Excarcelación de transportistas: Giménez decidió desestimar la investigación a tres jueces

Finalmente se frenó el escándalo judicial que se desató después de que el Superior Tribunal de Justicia impulsara una investigación contra tres jueces por la excarcelación de los transportistas condenados a 20 años por abuso sexual. El juez Carlos Giménez decidió desestimar la investigación contra sus pares Marcelo Cardozo, César Yaya y César Jiménez, quienes ordenaron la liberación de madre e hijo condenados por abuso sexual por “falta de sentencia firme”. En el STJ habían considerado –por mayoría- que los magistrados ignoraron un fallo del Alto cuerpo que había dejado firme la condena en primera instancia, que ahora está siendo revisada por la Corte.

Giménez no llegó a la cuestión de fondo –si hubo o no una irregularidad del Tribunal- y simplemente se remitió al artículo 140 de la Constitución provincial que determina que los jueces “no podrán ser acusados, interrogados judicialmente ni molestados por las opiniones que emitan en sus fallos, resoluciones o dictámenes, excepto en el caso de ser sorprendidos ‘in-fraganti’ en la ejecución de un delito que merezca pena corporal”.

Ahora solo restará esperar el fallo de la Corte Suprema para saber si los transportistas volverán o no a cumplir la condena. Hasta ahora, trascendió que dos ministros ya firmaron su sentencia, mientras que estaba al salir la de Elena Hghton de Nolasco, quien ahora se tomó licencia después de su voto en el escándalo del 2×1 que benefició a un genocida.

La decisión de Giménez fue en línea con la defensa de los tres jueces que acusaron al STJ de “intromisión”. Alegaron que ni siquiera el abogado defensor de las familias denunciantes se opuso a la excarcelación de los condenados. “Acá hay un abuso sin derecho. Están revisando una cuestión jurisdiccional. Nuestro fallo ni siquiera fue apelado”, opinó uno de los jueces investigados, aunque prefirió reservar su nombre.

El fallo de la polémica se conoció el 5 de abril. Ese día, Jiménez, Yaya y Cardozo, en el Tribunal Penal 2, decidieron la excarcelación de Durán y Olmo.

Madre e hijo fueron condenados en noviembre de 2011 a 20 años de prisión por el abuso de dos niños de 4 y 5 años, clientes del transporte escolar que manejaban. La fiscal del caso fue Liliana Picazo, flamante nominada a integrar el Superior Tribunal de Justicia. Ella pidió 20 años para los transportistas, condena que finalmente recibieron los acusados. El fallo fue ratificado por el STJ en mayo de 2014. La Corte misionera actuó como cámara de casación, función encomendada por la Constitución provincial, para que los fallos penales tengan la necesaria revisión.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password