La industria forestal de Misiones es una constante generadora de empleo

La industria maderera sigue creciendo en Misiones y presenta un universo de oportunidades en exportaciones, a nivel nacional e internacional. Desde el el Sindicato de Obreros de la Industria Maderera de Eldorado (SOIME) anticipan la creación de nuevos puestos de trabajo y las inversiones de empresas.

El secretario general del Sindicato de Obreros de la Industria Maderera de Eldorado (SOIME), Domingo Paiva, habló con Economis sobre la actualidad del sector y sostuvo que “es un sector que siempre ve a Misiones como una provincia que tienta a la inversión”.

Contó en ese sentido que cuentan con una empresa que aún no está inaugurada, pero donde ya están trabajando en la capacitación de alrededor de 40 personas en maquinaria de alta tecnología.

Sobre este aserradero ubicado a metros del peaje de Colonia Victoria, Paiva indicó que se trata de la firma ISiSCHU S.R.L. del empresario Martín Stenner, un eldoradense que vive en Buenos Aires y volvió a la provincia para llevar adelante este proyecto en Colonia Victoria. En una primera etapa ese emprendimiento forestal brindará empleo a alrededor de 40 operarios, para la fabricación de machimbres y tirantería. El sindicalista destacó que la empresa tiene un proyecto a mediano plazo de producir Finger, molduras y tableros para exportación, lo que podría elevar el número de operarios a más de 100 en la planta.

Este es un aserradero modelo, con una superficie de cinco hectáreas aproximadamente y 12.500 metros cubiertos. Isischu SRL realizó una inversión de más de 400 millones de pesos, para incorporar tecnología de punta, maquinarias, importadas de Alemania y China. Además de metalurgia local incorporada para la instalación de cintas y mecanismos de transporte de rollos y chipeo.

Paiva dijo que hay “otra empresa de terciados va a proveer trabajo a 200 trabajadores que ya están incorporados a la empresa”. Destacó que esta es una firma familiar muy arraigada en el Alto Paraná, que actualmente cuenta con dos aserraderos y ahora apuestan a llevar adelante una fabrica de terciados.

Esta empresa ya llevó adelante el movimiento de suelo, para la instalación de la futura planta, según Paiva. Quien explicó que están a la espera de la llegada de las maquinas para comenzar con la obra civil.

El gremialista detalló que estos proyectos son de largo plazo, porque las empresas deben prever el abastecimiento de la materia prima. En el caso de la firma que prevé instalar la fabrica de terciados, detalló que tienen plantaciones en todo el Alto Paraná, con árboles de más de 20 años.

Al ser consultado sobre el planteo de Román Queiroz, quien había anunciado que licenciaría al personal por no poder trabajar, debido a las trabas a la importación, Paiva indicó que el empresario maderero logró destrabar el conflicto y podría estar operando al ciento por ciento en septiembre.

Sobre esta situación indicó que “el problema es el faltante de insumos importados, en el caso de Coama, es la falta de resina, para realizar los tableros. Ellos dependen un ciento por ciento de resinas importadas” y ante el freno al acceso a divisas para la compra de insumos, se rompió su cadena de abastecimiento.

Explicó que en Argentina hay solo dos plantas que producen este tipo de resinas, y pueden cubrir solo el 40 por ciento de la demanda, por ello algunas empresas como Coama dependen de las importaciones. Y quienes se abastecen de la resina nacional están reduciendo su producción para no quedarse sin insumos.

Paiva también destacó que a pesar de estos inconvenientes la empresa Coama, sigue apostando a invertir y ha comprado una nueva desbobinadora para aumentar su producción de terciados una vez que regularice su abastecimiento de insumos importados. Cuando comience a operar este nueva maquina la empresa incorporará a más personal destacó el gremialista.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password