Empleo: Cayó a la mitad la productividad del trabajo en las pequeñas empresas

La situación productiva estructural de Argentina se caracteriza, en comparación con  otros países, por una baja cantidad de empresas y también una baja tasa de  nacimiento de nuevos emprendimientos formales. Inciden ciertos factores  determinantes -presión tributaria, financiamiento, know-how y entorno de negocios 

que sistemáticamente fueron abordados por la Fundación Observatorio PyME (FOP)  en sus anteriores publicaciones. 

No obstante, además, otro aspecto fundamental de esa situación estructural es la  excesiva divergencia de productividad entre empresas de distintos tamaños, que no  es totalmente compensada por diferencias equivalentes en los costos, con el  consiguiente impacto negativo en la rentabilidad de las empresas menores. 

De acuerdo con la evidencia recogida por FOP a través de sus instrumentos de  relevamiento históricos, este fenómeno se verifica también dentro del segmento  PyME, donde se observa una mayor productividad del trabajo entre las medianas  empresas, que no se refleja en una similar diferenciación de salarios con las pequeñas.  

Esta es la principal razón por la cual se acumula la informalidad laboral en el segmento  de las empresas menores y se observa la sistemática reducción de personal entre las  pequeñas industrias.  

Profundizando el análisis plasmado en otros trabajos de FOP (puede verse, más  recientemente, el Informe Coyuntural: Cierre de año y perspectivas 2022), este Informe  Especial pone el foco en el efecto de productividad vs salarios sobre la generación de  empleo. 

De acuerdo con los datos relevados por FOP, entre los años 2004 y 2021 el empleo en  las PyME manufactureras ha acumulado un crecimiento del 9%. ¿Es esta evolución  uniforme por dimensión de las firmas? En el Gráfico 1 se muestra la evolución del  empleo a lo largo de prácticamente las últimas dos décadas, abierto por tamaño. Es el  primer fenómeno que debe llamar la atención. Entre las pequeñas industrias se  acumula una caída del 17% con respecto a 2004 (base 100 del índice de empleo  construido a partir de los datos recogidos por FOP). En cambio, entre las medianas  empresas manufactureras ha habido un proceso de creación de empleo durante el  mismo período, siendo en 2021 un 42% superior la cantidad de ocupados con respecto  al año 2004.

Con más precisión aún, lo que se observa es que el comportamiento de la ocupación  entre ambos tamaños de firma comienza a diferenciarse en 2006, posterior al  crecimiento que ambos experimentaron casi uniformemente desde 2004, en plena  reactivación postcrisis. Luego, a partir de 2009, las trayectorias toman tendencias  divergentes, con variaciones en sentidos opuestos.  

El grupo de las pequeñas industrias se constituye de unas 15 mil empresas que ocupan  entre 10 y 50 personas, empleando en la actualidad aproximadamente 230 mil trabajadores. Las medianas tienen una dimensión de entre 51 y 250 ocupados, son unas  4 mil firmas que emplean 280 mil trabajadores. 

¿A qué se debe la sistemática reducción de empleo entre las pequeñas? O más bien,  ¿a qué responde la diferencia de desempeño de la ocupación entre uno y otro tamaño  de industria? 

En el Informe Coyuntural: Cierre de año y perspectivas 2022 de FOP se publicó la  evolución de la productividad del trabajo (aproximada a través del indicador de ventas  deflactadas por ocupado) durante la pandemia, mostrando una clara tendencia  divergente, donde las pequeñas firmas han sufrido pérdidas de productividad con  respecto al cuarto trimestre de 2019, a diferencia de las medianas donde ha crecido.

¿Ha sido este comportamiento propio de la pandemia? No, se trata de un fenómeno  de más larga data. De acuerdo con las series históricas que FOP construye a partir de  su Encuesta Estructural a PyME, entre las pequeñas y medianas industrias existe una  divergencia productiva amplia, que ha sufrido vaivenes, pero que posiciona a las firmas  de mayor dimensión en el doble de productividad laboral que las pequeñas (ver la Nota  metodológica al final de este informe, para precisiones sobre la construcción de las  series).  

Durante los años 2006-2020, la productividad de las industrias de menor dimensión  acumuló una caída de aproximadamente 50% mientras que entre las manufactureras  de mayor dimensión esa contracción fue tan sólo de un 4%.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password