Realizarse la prueba de VIH no es solo una cuestión de salud personal, sino también colectiva

Compartí esta noticia !

Hoy se conmemora el Día Mundial del sida en todo el mundo. El VIH es prevenible. Sin embargo, según el Ministerio de Salud de la Nación, en Argentina viven con VIH 140.000 personas y, cada año, 5.300 adquieren el virus. Entre ellas, más de 3 de cada 10 conocen su diagnóstico de manera tardía. Es decir, cuando el sistema de defensas se encuentra ya debilitado y permite la aparición de enfermedades.

En nuestro país el test de VIH es gratuito, voluntario, confidencial y no requiere orden médica. Realizarse la prueba de VIH no es solo una cuestión de salud personal, sino también colectiva. Solo una gotita de sangre del dedo permite conocer el diagnóstico de VIH en menos de 20 minutos.

Los tratamientos existentes -que deben ser garantizados de manera gratuita por los distintos subsistemas de salud- permiten que el VIH pueda ser una infección crónica. A esto se suma que, cuando una persona con VIH lleva adelante su tratamiento de manera correcta, la cantidad de virus en la sangre disminuye de manera tal que hace que esa persona no transmita el virus por vía sexual. Es lo que conocemos como Indetectable es igual a Intransmisible. Mucho hemos avanzado en estos años, pero también queda mucho por hacer.

Desde el comienzo de la epidemia del VIH, las comunidades marcaron el pulso y, también, fueron el impulso de cada hito. Fueron quienes salieron a las calles, quienes pusieron el cuerpo y alzaron la voz para defender cada conquista. Gracias a las comunidades tuvimos nuestra primera Ley de VIH en 1990, pionera en la región, que permitió el acceso universal al tratamiento. También gracias a ellas, en 2022, fue actualizada con la ley 27.675 para garantizar el acceso, no sólo al tratamiento, sino también a la prevención y a una vida libre de discirminación.

Te puede Interesar  Passalacqua dijo que en abril estará operativo el puerto de Posadas y destacó la alternativa de los bitrenes

Este año, Fundación Huésped cumplió 34 años y, en todo este tiempo, estuvimos, estamos y vamos a seguir estando ahí: cerca de las comunidades, de quienes más nos necesitan, con la firme convicción de seguir trabajando por más prevención, más ciencia y más derechos. Más prevención para que todas las personas puedan tener la información y las herramientas para cuidar su salud. Más ciencia para mejorar la calidad de vida y, algún día, alcanzar la vacuna y la cura. Y más derechos para que podamos vivir con orgullo, confianza y seguridad, libres de estigma y discriminación.

En este nuevo Día Mundial del Sida, renovamos nuestra compromiso de seguir trabajando con y por las comunidades y promoviendo la participación para que el acceso a la salud sea igualitario para toda persona que lo necesite.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin