Nación insiste en que Ingresos Brutos es un impuesto “distorsivo”

Por Martin Boerr. En una entrevista con Economis, el secretario de Provincias del Ministerio del Interior, Alejandro Caldarelli, afirmó que el impuesto a los Ingresos Brutos que cobran las provincias –y que es el principal gravamen en el interior- “no sólo es distorsivo en la visión del Gobierno Nacional, también las provincias lo ven así, porque es un impuesto cascada, se paga varias veces en un producto”.

Sin embargo, Caldarelli también reconoció la importancia que tiene este impuesto en los ingresos de cada distrito. El funcionario se refirió así a la reforma tributaria que planea el Gobierno de Mauricio Macri y que tiene por objetivo bajar la presión impositiva. “Es muy alta, en Argentina es del 45% y lo normal debería ser que sea del 30 y pico”, afirmó.

El número 2 de Frigerio en el Ministerio del Interior, explicó que el Gobierno primero quiere discutir una reforma impositiva de los gravámenes nacionales (IVA, Ganancias, impuesto al cheque) donde participarán las provincias, “porque son socias”.

Después buscarán impulsar un debate para efectuar reformas en cada distrito, y luego vendrá la discusión por una nueva ley de Coparticipación, discusiones que se realizarán en forma simultánea y como una negociación a tres bandas.

“Vamos a tratar de bajar la carga tributaria que tiene toda la población en la Argentina, que es cercana al 45 por ciento del PBI, mientras que lo normal sería el 30 y pico, no la podemos hacer sin la participación de todos los estados provinciales, porque son socios de los recursos, trataremos de ir corrigiendo e ir bajando esos impuestos distorsivos como Ingresos Brutos. Va a ser en una etapa posterior (la discusión por impuestos provinciales”, señaló.

Ingresos Brutos se considera distorsivo porque es un impuesto (que en Misiones ronda entre el 2 y el 3%) y grava todas las ventas. A diferencia del IVA, que en el proceso productivo quien lo paga por un insumo, luego lo descarga en el paso siguiente. Es por eso que Caldarelli explicó que cuando una persona compra un bien ya pagó Ingresos Brutos “varias veces”.

Sin embargo, el funcionario se mostró respetuoso de la potestad provincial de manejar sus tributos y dejó en claro que esto es una negociación a varias bandas. También reconoció la importancia de la recaudación provincial.

“Ingresos Brutos es importante para toda la provincia pero es distorsivo, no solo es una mirada del Gobierno Nacional, sino de las provincias, es un impuesto cascada, afecta a toda la actividad, si sumamos todo lo que se pagó por un bien, hay mucho de ese impuesto”, finalizó.

En Misiones, Ingresos Brutos representa más del 95% de lo que recauda Rentas de la Provincia, que en los últimos meses del 2016 ascendió a una masa de casi 700 millones de pesos. Misiones recibe 60 de cada 100 pesos que le ingresan por Coparticipación; $22 por Rentas de la Provincia, en su mayoría, Ingresos Brutos. Otros $16 de cada 100 de ingresos son giros de Nación “por afuera” de la Coparticipación.

Misiones, perjudicada con la actual ley de Coparticipación

Caldarelli reconoció que la actual ley de Coparticipación perjudica a un grupo de provincias y que Misiones estaría entre ese grupo. Con dichos parecidos a los que un día antes tuvo su jefe, el ministro Rogelio Frigerio, quien también admitió que Misiones estaría perjudicada, por ser las más poblada del NEA y la que menos recibe.

Si bien, al igual que Frigerio, Caldarelli trató de evitar dejar una definición contundente para no quedar “pegado” en la negociación que se viene y que tiene por objetivo reformar esta ley que data de 1988 sancionando una nueva norma el año próximo, después de las elecciones.

“Creo que hay que analizar de nuevo todo el sistema de distribución, pero tiene que hacerse pensando en el gasto que tiene que cubrir cada provincia y viendo los recursos que tiene cada uno, ahora el 14 (de febrero) hay una reunión y vamos a empezar a hablar del cronograma para ver como lo encaramos”, explicó Caldarelli, número 2 del ministerio del Interior y hombre de confianza de Rogelio Frigerio.

Caldarelli fue su socio durante años en la consultora Economía & Regiones, que fundaron cuando Frigerio dejó la función pública a fines de los 90 (llegó a ser secretario de Programación Económica y viceministro de Roque Fernández).

“Puede ser que Misiones sea de las que recibe menos, sabemos que hay muchas inequidades y hay que reconocerlas para poder corregirlas, ninguna provincia se puede levantar de la mesa con menos recursos de los que tenía, hay que hacerlo de acá adelante con el potencial aumento de recursos, si desde la Nación se va a encarar una reforma tributaria, este tema tiene que ponerse en la mesa con las provincias”, afirmó el funcionario, tras participar esta mañana de la puesta en marcha de la oficina regional de la UIF con sede en Posadas.

Misiones recibe hoy menos Coparticipación que Formosa, Chaco y Corrientes, a pesar de tener mayor población que necesita servicios básicos como salud, educación, seguridad, justicia o vivienda.

Caldarelli explicó que “el objetivo es presentar (el proyecto de la nueva ley de Coparticipación) este año para ver si la podemos sacar el año que viene, es una Ley convenio, se aprueba por unanimidad o sea que ninguno va a estar disconforme”, señaló.

En rigor, es justamente ese requisito de unanimidad lo que trabó la sanción de una nueva ley que ya se demoró 23 años (en 1994 la nueva Constitución Nacional ordenó rediscutir y sancionar una nueva Coparticipación en un plazo perentorio de dos años).

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password