Economis en la presentación de “Sinceramente”, el libro de Cristina Fernández en La Rural

Desde mucho antes de las 19 una gran multitud se concentró para escuchar a la ex presidenta. “Hacía falta mucho más que una lluvia para que no vengamos”, decían algunos asistentes.

Por Agustina Maffini, enviada especial. Botas de lluvia, pilotos, paraguas, carteles, y mucho canto. Todo eso formó parte del cotillón de la presentación del libro “Sinceramente” de la ex presidenta, Cristina Fernández en la Feria Internacional del Libro en La Rural.  
“Hacía falta mucho más que una lluviecita para que no vengamos”, comentó una de las tantas asistentes, encapuchada en su piloto y sosteniendo firmemente un paraguas. 
“Vamos a volver” y “Sinceramente, les copamos la Rural”, se escuchó cantar a la multitud durante toda la presentación.
Luego de la inauguración del acto y los agradecimientos oficiales, fueron varias las ocasiones en que la ex Presidenta llamó a la sociedad a una unidad, a la búsqueda de consensos.
“El libro, lejos de plantear enfrentamientos, creo que es una interpelación (…) a todos, a las dirigencias no sólo políticas sino sociales, sindicales, empresariales, culturales, intelectuales, y es también una interpelación a la sociedad” expresó. Además, hizo hincapié en que hay una necesidad de analizar qué cosas operan para que en una sociedad pasen hechos determinados, sin recurrir a enfrentamientos, sino tratando de comprender para poder luego buscar soluciones y resolver los conflictos.
“Es imposible resolver bien si no se entiende, si no se comprende, la magnitud, la densidad y la profundidad de los problemas” explicó la ex presidente mientras llamaba a todos los argentinos a un “nuevo contrato social”.
El discurso se desarrolló por más de 34 minutos, en los que no dejaron de escucharse los festejos al discurso y las frases de la presidente. La charla tuvo, como era de esperarse, un marcado tono electoral y significó el regreso mediático de la actual senadora nacional, que contó cómo nació la idea del libro, y recordó a Néstor Kirchner.
Cuando enunció la frase “yo no creo en los neutrales, se habrán dado cuenta (…)” una voz a mi lado, que se me hizo inidentificable pero que bien podía ser lo que todos en la multitud estaban pensando, contestó: “Nosotros tampoco Cris”.
En todo momento la expectativa del público que la seguía desde afuera en pantalla gigante, esperó una definición de su candidatura, buscaron que se pronunciara cantando “Cristina presidenta”, pero sin éxito esa noche. 

“Los argentinos no somos neutrales y, bueno, yo no soy neutral, no lo fui nunca ni lo quiero ser ni lo voy a ser. Creo, sí, y me siento profundamente argentina, y me parece que después de todo lo que he vivido es necesario transmitir experiencias vividas”, declaró Cristina Fernandez de Kirchner, no sólo a las personas que se encontraban bajo la lluvia y en el barro, sino a los miles que la observaban por las redes y por las retransmisiones de los canales de aire como si fuera una de sus tantas cadenas nacionales.
Entre las frases que incluyeron los términos “choriplaneros” y “populista”, Cristina aseguró que “no hay posibilidades en este mundo tan difícil que hoy tenemos de generar crecimiento económico sin un mercado interno fuerte.”

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password