pasta”.
La provincia que quiere este tipo de inversiones es Corrientes, sin dudas y al menos una planta de pasta ya está casi asegurada en ese territorio. En tanto, Misiones, que es la provincia pastera por excelencia, tiene una opinión distinta. Aunque no lo dice abiertamente, la provincia no está interesada en que vengan grandes inversiones del estilo Arauco Argentina, a comprar enormes extensiones, desplazar a los chacareros y generar poco empleo.
Arauco Argentina fue un dolor de cabeza en ese aspecto. Y se acentuó cuando en 2002, tras el estallido y la crisis de finales de 2001, Gregorio Pérez Companc dijo “basta” y vendió casi todas sus empresas, incluyendo la ex Pecom Forestal.
Lo que no tendría que haber sucedido, sucedió. La Comisión de Defensa de la Competencia no hizo objeciones y permitió una operación que concentró más al sector. Arauco Argentina terminó cerrando el aserradero de Piray que le había comprado a Pecom Forestal y lo terminó convirtiendo en un centro logístico, despidiendo a muchas personas.
El lunes y martes se realizó en Buenos Aires una gran reunión de CEOs de multinacionales forestales e inversores. Allí fue que Mainardi y otros ejecutivos dijeron que para facilitar inversiones, hay que modificar varias leyes que le permitan la tenencia de grandes extensiones de tierra a los extranjeros. Incluso hay que cambiar la Constitución de Corrientes.
El miércoles y jueves esos inversores estuvieron en Posadas donde hicieron base para visitar durante dos días establecimientos en Corrientes y Misiones.
En una reunión con esa veintena de ejecutivos en el hotel Urbano, a Juan Gauto -subsecretario de Desarrollo Forestal- lo consultaron cuánto era el costo promedio de la hectárea. Gauto hizo una pausa, sonrió para adentro y dijo:”No nos interesa tanto que vengan a comprar, nos interesa que vengan a asociarse con dueños medianos y chicos, los invitamos, tenemos muchas normas para proteger sus inversiones”.
La pura verdad es que, ni los asambleístas de Gualeguaychú que cortaron el puente por cuatro o cinco años saben tan bien como Misiones los pros y contras de tener una fábrica de pasta celulósica. Acá si se conocen, aunque no se digan abiertamente…

# Cinco.

Sturzenegger al mercado: “Houston, tenemos un problema”

¿Se puede bajar la inflación en la Argentina únicamente combatiéndola con la tasa de interés del Banco Central? Es uno de los grandes debates del mundillo económico de la gestión Macri.

De un lado, los que dicen que si, se puede. Con el titular del Banco Central, Federico Sturzenegger a la cabeza. Del otro, la otra “mitad de la biblioteca”, con figuras como Martin Redrado (ex titular del Central) quien afirma que “querer parar la inflación únicamente subiendo la tasas es como querere parar a un auto agarrándolo por la antena”. Quienes sostienen esto afirman que sin un plan integral, que contemple bajar el déficit fiscal, no se puede pensar en reducir la dinámica de los precios en la Argentina.

Y en el medio, para zanjar la discusión, la realidad. Y la realidad indica que el dato de septiembre fue de 1,9% y superó cualquier expectativa. El BCRA con casi dos años de política monetaria “contractiva” y de tasas altas, proyectó para todo el 2017 una inflación de 17% cuando los precios ya alcanzaron casi el 24% (enero-septiembre) y aún quedan los últimos tres meses del año por correr.

Esta semana el jefe del BCRA salió a reconocer que se está equivocando un poco. “Houston, tenemos un problema”, pareció decir, parafraseando a la famosa sentencia del personaje de Tom Hanks en la película Apolo 13.

“Hay un gap de credibilidad con el mercado”, dijo Sturzenegger. Que es cómo decir que el mundo financiero no le cree (a sus proyecciones). ¿La pregunta es, perdió credibilidad también ante el presidente Macri?

 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password