Lula y Peña se reúnen la próxima semana para abrir renegociación sobre Itaipú

Compartí esta noticia !

Los presidentes de Brasil, Luiz Inácio Lula Da Silva, y Paraguay, Santiago Peña, se reunirán el jueves de la semana próxima en Brasilia para dejar formalmente abiertas las negociaciones sobre el llamado Anexo C del tratado por la represa de Itaipú que ambos países comparten.

El encuentro será en la sede del Ministerio de Minas y Energía, y fue anunciado por la conducción compartida de Itaipú, que integran los directores generales, Enio Verri y Justo Zacarías Irún, brasileño y paraguayo, respectivamente.

Brasil y Paraguay negociarán la revisión de la parte tarifaria de los aspectos contractuales del Anexo C, 50 años después de la firma del tratado que detalla la forma en que se gestiona la represa que comparten en la frontera.

El Anexo C del Tratado de Itapú, en vigor desde el 13 de agosto de 1973, contiene, entre otros puntos, las condiciones de abastecimiento y el costo del servicio de electricidad o tarifa, consigna la web de la represa.

Además, contempla los ingresos que tendrá la Entidad Binacional derivado de los contratos de prestación de los servicios de electricidad y su distribución.

Poco después de asumir la jefatura del Estado, Peña anunció la conformación de un “equipo altamente capacitado y con la experiencia necesaria para defender los intereses” del país en Itaipú Binacional, ante el inminente inicio de la discusión.

Y designó como miembros del Consejo de Administración de Itaipú a la jefa de Gabinete, Lea Giménez; al canciller Rubén Ramírez; al titular del Ministerio de Economía, Carlos Fernández Valdovinos; al titular de Industria, Javier Giménez, y al asesor Jurídico de la Presidencia, Roberto Moreno.

Te puede Interesar  Productos que ya no podemos comprar con $1.000

La decisión apuntaba a equiparar a la representación con la de Brasil, que hace años tiene a ministros como consejeros, por lo que el encuentro de la semana próxima será casi un encuentro bilateral de gabinetes.

El Anexo C establece que la energía se reparte en un 50% para cada país, pero obliga al que no usa la propia a venderle al otro ese excedente.

La demanda paraguaya se salda con apenas el 10% de la electricidad de la represa, por lo que el resto va a Brasil, a precios que Asunción considera por debajo de los del mercado.

El Gobierno paraguayo, además, enfrenta la presión y las protestas el colectivo Itaipú Causa Nacional, integrado por partidos opositores y organizaciones sociales, sindicales y de campesinos, que reclaman endurecer las gestiones con Brasil.

Según los últimos datos oficiales publicados por medios asunceños, en el período comprendido entre 1984 y 2022, Paraguay aprovechó apenas el 8,9% de su producción total acumulada.

El resto fue entregada a Brasil a cambio de un concepto que establece el Tratado conocido como “Compensación por cesión de Energía”, cuyo promedio en el lapso de referencia rondó apenas los 4 dólares por MWh, un precio que chica con los vigentes en el mercado regional de la energía eléctrica.

Itaipú representa el 8,72% de toda la energía eléctrica que demandó el mercado brasileño, pero Brasil tiene una capacidad instalada de generación del doble de la que necesita actualmente.

Lula y Peña se vieron dos veces -en mayo y en julio- antes de que el paraguayo asumiera al frente del Palacio de López.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin