Devolviendo resultados: fila1 fila2on fila3on fila4on

La cuestión misionerista

En la noche del 19 de octubre de 2011 la Cámara de Diputados convirtió en ley un proyecto de Carlos Rovira que declaró la soberanía energética e impuso la obligatoriedad de consultar a los misioneros sobre cualquier emprendimiento hidroeléctrico que requiera o utilice los recursos naturales de Misiones.

La ley determina como condición que el 30 por ciento de la energía sobre el porcentaje que corresponda a la Argentina, que generen los emprendimientos hidroeléctricos realizados en el territorio de Misiones o que causen impacto ambiental en la misma, es de propiedad inalienable, imprescriptible e irrenunciable de la Provincia. Esos recursos, a su vez, deberán ser coparticipados entre los municipios. 

La Provincia tiene la plenitud del dominio, imprescriptible e inalienable sobre los recursos naturales hídricos existentes en su territorio”, define el texto que se funda en la Constitución nacional, que, sin embargo, depende de lo que se ponga en juego, parece letra muerta. 

La ley pensada por Rovira es una declaración de principios que atraviesa a todo el ideario político del oficialismo. La cuestión misionerista, bautizó en ese entonces el presidente de la Legislatura. 

Con ese argumento, Misiones litigó en la Corte en defensa de los recursos naturales allende las Cataratas del Iguazú y tuvo que patalear políticamente para no perder la posesión de lo que hoy es la reserva federal Campo San Juan, territorio misionero cedido con desdén por la gestión anterior de Yacyretá a la administración de Parques Nacionales. 

Once años después, la iniciativa pensada por Rovira se actualiza en un debate similar. En 2023 vencen las concesiones de represas hidroeléctricas de las provincias patagónicas. El senador neuquino Oscar Parrilli presentó un proyecto de ley para gestionar la continuidad de las concesiones hidroeléctricas de jurisdicción nacional a través de Energía Argentina (ENARSA), en sociedad con las provincias de Neuquén, Chubut y Río Negro. 

Parrilli sostiene que Enarsa deberá asociarse con las provincias titulares del dominio del recurso hídrico comprometido en los aprovechamientos hidroeléctricos bajo las condiciones y parámetros que las partes convengan. Es decir, pone en igualdad de condiciones a las provincias, que son primeras al concepto Nación. 

El senador sostiene que la “compleja coyuntura” internacional derivada de la guerra en el Este de Europa, “ha puesto en el centro del debate público la necesidad de acelerar el desarrollo de nuestros recursos hidrocarburíferos, convencionales y no convencionales, en orden a garantizar el abastecimiento interno y colocar crecientes excedentes en el mercado externo, como así también, fortalecer el desarrollo de fuentes alternativas, como las renovables”. Un reconocimiento tácito de un debate que comenzó a darse hace más de una década en la tierra colorada. Misiones trabaja con energías renovables, como la biomasa y ahora incorporó la energía solar a la matriz energética, además de proyectar pequeños emprendimientos hidroeléctricos para combatir, al mismo tiempo, las consecuencias del cambio climático en la biodiversidad y en las chacras misioneras. 

“Se trata de pensar globalmente para actuar localmente como dice uno de los principios elementales de la ecología. Esta ley crea el recurso energético del aprovechamiento de los bienes naturales, primero de los hídricos sobre los cuales hay un potencial económico, pero es un principio válido para cualquier tipo de otro recurso”, había dicho Rovira en la noche en que se aprobó la ley de Soberanía Energética. Lo global y lo local hoy están más en disputa que nunca. 

Esa línea argumental de la “cuestión misionerista” se puede leer en el Presupuesto 2023, que esta vez incluyó la facultad cedida al Presidente para que pueda crear una Zona Aduanera Especial en misiones. Todo mérito del Gobierno provincial y las gestiones políticas de la Renovación, que se sostuvieron a pesar del desplante primero del propio Alberto Fernández y del voto negativo de los diputados de Cambiemos al Presupuesto 2022, lo que dejó al país sin la ley principal. Cambiemos tampoco votó ahora el Presupuesto 2023 en el Senado, aunque esta vez el oficialismo tuvo los votos suficientes. 

Tras una búsqueda de varios años y con distintos enfoques -la reglamentación del artículo 10 de la ley Pymes fue ninguneada por el Gobierno anterior-, la tercera fue la vencida y se logró incorporar esa herramienta con la que Misiones pretende consolidar el crecimiento económico y combatir las desafiantes asimetrías con Paraguay y Brasil, países que tienen una política de fronteras mucho más agresiva que la Argentina. 

Misiones es una cuña entre ambos países, sometida a una presión enorme que desde siempre condiciona el desarrollo y las políticas públicas. 

Al mismo tiempo, Misiones debe competir con una logística cara y la inequidad en el reparto de los recursos y la infraestructura. La nafta está en algunas ciudades de Misiones, 40 pesos más cara que en Capital Federal. Misiones vendió en octubre 51.088.000 litros de combustible, lo que equivale a 1.532 millones de pesos más que por la misma cantidad en Buenos Aires. Una enorme pérdida de riqueza que deben soportar los misioneros. 

Así y todo, Misiones se convirtió en la séptima provincia donde más se vende combustible, por detrás de la Pampa Húmeda y Mendoza y sobre Tucumán y Salta, las dos “grandes” del Norte Grande. Misiones ya disputa en varios indicadores el liderazgo de ese Norte Grande que hoy asoma como un actor político de relevancia con el objetivo de reparar años de olvido por parte de los gobiernos centrales. 

La Zona Aduanera pretende corregir esa asimetría interna y consolidar la economía misionera, que atraviesa una etapa inédita de crecimiento simétrico en diversos sectores, lo que distingue a éste momento de otros: cuando uno o dos sectores andaban bien, otros tambaleaban. Ahora la construcción, el empleo, el desarrollo de empresas, la producción, el turismo, el patentamiento de cero kilómetros, tienen indicadores positivos. Otros sectores pueden estar mejor, como el forestal, pero ahí aparece la presencia del Estado, con créditos no bancarios para pequeñas y medianas empresas y se negocia con el equipo de Sergio Massa para que se incluya a la madera en el plan de quita de impuestos o eliminación de retenciones. 

Massa es un interlocutor casi diario del gobernador Oscar Herrera Ahuad y el ministro de Hacienda, Adolfo Safrán, además del equipo político de la Provincia. Con el ministro de Economía se discute la letra chica de la Zona Aduanera Especial y la concreción de las obras planificadas en el Presupuesto 2023. El objetivo es que en 2023 se ponga en marcha la Zona Aduanera y el tiempo es oro, ya que la reglamentación tiene que definirse rápidamente. Las promesas incumplidas con el artículo 10 están demasiado frescas en la memoria. La idea es que cuando el presidente Alberto Fernández venga a Posadas -el próximo 20-, ya estén definidos los detalles. 

Ese foco que concentra los esfuerzos del Gobierno de Misiones, contrasta con el caótico escenario nacional, cada vez más radicalizado. El espectáculo grotesco que dieron los diputados de la alianza Cambiemos en la última sesión es el reflejo de la degradación que vive la política dominada por la grieta. 

Los gestos obscenos del presidente del bloque PRO, Cristian Ritondo a la presidenta de la Cámara de Diputados, Cecilia Moreau, aplaudidos por sus pares de Cambiemos -incluidos los misioneros- reflejan el desinterés absoluto en poner por encima los intereses de la Argentina. Es imposible dialogar con semejante nivel de ruido. Oprobioso silencio de las mujeres de Cambiemos y silencio que avala de parte de los representantes misioneros de esa alianza. “El kirchnerismo te saca”, se excusó el diputado para justificar sus agresiones. Muy democrático todo. 

La sesión del escándalo tuvo que ser suspendida. La oposición bloqueó así la creación de ocho universidades en distintos puntos del país. La misma oposición que dice tener a la educación como prioridad y se emociona hasta las lágrimas cuando aparece la historia de algún chico que debe recorrer kilómetros para ir a la escuela. Contradicciones. 

Oficialismo y oposición están ensimismados en su futuro político, mientras que la sociedad observa absorta como las trifulcas son más que las soluciones que necesita el país. Para el Gobierno, sin embargo, puede ser una oportunidad dejar de intercambiar golpe por golpe. 

En la alianza Cambiemos la interna está al rojo vivo, tanto por la candidatura a presidente, que enfrenta a Mauricio Macri con sus laderos Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta, como por la definición de las postulaciones en Misiones. Hace unos días el correntino Gustavo Valdés impuso a Martín Arjol como candidato a gobernador de una eventual línea larretista. Habrá que ver si no le surgen rivales dentro de la UCR. Pero también el PRO misionero está decidido a plantarse con candidatos propios.

Bullrich ratificó su respaldo como candidato a gobernador de Martín Goerling, quien también está trabajando con el PRO correntino. En esa línea se acopla Horacio Loreiro, el diputado antivacunas y defensor de la dictadura. 

La Renovación mira de lejos las disputas intestinas de la oposición. En las principales encuestas, los candidatos del oficialismo están sólidos en los primeros lugares tanto para la Gobernación como para las intendencias. Y hay datos que también transmiten optimismo, como las elecciones en la facultad de Ciencias Económicas, donde jóvenes renovadores desbancaron a Franja Morada o en la renovación de representantes docentes de la Junta de Clasificación del Consejo General de Educación, donde se impusieron los candidatos del oficialismo, con el doble de votos que la segunda lista. El dato saliente es que hubo récord de votantes.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE