ECONOMIA

Tras protestar ante el INYM, los productores se fueron con amenazas de un “yerbatazo”

Laggier fue el único director que salió a poner la cara y atendió a los productores enojados. Paradójidamente, representa a ellos en el directorio. Hugo diálogo, se escucharon con respeto, pero también fue una conversación cargada de tensión.
Compartí este articulo en:

Después de protestar y manifestarse durante toda la mañana frente al edificio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM), un grupo de productores yerbateros apoyados por organizaciones sociales se fueron dejando un ultimátum: si no son escuchados, se viene el “yerbatazo”.

Una protesta más grande, con tractores y camiones, y muchos más chacareros. Los productores le dejaron una nota a Gerónimo Laggier, director en representación de la producción, quien cerca de las 11 bajó a la vereda (Rivadavia casi Santa Fe) para escuchar los reclamos en un diálogo no excento de tensión. “Vos no sabés la ley”, le decía un productor, que reclamaba por la cupificación de la yerba.

Laggier le respondía que no se terminaban de poner de acuerdo la manera de implementar la cupificación. El productor pidió una copia de la ley, todos hicierno silencio, y el hombre le leyó los mecanismos que contempla la norma, para cupificar la entrega de yerba y evitar la sobreoferta que tira aún más abajo el precio.

La protesta fue pacífica, había representantes de APAM y de una nueva asociación de productores del Norte de la provincia. También había representantes de comedores de Posadas y otras organizaciones como Pays, Movimiento Evita y CTEP. Entre productores y manifestantes sociales no eran mucho más de 100, que cortaron Rivadavia durante buena parte de la mañana. Todo sin ningún incidente.

Los productores estaban enojados porque Laggier bajó a atenderlos y pidió que subieran solo cuatro, “por seguridad”. “Esta es nuestra casa, o debería ser nuestra casa, acá nadie corre peligro”, le respondió otro chacarero bastante enojado.

Los ánimos están caldeados porque hace 10 días hubo una reunión con responsables del INYM donde les hicieron promesas parecidas a las de hoy, que no se cumplieron.

En el petitorio que le dejaron a Laggier, nuevamente los productores insisten con los siguientes puntos:

-Suspensión de la cosecha (total) hasta tanto se concrete el precio solicitado, que es de 50 centavos de dólar por kilo de hoja verde (hoy serian unos 8 pesos, aproximadamente).

-Hacer respetar el citado precio de 50 centavos de dólar por kilo de yerba

-Solicitar a Rentas y la AFIP una exhaustiva revisión de las transacciones yerbateras, con el fin de verificar el correcto funcionamiento de la cadena comercial

-Hacer cumplir la ley 25.564

-Aplicación del punto C del articulo 9 (cupificación), con disminucion de entrega de hoja verde para los productores más grandes (encima de 100.000 kilos).

-Cumplimento de lo pedido en la asamblea de San Vicente.

Así los productores terminaron su protesta y se fueron cada uno a su casa en el interior, con la sensación de que se viene una protesta más grande. Salvo que tengan algunas respuestas favorables a lo que están pidiendo.

“Nos gustaría evitar el yerbatazo, esperemos que el Gobierno se ponga a trabajar con las herramientas que ya existen, y que las tiene y alcanzan para alcanzar las soluciones”, comentó a Economis, Cristian Klingbeil, vicepresidente de APAM y uno de los firmantes del petitorio entregado hoy.

MB

 

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*