La asunción de las autoridades electorales en Brasil reunió a Bolsonaro, Lula, Dilma y Temer

Una ceremonia para la asunción de nuevas autoridades en el Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil juntó hoy por primera vez en un evento público, en pocos metros, cara a cara, al presidente Jair Bolsonaro y a su principal rival electoral, el expresidente y líder opositor Luiz Inácio Lula da SIlva, luego de que más temprano se lanzaran duras acusaciones.

La posesión de los nuevos jueces electorales reunió, también, a enemigos irreconciliables como la expresidenta Dilma Rousseff (2011-16) y su vicepresidente, Michel Temer, quien la traicionó al pasarse a la oposición y respaldar el juicio político que la destituyó del cargo en 2016 y le permitió completar el mandato hasta 2018.

En la ceremonia, los expresidentes fueron colocados todos juntos en primera fila: en una punta Rousseff al lado de José Sarney (1985-90), luego Lula y en la otra punta Temer.

Lula y Temer intercambiaron algunas palabras antes del inicio de la ceremonia, generando una imagen con alto impacto político. No hubo contacto entre Rousseff y Temer, que juntos vencieron en las elecciones de 2010 y 2014.

Bolsonaro estaba sentado al lado de los jueces de la corte en el estrado central de la ceremonia, teniendo una visión directa separada de tres metros de distancia de Lula y de Rousseff.

Cuando ingresó, parte del público -ministros bolsonaristas- se levantó y aplaudió. Lula se quedó tomando agua, sentado.

El jefe del Estado participó de la sesión en medio de tensiones con el TSE tras lanzar sospechas contra las urnas electrónicas y acusar a los jueces de conspirar en su contra para las elecciones.

Al lado de Bolsonaro, el nuevo jefe de la justicia electoral que asumió este martes, Alexandre de Moraes, el juez del Supremo Tribunal Federal que lo investiga por atentar contra el estado de Derecho por lanzar sospechas infundadas contra el sistema electoral y denunciar fraude sin pruebas en elecciones anteriores.

Bolsonaro había amenazado con dar un golpe el 7 de septiembre de 2021 al afirmar que no iba a cumplir los fallos de Moraes, aunque luego firmó una carta pidiendo disculpas a instancias de una mediación de Temer, el presidente responsable por la indicación del nuevo titular de la justicia electoral.

Los expresidentes Fernando Collor (1990-92) y Fernando Henrique Cardoso (1994-2002) no acudieron a la ceremonia.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password