Devolviendo resultados: fila1 fila2on fila3on fila4on

¿Cómo llega Misiones al fin de año?

Escribe Alejandro Pegoraro, director de Consultora Politikon Chaco, exclusivo para Economis. Llegó diciembre y, de a poco, comienzan los balances. En un contexto nacional difícil, las provincias supieron sostener un ritmo de actividad económica tendiente al crecimiento, aunque enfrentando embates propios de los desequilibrios de la macro, con la inflación como bandera y con otros factores sin solución concreta que naturalmente afectan a la producción, el empleo y el desarrollo. 

A nivel país, lo que reina es la incertidumbre. En un escenario inflacionario llegando al 100%, con vaivenes en la económica y un clima social tenso, la política no da tranquilidad ni brinda tampoco ninguna mirada demasiado optimista de cara al futuro de corto plazo. 

En este escenario, Misiones se encamina a cerrar un nuevo año de crecimientos, llevando adelante un proceso silencioso, de bajo perfil pero con una marcada contundencia en la aplicación de políticas públicas que ratifican los buenos resultados del 2020 y 2021 y consolidan un camino que llega ya algunos años de crecimiento. 

En el análisis global, no cabe ninguna duda que Misiones se posiciona entre las provincias de mejores desempeños en este año, que cobra relevancia al darse sobre la base de un año que ya había sido muy positivo: a diferencia de otras provincias con buenos resultados sostenidos por una muy débil base comparativa (por causa del arrastre de los principales impactos de la pandemia), la vara estaba alta para Misiones, y así y todo logra sostener mostrando buenos desempeños en la mayor parte de los indicadores que analizamos mes a mes. Haremos a continuación un reconto de los que nos muestran algunos de ellos:

  • La construcción en continuo proceso de crecimiento: el empleo formal en este sector creó, entre enero y septiembre, 1.976 empleos en la provincia; y son 2.116 nuevos puestos de trabajo en relación con los últimos doce meses. Pero el crecimiento es aún más destacable al observar que los puestos de trabajo ya son superiores al registro de 2018, por lo cual estamos ante el mejor escenario de los últimos cuatro años y a poco de superar los niveles del 2017. Además, en este proceso, Misiones volvió a superar el techo de los diez mil trabajadores, algo que no ocurría desde justamente desde finales de 2017. En este sector, el gran desafío sigue estando en el salario, que no logra ganarle a la inflación, tal como ocurre en la enorme mayoría de las provincias argentinas.
  • El empleo como bandera del desarrollo: entre enero y agosto de este año, Misiones logró generar seis mil empleos formales en el sector privado, con una muy fuerte aceleración en el segundo cuatrimestre. Además, ya creó diez mil empleos desde el estallido de la pandemia y muestra actualmente los mayores puestos de trabajo desde el año 2015, año donde se ve el récord para la provincia. De continuar la tendencia (algo que podremos observar en unos pocos días cuando se conozcan los datos de septiembre), Misiones podría cerrar el año 2021 siendo el del mayor volumen de empleo privado formal desde que se tiene registro. En línea con esto, los datos al segundo trimestre relevados por la EPH del INDEC muestran que Posadas se convirtió en el aglomerado urbano con mayor tasa de actividad laboral y empleo de todo el interior del país, quedando solo por debajo de CABA en el ranking nacional. Esto se dio gracias a la incorporación de diecisiete mil personas a la población ocupada y la reducción de la población desocupada en unas cuatro mil, todo en los últimos doce meses. 
  • Salario en alza pese a los embates de la inflación: los datos a la primera mitad del año mostraban que los salarios de los trabajadores formales del sector privado crecieron, en términos reales, unos 8 puntos en la provincia, siendo la segunda mayor del país y la más fuerte de todo el Norte Grande. Esta suba tuvo como fuerte protagonista al sector turístico, que empujo también al comercio, a la par que la industria también continuó un sendero alcista. Si bien las proyecciones para el segundo semestre del año son algo más pesimistas a partir de la disparada de la inflación, la provincia podría cerrar el año en alza a partir de lo logrado en los primeros seis meses. 
  • Reducción sostenida de la pobreza: a partir de la creación de empleo y la mejora parcial del salario, Posadas redujo su tasa de pobreza en 10 puntos contra el 2021 (datos al primer semestre), que implica que unas 38 mil personas dejen de ser pobres. En paralelo, mostró la menor tasa de pobreza de los últimos cuatro años. 
  •  Consumo continúa su consolidación: con matices, el consumo en la provincia de Misiones sostiene un sendero al alza. En el acumulado enero-septiembre, las ventas en supermercados exhiben un alza real del 3,4%, sostenida además bajo una alta base comparativa, y mostrando a los productos lácteos, de limpieza y perfumería y de almacén como los principales impulsores de la suba. A su vez, programas de fomento al consumo como el Ahora 12 mostraron ventas incrementándose en un 85% a julio, ultimo dato disponible, siendo una de las principales del país. Los programas locales de Ahora Misiones, además, facturaron cerca de mil millones de pesos en el año. Por su parte, las ventas de combustible al público, con fuerte protagonismo de la nafta, muestran un alza acumulada del 34,3% a octubre, la segunda más fuerte del país. La venta de autos 0km es la variable que muestra algo más de debilidad, principalmente por las dificultades que a lo largo del año mostró el sector. Así y todo, el saldo acumulado del año (a noviembre) es positivo para la provincia, creciendo 2,8% en volumen. 
  • Cuentas públicas en orden: al primer semestre de este año, Misiones mostró superávit en sus cuentas públicas. El superávit financiero fue por $ 9.314 millones, equivalente al 5,4% de sus ingresos totales, un resultado que es altamente virtuoso sobre todo por el hecho de que se expandió el gasto de una manera importante en pos del cumplimiento de demandas sociales, fuerte inversión pública y también de un fuerte acompañamiento al sector privado. La correcta administración y sobre todo, una eficiente asignación de prioridades presupuestarias, permitieron el cierre con esos números, muy importantes de cara a la segunda parte del año donde el gasto suele mostrar un sendero aun más expansiva del gasto.
  • La deuda pública real, en baja sostenida: el stock de deuda publica de la provincia de Misiones es uno de los más bajos del país, siendo inferior a los 20 mil millones de pesos y exhibe además un camino sostenido de baja en términos reales. El último dato disponible, correspondiente al primer semestre del año, muestra un descenso del 8% del stock real. Además, la deuda pública total equivale a apenas 0,8 meses promedio de recaudación (coparticipación + recaudación propia), uno de los niveles más bajos entre las provincias del país. 
  • Esquema tributario fortalecido: la recaudación de impuestos propios de Misiones supera, en volumen, al resto de las provincias del NEA en conjunto y, a septiembre inclusive, crecía 11% interanual en términos reales, ubicándose en el top tres de mayores incrementos a nivel país. Este fuerte esquema tributario le permite a Misiones tener parte de los recursos que injustamente no recibe, principalmente los referidos a la coparticipación federal. Lógicamente, la suba constante de la recaudación (que ya llega tres años en fuerte alza) está asociada directamente al crecimiento de la actividad económica. 

Con todo lo anteriormente descripto, que es una parte de la evaluación que se puede realizar, aunque aun de manera provisoria por el retraso de actualización en algunos de ellos, queda claro que la provincia exhibe un presente con altos desempeños y que se torna aun más importante, como ya se dijo antes, dada su alta base comparativa. En todos los indicadores se observan crecimientos, que se dan sobre una base también positiva, ya que en 2021 todos estos indicadoras también habían crecido contra 2020, un año afectado por la pandemia pero que en Misiones ese golpe tuvo menor impacto que en otras provincias. 

De cara al 2023, los desafíos planteados están ligados no sólo a continuar fortaleciendo el desarrollo sino que además se debe aspirar ya a romper récords históricos, ya que Misiones está muy cerca de lograrlo en varias de las variables descritas, e incluso ya quebró algunos. De la mano de herramientas nacionales (área aduanera inclusive), de un equilibrio de la macro y del sosteniendo de una política fiscal responsable, no hay razón para no creer que el 2023 puede ser un año de fuerte consolidación del proceso misionerista.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE