Los fraudes informáticos crecieron un 15 por ciento durante la pandemia

Los estafadores ganan: € 41.3 ($ 47.8) Billones perdidos en fraudes, aumento de 15%. Fuerzas policiales de todo el mundo recibieron 266 millones de reportes de víctimas de fraude

Compartí esta noticia !

Los estafadores ganan: € 41.3 ($ 47.8) Billones perdidos en fraudes, aumento de 15%. Fuerzas policiales de todo el mundo recibieron 266 millones de reportes de víctimas de fraude

Con la pandemia del Covid-19, la industria del fraude creció a nivel mundial. En el 3er Reporte de Estafas a Nivel Global de ScamAdviser, 42 países fueron analizados basados en el número de personas estafadas y en la cantidad de dinero perdido.

El número de fraudes creció

El número de fraudes reportados creció de 139 millones en 2019 a 266 millones en 2020. La cantidad de dinero perdido creció de  36 billones ($ 41.7) a € 41 billones ($ 47.8).

Si bien las definiciones y métodos de reporte de estafas utilizados por diferentes países difieren fuertemente, casi todos estos países han reportado un alto incremento en el reporte de fraudes.

El número de fraudes y pérdida de dinero es probablemente una pequeña fracción de la cantidad real de estafas en línea, ya que solamente del 3% al 15% de los clientes reportan la anomalía.

Fraudes de inversión están en auge

El dinero perdid, por víctima, difiere categóricamente dependiendo de cada país, como también, por tipo de fraude. Desde menos de € 10 por tiendas falsas, falsificadores y trampas de suscripciones hasta € 100,000 por secuestro de datos, compromisos de correos electrónicos corporativos, e inversiones/ criptofraudes.

Con la economía de “cero interés” y el aburrimiento, especialmente los hombres han sido probados de ser las víctimas voluntarias de estas “oportunidades de inversión”. Estos fraudes, también llamados “matanza de cerdos”, pueden durar de 3 a 12 meses. El estafador crea una relación de confianza y a veces hasta romántica con la víctima antes de invitarla a invertir en esta “increíble oportunidad”.

Te puede Interesar  Otra vez cayó Wall Street

Los países se están volviendo creativos

Para combatir fraudes, muchos países han recurrido a campañas de concientización anuales mucho más agresivas. Sin embargo, los resultados son diversos. Si bien los temas de los fraudes cambian (fraudes de mascotas, subsidios por Covid), ciudadanos del mundo aún parecen caer por los mismos, a pesar de previas advertencias.  

El Centro de Ciberseguridad en Bélgica (CCB) habilitó un correo electrónico para reportar emails de suplantación de identidad. Este ha probado ser un gran éxito. En el 2020, la CCB recibió 3.2 millones de emails. Estos datos fueron utilizados para alimentar los filtros de internet, protegiendo a los ciudadanos belgas de dominios maliciosos.

Pakistán está entrenando CyberScouts, quienes pueden ser oficiales de policía, como también estudiantes y jóvenes. El objetivo: inculcar conciencia de ciberdelitos en comunidades locales.

Japón implementó la operación “Finge que te engañan” preguntando a la gente quien ha sido contactado por un estafador para así notificar a la policía. La victima potencial y la policía trabajan juntos para atrapar a los criminales. La víctima recibe una recompensa de 10.000 yenes (€ 77).

¿Cómo cambiar el rumbo?

En muchos países, los fraudes son en este momento, la forma de crimen más reportada. En Suecia, el 5% de todos los crímenes reportados en el 2000 fueron fraudes. Ahora, es el 17% de todos los crímenes reportados. En Reino Unido y Estados Unidos, los fraudes son ahora, la forma más común de crimen. Finalmente, Singapur asegura que el 44% de todos los crímenes están relacionados con fraudes en línea.

El Foro Económico Mundial estima que el 0,05% de los crímenes en línea son procesados. Esto convierte a los fraudes, los cuales se reportan mucho menos que los “grandes fraudes”, en un negocio muy lucrativo.

Te puede Interesar  Elon Musk ofrece un billón de dólares por cambiar el nombre de Wikipedia

Las firmas de seguridad en línea están subiendo de posición. Trend Micro, por ejemplo, está invirtiendo fuertemente en nuevos servicios antifraude, tales como la herramienta de detección de fraudes a tiempo real Trend Micro Check. Para el 2021 ya habían bloqueado a más de 2.4 millones de suplantadores de identidad, y sitios fraudulentos.

Si bien muchos países en desarrollo se están concentrando en construir conciencia acerca del crimen cibernético entre su población, muchos de estos países han aprendido que simplemente la educación no es suficiente.

Países como España, y los Países Bajos, han hecho de los reportes vía WhatsApp y Telegram, algo más sencillo, esto resultando en más y mejores datos. La Comisión Federal Americana de Intercambio está reuniendo todos los datos relacionados con fraudes y estafas de 3000 agentes del orden federales, estatales, y locales.

De acuerdo con varios países, el próximo paso para los gigantes de la tecnología es tomar más responsabilidad, usando sus propios datos para identificar y prevenir fraudes de una mejor manera.

Mientras que Estados Unidos, Canadá, y Australia han empezado a compartir datos de fraudes entre ellos, muchos países siguen persistiendo. Sin embargo, compartir datos de fraudes en línea globalmente es la única solución real para cambiar el rumbo de la epidemia mundial de ciberestafas. Aún queda mucho trabajo por hacer.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin