Los aranceles al biodiésel fijados por USA implican el “cierre del mercado norteamericano”

Para la Cámara Argentina de Biocombustibles (CARBIO), los aranceles fijados por USA a las importaciones de biodiésel argentino (que llegan al 72%) equivalen al “cierre de ese mercado” para el biocombustible local.

Los elevados aranceles finales que USA estableció para las importaciones de biodiésel argentino implican el cierre de ese mercado para el biocombustible local, según manifestó la Cámara Argentina de Biocombustibles (CARBIO).
En un comunicado en el que rechazó la decisión de USA -que afirma que el biodiésel argentino está subsidiado- la entidad argumentó que las diferencias entre los impuestos a la exportación de aceite de soja y los del biocombustible no son considerados subsidios por la Organización Mundial del Comercio (OMC).
La CARBIO repudió la decisión de establecer derechos compensatorios definitivos en un rango de 71,45% a 72,28% se basó únicamente en los diferenciales de derechos de exportación entre el biodiésel y el aceite de soja, su insu mo principal, práctica que no se considera subsidio en el marco normativo de la OMC.
Esta nueva protección se suma a los derechos antidumping provisorios, por lo que actualmente la barrera arancelaria de USA contra el biodiesel argentino es más del 130%.
“Esta decisión desmesurada, adoptada arbitrariamente y sin sustento técnico ni comercial, confirma el cierre del mercado norteamericano para los envíos de biodiésel argentino”, dijo Luis Zubizarreta, presidente de CARBIO.
Además, sostuvo que “la competitividad del biodiésel nacional a nivel mundial no se debe ni a subsidios ni a prácticas de dumping y lamenta que la industria norteamericana lleve a cabo investigaciones que no se ajustan a los compromisos comerciales multilaterales vinculantes entre ambos países”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password