No de nuevo decía: el dólar, los precios y la inflación

Compartí esta noticia !

El ajuste fiscal que viene llevando adelante el Gobierno puede ser discutible en términos de quién lo paga, si los jubilados, la casta, los gobernadores, etc… Pero un país con déficit, sin financiamiento externo y con alta inflación, tiene que equilibrar sus cuentas públicas para que la situación mejore… Incluso es de manual que una vez que la inflación baja, los salarios se empiezan a recuperar porque la inflación es un impuesto y, menos inflación es más salario. 

También es de manual que este proceso lleva un tiempo y es doloroso, pero  que no hay alternativa salvo que un milagro como la soja subiendo de los 430 dólares promedio de hoy a 1500 dólares, cosa que veo poco probable (en los años 90 la soja valía en promedio USD 200 y en los 2000 llegó a USD 600… Si, no fue magia)

Pero quiero abordar un tema un poquito más complejo de entender y que a mi criterio es tan importante como el tema fiscal, ya no para bajar la inflación si no para lograr que haya crecimiento en la economía: el tipo de cambio real.

Hoy el dólar oficial está alrededor de los 900 pesos, pero el precio no me dice mucho respecto de si es caro o barato: si tengo solo 900 pesos, tengo que destinar todo mi dinero a comprar un dólar y sería carísimo. Si tengo 900 millones de pesos puedo comprar hasta un millón de dólares y ya no me parece tan caro. 

Para tratar de que se entienda de forma sencilla, sin entrar en los tecnicismos del tipo de cambio real, realicé el siguiente gráfico que espero aporte a clarificar el panorama:

Importante:

A los distintos precios del dólar que están en el gráfico le saque el efecto de la inflación desde la salida de la Convertibilidad, o sea que sin inflación el valor del dólar pasó de 1 a 2,93 pos Convertibilidad, a 1.87 en el 2011, a 1,36 en 2018 y a fin de marzo de este año estuvo en 1,55. En síntesis la diferencia entre 1,55 y los 900 que vale hoy, es pura inflación.

Te puede Interesar  ¿Hacia un nuevo régimen cambiario en la Argentina?

 (Para el que le interesa el tema ver tipo de cambio real multilateral)

Fuente elaboración propia en base al BCRA.

Explicación:

1 ) En la Convertibilidad el dólar valía 1 peso. Parecía lindo pero como era barato importar, se compraba mucho afuera, más de lo que exportábamos (en algún momento los dólares se terminan), no teníamos competitividad hasta que un día nos quedamos sin dólares  y bum saltó a 2.93.

2) Quizás 2.93 era muy alto y se notaba en lo caro que se volvieron las cosas, pero como se importaba menos y se exportaba más, el dólar fue bajando hasta el 2011 a 1.87. Marco este precio porque ese año teníamos superávit comercial, no había cepo, no era tan alto como el 2.93 ni tan bajo como el 1 a 1, parece un buen precio.

3) Durante los dos primeros años de Macri se fue atrasando el tipo de cambio hasta llegar a 1.36 y menos. Esto se volvió nuevamente insostenible, los capitales volaron, corrida cambiaria devaluación y cepo. En síntesis; 1,36 no es 1 pero parece muy bajo para ser sostenible.

4 ) Cuando Milei devalúa apenas asume se fue a 1.96 pero a partir de ahí viene cayendo peligrosamente hasta el 31 de marzo a 1.55, lejos del 1 a 1 todavía pero ya los exportadores se quejan de la falta de competitividad y de que si abren el cepo, el aluvión de importaciones a ese precio puede ser muy dañino para las pymes sobre todo, para el empleo y para la recuperación económica.

A modo de conclusión

Domingo Cavallo siempre defendió que el 1 a 1 no estaba atrasado y que los problemas fueron otros: déficit fiscal, crisis externa etc. Milei dice que no está atrasado y que no piensa modificar la tasa de devaluación, por supuesto que el valor real del dólar no lo es todo para salir de la recesión, pero yo le asigno una parte muy importante. Dada la situación actual de que la Argentina no tiene financiamiento en los mercados internacionales, entiendo que exportar más de lo que se importa es clave para acumular reservas, levantar el cepo y empezar a crecer.

Te puede Interesar  La pesada herencia

La corriente que cree que el valor del dólar si es un problema y que afecta la competitividad de la economía, ve dos soluciones: o bajan los precios del país o sube el dólar y la primera nunca ocurrió. La segunda la vimos bastantes veces sobre todo en la salida de la Convertibilidad y la corrida del 2018 por hacer referencia a lo mostrado en el gráfico.

Para llegar a los niveles del 2011 el dólar oficial debería costar alrededor de $1090 o sea una devaluación del 20% por encima de la inflación. 

Para los que no le asignan tal importancia pongo los datos de la balanza comercial (exportaciones menos importaciones) en la Convertibilidad. Vean cómo se deterioró la cuenta, salvo en el 95 por la recesión del Tequila. Es insostenible ese déficit comercial salvo que alguien te regale la diferencia o emitamos dólares, cosa que veo difícil también.

Fuente : Elaboración propia en base al mecon

Quizás Milei no quiere devaluar para que baje más rápido la inflación, y porque el dólar barato genera una ilusión de bienestar pero que termina pegándonos contra la pared. No atrasen el dólar de nuevo… El final no es placentero.

About The Author

Compartí esta noticia !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

Solverwp- WordPress Theme and Plugin