Argentina quiere ser el destino preferido de los “nómadas digitales”

(EFE). Por su favorable tipo de cambio, su clima “amable” todo el año en gran parte del territorio, sus innumerables atractivos turísticos o por su legislación en pro del respeto hacia la diversidad sexual, Argentina quiere posicionarse como el destino preferido de los “nómadas digitales”, como se conoce a quienes pueden trabajar de forma remota desde cualquier país.

Los cambios que la pandemia de la covid-19 ha llevado al día a día de todos se hacen también patentes en la dinámica de trabajo de multitud de personas que pueden variar los lugares donde ejercen su profesión, lo que está llevando a países, regiones y ciudades a impulsar diversas medidas y ventajas para atraer su atención.

“Creemos que Argentina tiene, la verdad, unas características impresionantes para ser un destino para estos trabajadores: primero por el tipo de cambio. Hoy en día es muy favorable para los turistas vivir acá, y la tendencia parece que se va a mantener e incluso agudizar”, explica a Efe Hernán Vanoli, director de Promoción Internacional del Instituto Nacional de Promoción Turística.

Según recalca, con un salario de en torno a mil euros o dólares “se puede vivir muy bien en Argentina”, ya que, por la devaluación que arrastra el peso, tanto los precios de los alquileres de vivienda como de alimentación u otros servicios son muy accesibles para quienes llegan con divisa extranjera.

CLIMA PARA TODOS

Vanoli destaca también la ventaja del clima, ya que, por ejemplo, “el 60 o 70 % del país”, incluida la ciudad de Buenos Aires, cuenta con un “invierno amable”, con un otoño y primaveras igualmente agradables.

Asimismo, el hecho de ubicarse en el hemisferio sur y estar en verano cuando el norte está en invierno permite sumar otro punto a favor para quienes huyen del frío intenso.

Pero los encantos no sólo recalan en la capital, conocida por su inmensa oferta cultural y gastronómica. Uno puede ser también nómada digital en la Patagonia, con parajes y ciudades con una belleza que compensa las bajas temperaturas invernales, u otras ciudades grandes como Córdoba, Salta o Rosario y también más chiquitas y retiradas para quien elige estar realmente alejado de todo.

“La verdad es que estamos muy entusiasmados, nos encanta recibir cada vez más trabajadores y nómades de diferentes lugares del mundo”, señala Vanoli, que subraya el avance en el país de los derechos sociales y tolerancia hacia todo tipo de elección amorosa o afectiva, así como otras cuestiones como la seguridad ciudadana.

UNA VISA SOLO PARA NÓMADAS

Más allá de todos los atractivos turísticos, gastronómicos, sociales o culturales del país, y para oficializar el programa de nómadas digitales, el Gobierno argentino avanza en la puesta en marcha de diversos beneficios enfocados directamente a los viajeros que quieran instalarse temporalmente para desarrollar su trabajo desde Argentina.

Para ello, se ultima ya un visado especial, en principio de una duración de 12 meses -hasta ahora a un turista solo se le permite permanecer hasta tres meses prorrogables-, que pueda tramitarse de la manera más sencilla posible: “La visa va a tener un costo, pero se va a amortizar rápidamente con una tarjeta nómade digital que estamos elaborando”, señala el representante de Inprotur.

“Los requisitos están tratando que sean lo más flexibles posible porque sabemos que hay que tratar de poner la menor cantidad de trabas. Y estamos armando todo el paquete de beneficios que va a incluir conexión a internet, descuentos probablemente en hospedajes y vuelos internos…”, agrega.

Las autoridades planean que en el primer semestre tras entrar en vigencia esa visa -se estima que esté ya aprobada entre marzo y abril- lleguen al país entre 300.000 y 400.000 nómadas: “Sería un número muy bueno”, concluye Vanoli.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password