Tras la devaluación, Brasil compra más autos argentinos y “salva” a la industria nacional

En agosto, la producción creció 9% interanual, mientras que las exportaciones se dispararon 60%. En tanto, las ventas mayoristas se desplomaron 32%
Las exportaciones de vehículos son las que vienen sosteniendo la fabricación nacional de automóviles.
Al menos así se desprende de los datos difundidos ayer por la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa).
Es que en agosto, las terminales radicada en el país produjeron 49.335 unidades, esto es, 19% más que en julio, cuando se fabricaron 41.450 unidades, y nueve por ciento por sobre los 45.262 vehículos de agosto de 2017.
En tanto, las exportaciones ascendieron a 28.068 vehículos, lo que refleja una mejora de 10,7% respecto del volumen que se exportó el mes anterior, y un crecimiento de 59,6% si se lo compara con las 17.583 unidades que se exportaron en agosto de 2017.
Al parecer, el sector podría ser uno de los beneficiados (en parte) por la devaluación, ya que desde julio pasado se viene registrando un gran aumento de las ventas de vehículos al mundo.
Del total de lo exportado durante agosto, Brasil se quedó con 71,4%, es decir, 124.945 de las 28.068 unidades exportadas el mes pasado.
Algo similar había ocurrido durante julio, cuando las ventas de automóviles al mundo habían crecido 74,7% respecto del volumen exportado en igual mes del año anterior.
Con todo ello, entre enero y agosto, el acumulado de producción nacional fue de 333.440 unidades, es decir 9,7% más respecto de los 304.085 vehículos que se fabricaron en el mismo período del año anterior.
En tanto, en el acumulado de los primeros ocho meses del año, el sector exportó 175.001 vehículos, lo que muestra un crecimiento de 34,1% respecto de las 130.526 unidades que se enviaron a diversos mercados en el mismo período del año pasado.
La entidad destacó: “Este comportamiento aún no refleja el cambio de escenario y la implementación de las nuevas medidas anunciadas en las últimas semanas como la baja de los reintegros y los nuevos derechos de exportación”.
Al respecto, Luis Fernando Peláez Gamboa, presidente de Adefa, subrayó que el sector “entiende el grado de dificultad económica por la que atraviesa la economía y comprende el esfuerzo que hay que hacer para alcanzar el objetivo planteado de equilibrio fiscal.”
Sin embargo, señaló que “dado el perfil exportador de nuestra industria, entendemos que la implementación de estas nuevas medias, tendrán efecto tanto en el nivel de actividad como en nuestras perspectivas de mediano plazo. Si bien hoy, las cifras de producción y exportación de agosto no reflejan el impacto de las medidas, estamos justamente analizando ese proceso. Trabajamos para determinar cuál es el alcance que tendrán las mismas en nuestra industria y las acciones que deberán ser implementadas ante el nuevo contexto”.
Mercado interno
En cuanto a las ventas mayoristas, el informe Industrial de Adefa refleja que en agosto se comercializaron a la red un total de 52.224 unidades, es decir, 12% más respecto de las 46.637 vendidas en julio anterior, y 31,9% por debajo del desempeño del mismo mes del año pasado cuando se ubicaron 76.700 unidades en la red de concesionarios.
La venta a la red ya venía registrando caídas interanuales desde que en mayo se inició el proceso devaluatorio.
De hecho, en mayo cayó la venta 4,7% interanual, en junio la baja se aceleró hasta 31% interanual, en julio se retrajo 35,8% y en agosto 31,9%.
Con un total de 520.468 vehículos comercializados entre enero y agosto, el sector registró una baja interanual acumulada de 7,8% en lo que respecta a ventas totales a concesionarios.
 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password