En el primer trimestre del año las remuneraciones del sector privado perdieron contra la inflación

A partir de datos provistos por el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, es posible observar la evolución de las remuneraciones por todo concepto (incluye aguinaldo) percibidas de manera mensual para cada una de las provincias del país. Para realizar una comparación admisible, se considera en todos los casos, el salario formal promedio- para todo nivel de actividad- del sector privado. Con esa información, se percibe que en el promedio enero-marzo 2018 (último dato disponible), la remuneración a nivel nacional alcanzó los $28.689,7 un 25% por encima de lo acontecido en el promedio enero – marzo 2017. Descontando la inflación del período, la remuneración promedio en términos reales se redujo en 0,5% con respecto al promedio del primer trimestre de 2017.
La situación resulta dispar entre las regiones argentinas en cuanto a la magnitud del incremento del poder adquisitivo, pero todas ellas comparten la dirección del cambio. Tanto a nivel nacional como regional, se observa un deterioro de la remuneración promedio real durante el primer trimestre del año con respecto al del año 2017.
En la región de Noreste se observó la mayor contracción: con una remuneración promedio de $20.759,5 mensual, el poder adquisitivo se redujo en un 1,7% interanual en el primer trimestre del año. Sólo en la provincia de Formosa se evidenció una suba de la remuneración real apenas por encima de la inflación: $22.344,3 es la remuneración mensual promedio del sector privado formal, +27% nominal interanual con respecto al primer trimestre 2017, y +,08% interanual real. En las tres provincias restantes que conforman esta región la remuneración real se contrajo en términos reales: -3,1% en Corrientes, -2,8% en Chaco, y -1,8% en Misiones.

La región Pampeana obtuvo una reducción del 1,4% interanual real en la remuneración promedio del primer trimestre del año, ocupando así el segundo lugar en el ranking. Entre las provincias que la forman, sólo La Pampa mostró un crecimiento por encima de la inflación en este indicador: +0,6% interanual. En el resto de las jurisdicciones, el poder adquisitivo se deterioró con respecto a la remuneración promedio del primer trimestre del año 2017. Estas variaciones interanuales reales negativas se encuentran entre un mínimo de -0,1% (Entre Ríos) y un máximo de – 2,1% (Córdoba y la CABA).
La región Patagónica, a pesar de pagar las remuneraciones más altas del país (un 42% superiores al promedio a nivel nacional), fue la tercera en el ranking con una reducción real equivalente al 1,2%, con respecto al nivel promedio del primer trimestre de 2017. Las cinco provincias que la componen tuvieron cambios en la misma dirección: en Santa Cruz y Neuquén se observó la mayor reducción real (-1,5%) mientras que en Tierra del Fuego, la menor (-0,5%).
La región de Cuyo evidenció un deterioro del poder de compra de la remuneración mensual cercano al 1%, con respecto al primer trimestre 2017. Sólo en San Juan la remuneración mensual promedio se mantuvo constante en términos reales, y en Mendoza y San Luis ésta se redujo en un 1,8% y 1% interanual, respectivamente. 
Finalmente, el último lugar en el ranking lo ocupa la región Noroeste, aunque también con una reducción en términos reales de este indicador. Sin embargo, entre las provincias que la forman, el comportamiento fue más heterogéneo: La Rioja y Salta, y especialmente la primera, fueron las de mayor aumento real en la remuneración mensual promedio con relación al primer trimestre del 2018 (+4% y +1,2%, respectivamente). En el resto de las provincias, las reducciones del poder adquisitivo de la remuneración mensual promedio se encontró entre un mínimo de – 0,9% (Jujuy) y un -2,9% (Santiago del Estero).

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password