Los peligros de una economía “sin dinero en efectivo”

Compartí esta noticia !

Escribe Patrick Barron en Mises.Org – Antes de profundizar en los peligros de eliminar el efectivo y exigir que todas las transacciones se realicen por medios digitales, analicemos brevemente los aspectos legales del dinero. En los Estados Unidos, como en todas las economías que tienen leyes de curso legal, solo el efectivo se reconoce como dinero. Algunos pueden pensar que el saldo de sus cuentas bancarias también es dinero, pero ese no es exactamente el caso. Su saldo bancario está a un paso del dinero legal.

Todos los bancos deben mantener saldos mínimos de reservas, en efectivo en sus bóvedas -una cantidad muy pequeña- o en sus “cuentas de reserva” en su sucursal local del Banco de la Reserva Federal (hay doce). Estos saldos de la cuenta de reserva pueden convertirse en dinero real, o efectivo, a discreción de su banco. Sin embargo, el efectivo total en nuestra economía también incluye el efectivo que se mantiene fuera del sistema bancario, como el dinero en su billetera, frasco de galletas o bóveda de seguridad personal.

El total de las reservas bancarias más el efectivo mantenido fuera del sistema bancario se conoce como base monetaria. La base monetaria no es lo mismo que la oferta monetaria. La mayor parte de la oferta monetaria se compone de crédito bancario no respaldado por reservas. Cuando los bancos otorgan préstamos, acreditan su cuenta, que se convierte en dinero de crédito bancario. Sí, este dinero fue creado por el banco de la nada. Nótese que los bancos no crearon reservas, solo dinero de crédito, que no es lo mismo.

Te puede Interesar  Los expertos de IOL sugieren dos carteras de inversión para maximizar ganancias

En julio de 2023, la base monetaria en Estados Unidos era de 5,5 billones de dólares, mientras que M3 —el dinero total del crédito bancario— era de 20,9 billones de dólares. Por lo tanto, si todo el mundo exigiera dinero real (efectivo), los bancos sólo podrían cumplir con una cuarta parte de las solicitudes. La posibilidad de que su banco quiebre es real. Más de nueve mil bancos estadounidenses quebraron durante la Gran Depresión de la década de 1930.

Riesgos de los pagos electrónicos

Su capacidad para mantener dinero real, no solo saldos bancarios accesibles por cheque o medios electrónicos, lo protege de los inevitables problemas de infraestructura asociados con cualquier sistema electrónico, pero también de la incautación instantánea de al menos parte de su dinero. El dinero en efectivo es anónimo, mientras que una cuenta bancaria no lo es. Si algo sucede, aún podrá funcionar hasta el límite del efectivo que tenga a mano.

Ahora, digamos que el dinero en efectivo ha sido eliminado por algún medio legal y que usted ha enojado a los poderes fácticos por alguna razón, probablemente por oponerse a ellos y pedir a otros que también se opongan a ellos. Todo lo que los bancos deben hacer es congelar su cuenta bancaria o eliminarla por completo. Hay dos ejemplos de que esto mismo ha sucedido en el pasado reciente.

En primer lugar, el gobierno de Canadá congeló las cuentas bancarias de todos los que participaron en la huelga general de los camioneros canadienses, además de quienes los ayudaron. En segundo lugar, al político británico Nigel Farage le cerraron las cuentas por razones políticas y se encontró con que ningún otro banco británico le atendería. Sin los medios para usar el dinero, Farage estuvo muy cerca de emigrar. Piénsalo por un momento. No podías repostar tu coche, comprar comestibles, pagar el alquiler o hacer otras cien cosas sin acceso a una cuenta bancaria.

Te puede Interesar  Licitarán la remodelación de la Estación Transformadora Iguazú, una obra eléctrica que beneficiará a 80 mil personas

Riesgos de la moneda digital del banco central

Todos los principales bancos centrales del mundo están elaborando planes para instituir monedas digitales que ellos mismos controlan. Esto es muy peligroso para nuestras libertades civiles. Ahora el gobierno no tendría que buscar la cooperación de los bancos para congelar sus cuentas o “desbancarizarlas” por completo, como lo hizo el sistema bancario británico con Nigel Farage. Con solo pulsar un teclado, no tendría acceso a sus cuentas financieras: no tendría combustible para su automóvil, comida para su familia o calefacción para su hogar.

A nadie se le debe permitir tener un poder tan enorme, que realmente es una cuestión de vida o muerte. Naturalmente, las monedas digitales se están promocionando como eficientes y modernas. No son tal cosa. Este es un problema de libertades civiles y debe detenerse.

*Patrick Barron – consultor privado de la industria bancaria

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin