Destacan que es posible el autoservicio de combustibles sin prescindir de los playeros

La polémica por la modalidad “Self Service” en las Estaciones de Servicio mantiene su vigencia en la Argentina. Mientras los estacioneros lo ven como una alternativa que mejore la rentabilidad de sus negocios y los sindicatos interpretan el tema como un atentado contra las fuentes de trabajo, habría opciones intermedias y superadoras.

Compartí esta noticia !

Surtidores – La polémica por la modalidad “Self Service” en las Estaciones de Servicio mantiene su vigencia en la Argentina. Mientras los estacioneros lo ven como una alternativa que mejore la rentabilidad de sus negocios y los sindicatos interpretan el tema como un atentado contra las fuentes de trabajo, habría opciones intermedias y superadoras.

En diferentes países del mundo, conviven el autoconsumo de combustibles y la operatoria tradicional, pero a nivel nacional, Buenos Aires y nueve provincias más tienen prohibida la posibilidad de que el automovilista pueda manipular el surtidor para encargarse por sí mismo de cargar nafta, gasoil o GNC en su propio vehículo.

Hoy en día, cuando los precios regulados llevaron a las expendedoras a una crisis económica sin precedentes, la idea de reducir costos operativos disminuyendo personal retomó actualidad. Sin embargo, asesores destacados del rubro reconocen que en un futuro sería posible el “Self Service”, aunque con ciertos reparos.

“La rentabilidad no tiene que necesariamente recuperarse en desmedro de las fuentes de trabajo, pero tampoco debe convertirse en la coyuntura que produzca cambios radicales y permanentes en la venta minorista de combustibles”, expresó a surtidores.com.ar el director de Inspecciones y Seguridad de la Secretaría de Energía, Mariano Santillán.

El especialista valoró el potencial que existe en la actualidad para aplicar el autoservicio, pero a la vez, llamó a ser precavidos porque “forzar un cambio tecnológico en base a un tema circunstancial de rentabilidad es un error”.

En ese sentido puso como eje central de la discusión la necesidad real de evolucionar hacia un sistema de expendio rentable, seguro, efectivo y moderno. Con esos conceptos analizó el tema de manera integral y dijo que “el debate pasa por mejorar la calidad y la seguridad de los combustibles”.

Santillán afirmó que existen propuestas interesantes como las que llevaron adelante los estacioneros del Litoral a través de un esquema mixto, en el cual se implementaría el autoservicio en determinadas cargas horarias y sectores de la Estación de Servicio.

Te puede Interesar  Por la quita de subsidios se desaceleró el crecimiento del gasto público

Pero consideró que es necesario primero avanzar en la profesionalización y formación, no solamente de los trabajadores, sino fundamentalmente también de los consumidores, para que tengan real conciencia de lo que significa manipular hidrocarburos o GNC.

Con esta postura, Santillán llamó a encarar el desafío de la capacitación que lleve a la madurez de un sistema de automatización, con playeros evolucionados a una categoría de supervisores o auditores, con un parque automotor apto y moderno, como también clientes que estén preparados para estos procedimientos de riesgo en una propiedad privada como lo es una boca de expendio.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin